7 estrategias para perder peso sin dietas restrictivas

20 Julio, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la nutricionista Eliana Delgado Villanueva
La mejor manera de alcanzar un peso sano y estable es mejorando la alimentación sin necesidad de acceder a dietas restrictivas. De esta manera, no solo se combate el sobrepeso, sino que se mejora la calidad de vida.
 

¿Detestas estar a dieta? Quizás te sorprenda saber que las dietas restrictivas no son una fórmula que funciona para adelgazar y mantener un peso estable a largo plazo. Para los expertos, se trata solo de una iniciativa de corta duración.

La mejor manera de alcanzar un peso sano es mejorando la alimentación sin necesidad de acceder a un patrón excesivamente restrictivo. De esta manera, no solo se combate el sobrepeso, sino que se mejora la calidad de vida.

¿Sirven las dietas restrictivas para bajar de peso?

Posiblemente muchos hayan realizado una de estas dietas o hayan conocido a alguien que lo haya hecho. La impresión principal es la siguiente: al principio hay una pérdida de peso, pero al poco tiempo la persona siente ansiedad, ya que hay muchas restricciones. Al final acaba abandonando la dieta por ser demasiado complicada de seguir, con el consiguiente efecto rebote.

¿Por qué ocurre esto?

En la primera fase, la persona está motivada y le resulta más fácil seguir la dieta que ha elegido, además debido al déficit calórico, nota que pierde peso rápidamente. Pero en el proceso nota que tiene varios alimentos prohibidos, según el tipo de dieta “milagro”, y que cada vez resulta más difícil de saltar.

 

Estas dietas pueden provocar deficiencias nutricionales y perjudicar la salud. Además, a nivel psicológico, pueden hacer que aumente el nivel de ansiedad, la falta de concentración, la irascibilidad, el riesgo de sufrir de depresión, y en general, puede hacer que la persona tenga un ánimo voluble, entre otras cuestiones. Todos estos síntomas nos pueden empujar a un trastorno de la conducta alimentaria.

Cuando la persona ya está inmersa en todos estos síntomas físicos y psicológicos le resulta cada vez más difícil seguir la dieta, con la frustración que esto genera.

 Consejos para perder peso sin dietas restrictivas

En lugar de someterte a una dieta restrictiva y exponerte a todo lo que te hemos comentado, te recomendamos que elijas otras maneras de bajar de peso que no tengan nada que ver con un régimen de alimentación extremo.

¿Estás listo para probar estas opciones? En ese caso, sigue leyendo todo lo que vamos a comentarte a continuación. Adicionalmente, recuerda que la constancia es básica para conseguir resultados.

1. Bebe suficiente agua

Mujer bebiendo agua
El agua es necesario para las funciones básicas del organismo, te mantendrá con más energía y evitará que consumas alimentos innecesarios.

Si bien parece una exageración, es totalmente cierto. El agua es saludable para el organismo. Aunque no lo creas, beber agua correctamente también te puede ayudar a perder peso.

 

El agua te ayuda a eliminar toxinas, te mantiene hidratado y con energía. Esto puede evitar que comas alimentos altos en azúcar para mantenerte despierto. El agua cumplirá con esta función. Además, te ayudará a mantenerte saciado durante más tiempo. De este modo es menos probable que piques alimentos

2. Olvídate del coche y camina

En estos tiempos, es común estar acostumbrados a transportarnos en coche. Sabemos que es bastante cómodo, pero puede interferir con el propósito de perder peso. Además de ser dañino para el medioambiente, evita que realicemos uno de los mejores ejercicios: caminar.

Lee también: 6 motivos por los que fracasa tu dieta para adelgazar

3. Identifica los alimentos no saludables

No se trata de hacer una dieta restrictiva, sino de identificar aquellos alimentos que podrían hacer que subas de peso. El objetivo es eliminarlos poco a poco de tu vida. Los refrescos industriales, las frituras y todos aquellos comestibles con grasas saturadas son una mala opción para el cuerpo, según un artículo publicado en la revista BMC Public Health.

4. Dile adiós al estrés

Mujer con estrés
El estrés nos afecta a la hora de comer. Prueba con técnicas de relajación y elimina las fuentes de esa ansiedad.

Aunque no lo creas, el estrés es perjudicial para tu salud y esto también terminará contribuyendo a que subas de peso. Lo mejor será identificar qué es lo que te causa esa ansiedad. Identifica y elimina todo aquello que genera estrés en tu vida diaria.

 

Nada vale tanto la pena como para afectar a la salud. El estrés puede ser el desencadenante de muchas enfermedades y es mejor frenarlo a tiempo. Para relajarte puedes practicar ejercicios de meditación o alguna otra actividad relajante.

Otras estrategias como la suplementación con melatonina han resultado eficaces a la hora de reducir los niveles de ansiedad, según un estudio publicado en el año 2017. De este modo, la ingesta regular de esta sustancia puede mejorar la calidad del descanso y ayudar a disminuir el estrés, lo que repercutirá positivamente en la salud y en la pérdida de peso.

5. Baila y diviértete

Los ejercicios te ayudan a perder grasa. Una de las actividades que puede incluir en tus rutinas es el baile, pues los movimientos te pondrán en acción y te harán sudar como nunca. Lo mejor es que no te sentirás tan cansado, pues te estarás divirtiendo mucho. Algunos gimnasios tienen programas de baile para bajar de peso.

Lee también: Dieta saciante: perder peso sin pasar hambre

6. Duerme bien

Mujer durmiendo
Un descanso reparador nos aportará mayor energía para afrontar el día y movernos.

Los expertos nos recomiendan dormir entre 6 y 8 horas para tener un buen rendimiento en nuestras actividades y no ver afectada nuestra salud. Dormir correctamente y el tiempo adecuado, te hará sentir mucho mejor. Para empezar, te sentirás menos estresado y tendrás mucha más energía.

 

De acuerdo con la revista American Journal of Epidemiology, restringir el sueño puede causar problemas en el metabolismo y, eventualmente, hacernos subir de peso.

7. Cocina en casa para evitar las dietas restrictivas

Aunque resulte difícil de creer, cocinar tus propios alimentos puede marcar una enorme diferencia. Comer en la calle evita que conozcas todos los ingredientes que lleva la comida. También desconoces la cantidad de grasa con la que es preparada y si los alimentos son de la mejor calidad. Preparar tu comida te ayudará a saber lo que es mejor para tu salud.

Mejora tus hábitos para perder peso

En conclusión, es posible perder peso de una forma segura y saludable, sin hacer dietas restrictivas. Un estilo de vida saludable te dará resultados seguros y permanentes. Mejorar ciertos aspectos de tus rutinas, junto con la práctica de ejercicio físico de manera regular, puede ayudarte a reducir los quilos de más sin efecto rebote. Piensa que mantener un peso adecuado es una de las mejores formas de cuidar la salud.

 
  • Zhao Y., Wang L., Xue H., Wang H., Wang Y., Fast food consumption and its associations with obesity and hypertension among children: results from the baseline data of the childhood obesity study in China mega cities. BMC Public Health, 2017.
  • Impellizzeri P., Vinci E., Gugliandolo MC., Cuzzocrea F., et al., Premedication with melatonin vs midazolam: efficacy on anxiety and compliance in paedriatric surgical patients. Eur J Pediatr, 2017. 176 (7): 947-953.