7 ejercicios faciales para evitar la flacidez y las arrugas prematuras

Carolina Betancourth · 3 diciembre, 2019
Este artículo ha sido verificado y aprobado por la médica Karla Henríquez el 16 mayo, 2019
Los ejercicios faciales pueden contribuir a una piel más sana y tonificada en el marco de cuidados diarios y una vida saludable en la que la hidratación es de suma importancia.

Para conservar la piel joven y libre de imperfecciones, la industria cosmética ha diseñado una amplia variedad de tratamientos. Su fin es minimizar los daños causados por los radicales libres y nutrirla. ¿Sabías que puedes complementar su eficacia con ejercicios faciales? 

En efecto, aunque muchos cosméticos ofrecen buenos resultados, no suelen funcionar por sí solos. Por eso, es necesario complementarlos con otros buenos hábitos como una buena alimentación y algunos ejercicios. Respecto a estos últimos, nos encontramos con ejercicios faciales que trabajan específicamente los músculos del rostro.

Aunque las evidencias sobre su eficacia siguen siendo limitadas, en la actualidad hay algunos estudios que sugieren que son beneficiosos para mejorar modestamente la apariencia facial de mujeres de mediana edad. Si deseas practicarlos, descubre las opciones que te damos a continuación.

Ejercicios faciales para evitar la flacidez y las arrugas prematuras

Hasta la fecha hay muy pocas evidencias sobre los efectos de los ejercicios faciales en cuanto a la prevención del envejecimiento. Sin embargo, datos anecdóticos y testimonios sugieren que su práctica constante puede ser beneficiosa para la prevención de la flacidez y las arrugas prematuras.

Según una publicación en Harvard Health Publishing, estos ejercicios no tienen efectos instantáneos sobre los músculos faciales y la piel. Incluso, es difícil establecer si son útiles o no. Pese a esto, se cree que son útiles para reducir el aspecto de las cicatrices gruesas, evitar la flacidez y minimizar algunos signos prematuros de la edad.

El Dr. Olbricht puntualiza en esta misma publicación que realmente no hay inconveniente en practicar este tipo de ejercicios. No son peligrosos y tampoco suponen riesgos de efectos negativos. Así pues, si decides incorporarlos en tu rutina, puedes optar por las siguientes opciones.

1. Ejercicios para las mejillas

Ejercicios para las mejillas

  • Para empezar, inspira e hincha las mejillas con aire. Luego, dales pequeños golpecitos con las yemas de los dedos.
  • Trata de sostener la tensión durante 8 segundos y suelta el aire lentamente.
  • Por otra parte, otra actividad consiste en torcer los labios. Primero, tuércelos hacia el lado derecho y, luego, hacia el izquierdo.
  • Finalmente, recuerda que debes asegurarte de que ambos movimientos tensan los pómulos para conseguir buenos efectos.

Ver también: 4 Trucos para reafirmar mejillas caídas

2. Ejercicios para el contorno de los ojos

  • Primero, forma círculos con los dedos índices y pulgares, como si estuvieses simulando unas gafas.
  • A continuación, ponlos alrededor de los ojos y úsalos para tensar la piel de arriba hacia abajo.
  • Luego, parpadea unas 20 veces sin dejar de tensionar, sostén unos segundos y relaja.
  • Por otra parte, otra opción es colocar los dedos índices sobre cada una de las cejas y hacer presión hacia abajo.
  • Mientras tanto, intenta levantar las cejas, relaja y repítelo 15 veces para evitar la flacidez de los párpados superiores.

3. Ejercicios para el contorno de la boca

Ejercicios para el contorno de la boca

  • En primer lugar, abre la boca exageradamente, ciérrala y completa 10 repeticiones.
  • Luego, pronuncia las vocales en voz alta con una expresión marcada, es decir, abriendo la boca tanto como te sea posible.
  • Repítelas 10 veces.
  • Finalmente, descansa.

4. Ejercicio para la frente

  • En un principio, pon ambas manos en la frente con las palmas hacia adentro y estira la piel hacia el exterior, como si estuvieses barriendo.
  • Luego, relaja la piel, descansa 10 segundos y repítelo hasta 15 veces.

5. Ejercicio para el cuello

Ejercicio para el cuello

  • Primero, manteniendo la mirada hacia el frente, pon las puntas de los dedos en la parte inferior del cuello y acaricia la piel hacia abajo, con la cabeza inclinada hacia atrás.
  • Luego, mueve tu cabeza hacia adelante y hacia atrás, repitiéndolo de 6 a 8 veces.

6. Ejercicio para evitar las cejas caídas

  • Para comenzar, pon el dedo índice debajo de cada ojo, apuntando hacia la nariz.
  • Luego, oculta los dientes con los labios y comienza a parpadear rápido mirando hacia el techo.
  • Finalmente, repítelo 3 veces, durante 30 segundos.

Te recomendamos leer: 10 consejos para que tus cejas luzcan más bonitas que nunca

7. Ejercicio para la papada

Ejercicio para la papada

  • Primero, adopta una posición erguida, ya sea parada o sentada en una silla recta.
  • Luego, mueve la cabeza hacia atrás, mantén la mirada hacia arriba y haz que la boca se mueva como si estuvieses masticando comida.
  • Finalmente, realiza 15 repeticiones.

Para terminar…

Recuerda mantener una correcta hidratación a través del consumo de agua y bebidas saludables. Además, no olvides utilizar productos hidratantes y protector solar.  Ten en cuenta que lucir un rostro saludable y joven depende en gran medida de tus hábitos. Por ello, también evita consumir alcohol o tabaco.

  • Murad Alam, et al. “Association of Facial Exercise With the Appearance of Aging”, JAMA Dermatol2018;154(3):365-367
  • Van Borsel, J., De Vos, M. C., Bastiaansen, K., Welvaert, J., & Lambert, J. (2014, January 1). The effectiveness of facial exercises for facial rejuvenation: A systematic review. Aesthetic Surgery Journal, 34(1), 22-27
  • De Vos MC, Van den Brande H, Boone B, Van Borsel J, “Facial exercises for facial rejuvenation: a control group study”, Folia Phoniatr Logop. 2013;65(3):117-22.