7 consejos para prevenir la obesidad

Beber agua es muy importante para mantener la línea y eliminar toxinas. Además el agua también nos ayuda a no comer de más dando sensación de saciedad.

Te proponemos consejos para prevenir la obesidad. Porque la obesidad se puede y se debe prevenir. De hecho, la prevención es la clave para cualquier cuestión relacionada con la salud. Reconocer los síntomas de un problema antes de que realmente se convierta en problema es lo que mejor podría definirla.

Recuerda que nunca es tarde para comenzar una vida saludable.

1º. Mantente activo

Los pies de una persona haciendo jogging

Una de las mejores formas de prevenir la obesidad es vivir un estilo de vida activo. Actividades simples como subir las escaleras en lugar del ascensor o caminar hasta la tienda, nos pueden ayudar enormemente.

Otras personas disfrutan yendo al gimnasio, pero no es imprescindible. Basta con moverse, con mantenerse activo. De hecho, hay muchas maneras de practicar ejercicio: salir a caminar, correr, andar en bicicleta, nadar, hacer ejercicio en casa como yoga, etc.

2º. Come sano

Variedad de frutas orgánicas

La FDA recomienda un consumo promedio de 2.000 calorías diarias, repartidas de forma adecuada de forma que se consuman todos los nutrientes (proteínas, carbohidratos, grasas saludables, vitaminas, minerales, etc.)

Por eso, puedes adaptar tu dieta para cumplir con estos estándares de la FDA. Sin duda, es una de las formas más eficaces de prevenir la obesidad.

3º. Controla tu peso

Control de peso

Es importante pesarse una vez a la semana para controlar nuestro peso. Si notas que estás comenzando a ganar, debes tomar las medidas apropiadas para perder ese peso.

Ya sabes, ejercicio físico y una dieta equilibrada.

4º. Bebe agua

Importancia de la hidratación

Muchas veces la gente suele confundir la deshidratación con la sensación de hambre hambre.

La FDA recomienda beber ocho o 10 vasos de agua al día, ya que el agua limpia y desintoxica todas las impurezas en nuestro sistema. Además, según estudios, no hidratarse bien podría aumentar el cansancio, producir dolor de cabeza y provocar pérdida en la capacidad de concentración.

Por otra parte, recuerda que es importante que sea agua natural, sin añadidos ni azúcares.

5º. Realiza un chequeo médico por lo menos una vez al año

Chica acostada en el pasto

Los médicos aconsejan que los adultos se hagan un chequeo médico una vez al año para prevenir y/o controlar posibles complicaciones.

Si un problema se detecta a tiempo, podrá tratarse rápidamente y con mayores posibilidades de éxito. Además del chequeo, también es important que éste vaya acompañado de información, educación y consejo personalizado.

6º. Mantén la comida basura fuera de tu casa

Comida chatarra
(Foto: PABLO TESTIGOCRIMINAL/ Flickr.com)

Muchas veces es difícil resistirse a la comida basura. Sin embargo, sé inteligente y no consumas este tipo de comida. Solo estarás dañando tu salud.

Lo único que conseguirás con este tipo de alimentación es aumentar de peso, subir tus niveles de colesterol LDL, tener un hígado graso y tapar tus arterias. Todo esto podría provocar accidentes cerebrovasculares, entre otras complicaciones.

7º. Come solo cuando tengas hambre

Mujer seleccionando alimentos

Algunas personas pueden ser naturalmente delgadas debido a dos factores: 

1- Solo comen cuando tienen hambre. Solo comer cuando nuestro cuerpo nos indica que debe hacerlo es una buena manera de prevenir la obesidad.

2- La herencia genética. Su genética viene con esa información, pero aún así no se pueden confiar, porque esto no significa que continuarán siendo delgados toda la vida si tienen malos hábitos de alimentación y no realizan actividad física.

Recuerda seguir estos 7 consejos y no tendrás que preocuparte por el peso y mucho menos por llegar a tener problemas de obesidad. Si decides seguir una dieta específica o realizar un cambio en tu alimentación no olvides hacerlo con un nutricionista, el cual sabrá como ayudarte.

Imagen cortesía de Emilio Labrador.

Te aconsejamos leer el siguiente artículo:

  • Ismail I., Keating S.E., Baker M.K., Johnson N.A., "A systematic review and meta-analysis of the effect of aerobic vs. resistance exercise training on visceral fat", Obes Rev. 2012
  • Palomino D. et al, "Levels of physical activity, health-related quality of life, physical self-concept and body-mass index among Colombian students", Biomedica. 2018 Jun 15;38(2):224-231.
  • Sánchez Benito, J.L. "Efectos del ejercicio físico y una dieta saludable", Nutr. clín. diet. hosp. 2009; 29(1):46-53.
  • Maughan, R.J., "Impact of mild dehydration on wellness and on exercise performance", Eur J Clin Nutr. 2003 Dec;57 Suppl 2:S19-23.(2003).
  • Montero, Moraga, Althausen. (2010). La consulta por "chequeo médico"en adultos. Science Direct. https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S0716864010705885.
  • Joaquín Montero, Luz Montero, Lili Moraga, Carolina Althausen, K.Ydra, "La consulta por “chequeo médico” en adultos", Revista Médica Clínica Las Condes, Volume 21, Issue 5, September 2010, Pages 674-683

    Periodic health checkup in adults