7 Mitos que debes saber sobre el colesterol

¿Sabías que el cerebro también tiene colesterol? El exceso de colesterol es malo, pero también lo es la ausencia de él, ya que esta sustancia nos ayuda a formar células y glándulas

Existe mucha desinformación en relación al colesterol, una palabra que seguro habrás escuchado en más de una oportunidad y que el médico te ha dicho que sus niveles no están como deberían. Tal vez pienses que el LDL es el malo de la película y no sea tan así…Entérate cuáles son los principales mitos sobre el colesterol (y sus verdades) en este artículo.

¿Qué es el colesterol?

La falta de información o el simple hecho de leer una publicación o escuchar a un amigo hablar sobre el tema puede causarnos varios problemas y esto no sólo se refiere al colesterol, sino también a cualquier cuestión referida a la salud.
Por ello es que hemos consultado con varios expertos para poder dar a conocer los mitos y verdades más “populares” de uno de los enemigos públicos más importantes del mundo. Para comenzar, es bueno saber qué es el colesterol.
colesterol-productos-herbolario-1
Se trata de un componente vital para el funcionamiento de las células cuando se encuentra en los niveles adecuados. Está presente no sólo en las personas, sino también en la mayoría de los seres vivos. Por ello es que los vegetales también tienen colesterol, por ejemplo, pero en menor proporción que las carnes rojas. El colesterol ayuda a formar estructuras y glándulas. En el cerebro, entre el 10 y el 20% de su composición es colesterol y la leche materna la provee en buenas dosis. Algunas de las tareas del colesterol son:

  • Estabilizar y proteger las membranas celulares.
  • Resguardar la estructura del sistema nervioso.
  • Metabolizar las grasas alimentarias y regular el exceso de colesterol orgánico.
  • Ayudar a formar hormonas sexuales, como son los estrógenos.
  • Proveer las sustancias necesarias para elaborar otras hormonas.
  • Proteger la piel y evitar que se deshidrate.
  • Intervenir en la formación de vitamina D.
  • Mejorar el sistema inmune.
  • Proteger de daños renales (sobre todo a los diabéticos).
  • Aportarle elasticidad a los glóbulos rojos.
  • Desarrollar el cerebro en los recién nacidos.
  • Impedir malformaciones en los embriones.

Como se puede observar, tiene muchas funciones y de lo más importantes. Entonces, ¿Cuál sería el problema de tener colesterol alto? Pues como siempre se dice, los excesos son malos, aún en una sustancia tan benéfica para nuestro organismo.

Colesterol mujer

Algunos mitos sobre el colesterol

El marisco está repleto de colesterol

No es una verdad completa. Las investigaciones indican que los mariscos tienen bastantes esteroles (entre ellos el colesterol), pero no como se creía hasta hace algún tiempo atrás. Además, los mariscos nos aportan ácidos grasos Omega 3 que reducen el colesterol negativo. Consume ostras o almejas en una dieta equilibrada y podrás disfrutar de una vida saludable.

El colesterol es una moda

Si bien es cierto que antes las personas no sabían que “existía” el colesterol, también es verdad que los problemas que acarrea son reales. Las consecuencias de no controlar los niveles de colesterol son graves y eso no es una tendencia. Lo que sí es real es que muchos se preocupan más por el tema, los médicos indican a sus pacientes que se hagan exámenes de sangre periódicamente y existen medicamentos y tratamientos naturales que hasta algunos años no había.

Colesterol

Es bueno bajar todo el colesterol

Esto es una total mentira, como se ha explicado antes, porque el colesterol tiene muchas tareas asignadas en nuestro cuerpo. Se debe reducir hasta niveles normales, pero tampoco por debajo de ello, porque es contraproducente también. O sea, tener el colesterol alto es malo, pero que esté bajo también. Hay estudios que indican que la falta de colesterol trae como consecuencia problemas como la depresión o el cansancio crónico.

Algunos alimentos no tienen colesterol

Otro de los mitos de los que hemos hablado antes. En todos los seres vivos, incluyendo animales, plantas y bacterias, hay colesterol, porque es un elemento que se encarga de muchas cosas. Puede haber especies que tengan menos cantidad que otras, es cierto, pero no existe ninguna con cero colesterol. Otra de las cosas que incluye a aumentar el colesterol es la manera de cocinarlo. Si se come una pieza de carne frita no será lo mismo que a la plancha, por citar sólo un ejemplo.

Las nueces aumentan el colesterol

Este mito parte de la base de que las nueces poseen mucha cantidad de grasas. Pero hay que hacer una salvedad, ya que estas grasas son “buenas” para el cerebro -sobre todo- y para el cuerpo en general. Así que, si comes un puñado de nueces (junto a otros frutos secos) no estarás aportando demasiadas grasas malas a tu cuerpo y, además, evitarás comer alimentos que si las tengan, como es el caso de las patatas fritas.

Colesterol

La única causa del infarto es el colesterol

En parte sí, pero también existen otros factores que pueden incluir y aumentar las posibilidades de padecer infartos de miocardio o paros cardíacos. Es verdad que el exceso de colesterol se traduce en paredes de las arterias tapadas, pero eso también lo causa la sal, el estrés o el sedentarismo. Por lo tanto, no hay que echarle toda la culpa al colesterol de lo que ocurre en nuestro corazón, aunque sea un gran responsable.

Es necesario consumir medicamentos para reducir el colesterol

Eso depende de varios factores. Por ejemplo, algunas personas con un nivel demasiado elevado de colesterol no pueden “esperar” a que los remedios naturales hagan efecto. Si bien las recetas caseras son mejores porque no contienen químicos, todo es según el paciente. En el caso de personas con un poco de colesterol elevado, no es necesario ingerir pastillas, sino cambiar su alimentación por más frutas y vegetales, cereales integrales, entre otros.

Categorías: Buenos hábitos Etiquetas: