7 juegos eróticos con los que desafiar a tu pareja

Carolina Betancourth · 14 enero, 2018
Gracias a los juegos eróticos podemos añadirle una chispa de emoción a nuestras relaciones sexuales y explorar terrenos desconocidos de la mano de nuestra pareja

Los juegos eróticos son la herramienta perfecta para hacer a un lado la monotonía sexual que, muchas veces, afecta la vida en pareja.

Aunque es inevitable tener ciertas costumbres a la hora del sexo, innovar y buscar nuevos estímulos puede ayudar a conseguir experiencias más placenteras y divertidas.

Por supuesto, antes que nada, es primordial mejorar la comunicación con el otro, ya que ambos deben exponer sus inconformidades y preferencias.

A partir de esto, los dos consiguen romper la rutina y pueden entrar en interesantes juegos que ayudan a mejorar la calidad de las relaciones sexuales.

¿Te animas? Descubre 7 interesantes opciones para desafiar a tu pareja.

1. El detenido

detenido

¿Te gusta dominar en la cama? ¿Prefieres ser el sumiso? Sea cual sea el rol que te llama la atención, el juego del detenido es una interesante opción para ponerlo en práctica.

Este crea una situación muy excitante, en la cual uno de los miembros queda a merced del otro, inmovilizado e indefenso.

¿En qué consiste?

  • El “dominante” utiliza unas esposas o lazo para inmovilizar a su “esclavo”.
  • El detenido estará sometido a lo que el otro quiera y tendrá que disfrutar su “sentencia” sin reproches.
  • La otra persona puede empezar explorando el cuerpo, haciendo preliminares con la boca, las manos o un juguete sexual.

Lee también: 5 lugares donde deberías practicar sexo

2. El ciego

El ciego es uno de los juegos clásicos para desafiar a la pareja en la cama. Es una actividad que estimula los sentidos, sobre todo porque, al reducirse lo visual, se centra en el tacto y las sensaciones con la boca y otros elementos.

Es un buen complemento para el juego anterior, aunque no necesariamente tiene que someterse al otro.

¿En qué consiste?

  • Uno de los dos debe cubrir los ojos del otro con una venda oscura.
  • Posterior a esto, inician los preliminares para estimular lentamente.

3. Temperatura

temperatura

Existen muchos métodos para jugar con la temperatura al momento de tener relaciones sexuales. Estas producen sensaciones interesantes en las zonas erógenas y, muchas veces, facilitan el orgasmo.

Es importante verificar que las temperaturas son aptas para la piel, ya que la idea es disfrutar y no causar lesiones o dolor.

¿En qué consiste?

En primer lugar se elige un elemento con una temperatura diferente:

  • Un cubo de hielo
  • Un aceite caliente
  • Una menta fría
  • Una bebida caliente

Tras hacer la elección, la persona lo toma con la boca, o lo aplica sobre la piel (si es apto), y comienza la estimulación con movimientos lentos.

Visita este artículo: ¿Cómo potenciar la erección de tu pareja?

4. Body painting

Las personas más creativas pueden sentirse muy excitadas con un juego erótico que cada vez gana más fama: el body painting.

Es una práctica que resulta muy excitante y que permite fortalecer los vínculos sentimentales de una forma muy especial.

¿En qué consiste?

  • Ambos se desnudan y se pintan el cuerpo uno a otro.
  • No se trata de hacer obras de arte como tal. La idea es disfrutar de la sensación del pincel y la pintura sobre el cuerpo.
  • Es importante utilizar una pintura apta para la piel para evitar futuras agresiones o reacciones alérgicas.

5. Juegos de rol

juego-roles

La ventaja de los juegos de rol es que tiene muchas posibilidades. Además del clásico “dominado”, existen versiones con disfraces, guiones, profesiones y muchos otros elementos que crean una interesante fantasía.

¿En qué consiste?

  • Cada uno de los participantes asume un rol (por ejemplo, jefe y secretaria).
  • Si es posible, ambos pueden salir del entorno habitual para hacer de la experiencia algo más excitante.
  • Lo importante es que los dos asuman sus personajes de acuerdo a sus características, creando una historia con comportamientos y diálogos candentes.

6. Twister desnudo

¿Por qué no aprovechar este clásico juego infantil para salir de la rutina en el sexo? Las posturas que se adoptan pueden resultar muy excitantes para ambos.

¿En qué consiste?

  • Los pies y las manos se ponen sobre el tapete con colores, como se hace en el juego habitual.
  • La diferencia es que se le añade un toque erótico al estar desnudos durante todo el juego.

7. Strip póker

poker

El strip póker se ha convertido en uno de los juegos eróticos preliminares más comunes. Es una forma de retar a la pareja mientras se disfruta una prolongada situación de erotismo antes de la relación sexual.

¿En qué consiste?

  • Se trata de jugar al póker pero sin apostar dinero. En lugar de esto, cuando alguno pierde, se debe quitar una prenda, hasta quedar completamente desnudo.

¿Te gustó alguno de los juegos mencionados? Compártelos con tu pareja y anímala a disfrutarlos para acabar de una buena vez con esa monotonía que hace del sexo algo aburrido.