7 ingredientes tóxicos que podrían estar en tus alimentos

Si bien gran parte de los alimentos que consumimos pueden contener sustancias dañinas, para evitarlas es importante que, en la medida de lo posible, intentemos optar por productos ecológicos

En la actualidad se han descubierto tantas sustancias dañinas en muchos de los alimentos que suelen incluirse con regularidad en la dieta que para muchos se está convirtiendo en todo un reto el asegurarse de ingerir comidas seguras y saludables.

Con tantos consejos contradictorios, procedentes de diversas investigaciones y creencias populares, hay quienes ya se dieron por vencidos y están comiendo todo lo que les apetece.

Lo cierto es que, sin el ánimo de prohibir alimentos o tratar de asustar a los consumidores, hay ciertas sustancias tóxicas que están presentes en muchas comidas procesadas de las que se distribuyen sin problemas en el mercado.

Aunque el hecho de consumirlas en mínimas cantidades no quiere decir que puedan producir una enfermedad de forma inmediata, algunos expertos consideran que sí podrían ser causas potenciales de aquellas patologías que se desarrollan años más tarde.

Por este motivo hoy queremos compartir aquellos ingredientes perjudiciales que podrían estar en los alimentos que consumes.

1. Olestra

Olestra

También conocido con el nombre comercial “Olean”, la Olestra es un sustituto de las grasas que no hace aportes de triglicéridos, calorías ni colesterol. Eso parece ser beneficioso, ¿no?

Lo cierto es que no lo es. Al llegar al organismo puede disminuir las vitaminas solubles en grasa y los carotenos que desempeñan un papel vital en la salud.

En algunos países ya los prohibieron, pero en la mayoría aún siguen siendo el ingrediente principal de las deliciosas papitas fritas “libres de grasa”.

No olvides leer: ¿Qué tan perjudiciales son las patatas fritas?

2. Aceite vegetal bromado

Se trata de una sustancia que actúa como emulsionante para evitar que los saborizantes de las bebidas se queden en la superficie.

El problema es que al ingerirse en cantidades elevadas puede llegar a causar trastornos en la tiroides, enfermedades autoinmunes e incluso cáncer.

Todos deben considerar que el bromo es un químico tóxico, venenoso y corrosivo, asociado con defectos congénitos, problemas de crecimiento y esquizofrenia.

Aún está presente en algunos tipos de bebidas deportivas y gaseosas de sabores cítricos.

3. Azodicarbonamida

Azodicarbonamida

Es un químico sintético usado principalmente en Estados Unidos para blanquear y refinar la harina. Además, también suele ser utilizado de en las industrias como agente de expansión para la elaboración de plásticos espumados.

Su contacto con los seres humanos está relacionado con el asma y otras enfermedades del aparato respiratorio.

En varios países europeos ya está prohibido y, de hecho, quienes lo utilicen podrían ir a prisión.

Podría estar presente en:

  • Panes y bizcochos.
  • Comidas congeladas.
  • Mezclas envasadas para pastas.

4. Hormonas sintéticas

Por desgracia, muchos de los lácteos que se adquieren hoy en día en el mercado tienen algún rastro de hormonas como las RBGH y rBST que se les inyectan a las vacas para potenciar su producción de leche.

Tras ser sometida al proceso para llegar a los consumidores, queda cargada de IGF-1, un factor de crecimiento de la insulina que se ha asociado con el desarrollo de varios tipos de cánceres y enfermedades crónicas.

¿En qué comidas puede aparecer? En las leches y los lácteos procesados.

5. Cloruro de sodio

Cloruro de sodio

El que todos conocemos como sal es el ingrediente perjudicial número uno presente en las dietas de la mayor parte de las personas en todo el mundo.

En pequeñas dosis está sustancia es necesaria para desempeñar de forma adecuada varias funciones del cuerpo; sin embargo, el gran problema es que todos la están ingiriendo en enormes cantidades, ya que está presente en muchas de las comidas procesadas del mercado.

El exceso de sal está relacionado con la hipertensión, retención de líquidos y diversas patologías inflamatorias.

¿Quieres conocer más? Lee: Consejos para eliminar la sal de tu dieta y mejorar tu salud

6. Nitritos de sodio y nitratos de sodio

Son aquellas sustancias que hacen que las carnes procesadas luzcan frescas y apetecibles aunque pasen los días.

El problema es que su ingesta está asociada con el mayor del riesgo de cáncer de colon y síndrome metabólico.

Podría estar en alimentos como:

  • Salchichas.
  • Mortadela.
  • Tocino.
  • Salchichón.
  • Jamón.
  • Chorizos.

7. BHA y BHT

BHA y BHT

Son unos aditivos derivados del petróleo que algunas compañías suelen utilizar como conservantes.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Salud de los Estados Unidos el BHA podría ser cancerígeno cuando se acumula en exceso en el organismo.

¿En qué alimentos pueden aparecer?

  • Cereales.
  • Paquetes de nueces.
  • Goma de mascar.
  • Mantequilla.

Conclusión

Como consumidores y personas preocupadas por la salud es mejor prestarle más atención a las etiquetas de los alimentos del mercado.

Aunque es muy difícil saber si pueden ser dañinos o no, es bueno identificar este tipo de sustancias para evitar su consumo.

La forma más segura de alimentarse bien es escogiendo alimentos de origen orgánico en lugar de los procesados.

 

 

Categorías: Curiosidades Etiquetas:
Te puede gustar