7 sorprendentes usos de miel de abeja

Elena Martínez Blasco · 21 enero, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por la médico Maricela Jiménez López el 21 enero, 2020
La miel de abejas es un ingrediente medicinal que podemos usar como coadyuvante contra diferentes problemas. Te invitamos a descubrir algunas de sus aplicaciones más populares. ¡Tenlas en cuenta!

La mayoría de nosotros conocemos muchos de los usos de la miel de abeja. Este ingrediente natural ha hecho parte de la medicina alternativa desde la antigüedad. De hecho, debido a las evidencias sobre sus propiedades, es uno de los pocos remedios naturales aceptados en la comunidad médica.

Por supuesto, no es un tratamiento de primera línea y tampoco supone un sustituto para los medicamentos convencionales. Sin embargo, en muchos casos, es un buen coadyuvante para controlar síntomas o contribuir a mejorar el proceso de recuperación. ¿Quieres saber más al respecto?.

Elegir bien la miel

miel

 

No todas las mieles son iguales. Hoy en día podemos encontrar muchas variedades y diferentes calidades en cualquier supermercado, algunas a precios muy bajos.

No obstante, para que conserve todas sus propiedades medicinales debemos elegir una miel cruda que no haya sido sometida a altas temperaturas, lo cual se confirma si la miel está solidificada o cristalizada.

En casa nosotros mismos la podemos poner al baño María para que se vuelva líquida. También debe ser una miel de la máxima calidad posible, natural o ecológica, para asegurarnos de que no se le hayan añadido sustancias químicas para conservarla.

No olvides leer: 6 usos de la canela para mantener sanas las plantas del jardín

1. Cicatrizar heridas

Uno de los usos más extendidos de la miel de abejas es como tratamiento tópico para las quemaduras y heridas. Su aplicación constante mejora el aspecto de la piel y evita que se den infecciones.

En un estudio publicado en Wisconsin Medical Society determinó que, incluso, la miel puede ayudar al tratamiento de las úlceras del pie diabético. 

  • Solamente tienes que dejar que la miel se seque sobre la herida e ir repitiendo la aplicación hasta que mejore.

2. Mascarilla para el cutis

Mascarilla para el cutis

La miel de abeja puede actuar como un ingrediente natural para mantener la hidratación natural de la piel. A diferencia de los aceites, evita que el cutis se seque sin aportarle una textura grasa, lo cual la convierte en el componente perfecto para una mascarilla adecuada para todo tipo de pieles: secas, mixtas y grasas.

Las pieles con acné también se pueden beneficiar de ella, ya que tiene propiedades antibacterianas. Además, como lo destaca una revisión publicada en Journal of Cosmetic Dermatology, ayuda a regular el pH y favorece el alivio de heridas y quemaduras.

  • Nos pondremos una capa de miel por toda la cara y la dejaremos actuar durante media hora. A continuación nos aclararemos el cutis con agua tibia.

3. Champú natural

Las personas que buscan champús totalmente naturales para lavar y cuidar su cabello pueden probar con una cucharada sopera de miel diluida en 200 ml de agua. De acuerdo con un estudio publicado en European Journal of Medical Research, la miel es beneficiosa contra la caspa y la dermatitis seborreica del cuero cabelludo.

  • Si queremos usar nuestro champú habitual, podemos probar este remedio como acondicionador o mascarilla.

4. Jarabes, uno de los usos populares de la miel

Sin lugar a dudas, la preparación de jarabes naturales es uno de los usos más extendidos de la miel. Gracias a sus propiedades antimicrobianas y antivirales, este ingrediente ayuda a mejorar este síntoma.

De hecho, un estudio publicado en The Journal of Alternative and Complementary Medicine determinó que la miel funcionó mejor que dos medicamentos comunes para la tos. 

  • A este jarabe podemos añadirle cáscaras de limón y naranja, jengibre, canela o tomillo.

5. Reguladora intestinal

Un estudio a través de The American Journal of Clinical Nutrition, sugiere que, en el intestino, la miel actúa como laxante suave para favorecer la evacuación. 

  • Para potenciar su virtudes debemos tomar cada mañana en ayunas un vaso de agua caliente con una cucharada sopera de miel y una cucharada sopera de vinagre de manzana sin pasteurizar.

6. Una buena digestión

Una buena digestión

La miel de abeja es un remedio medicinal para tratar múltiples problemas digestivos como la acidez o las úlceras gástricas. Actúa regulando la secreción de los jugos gástricos, a la vez que ejerce sus propiedades antiinflamatorias y cicatrizantes sobre toda la mucosa digestiva.

¿Quieres conocer más? Lee: Los mejores alimentos de fácil digestión

7. Usos de la miel: para dormir mejor

¿Problemas de nerviosismo o insomnio? La miel también puede ayudarte con esto. Además de ser rica en vitaminas, minerales y ácidos grasos esenciales, contiene azúcares que aumentan los niveles de insulina de manera natural y producen serotonina.

Esta hormona está relacionada con nuestro estado de ánimo y nos produce una sensación de relajación. Un estudio publicado en Clinical Nutrition ESPEN concluyó que la mezcla de leche y miel mejora el estado de sueño.

  • Podemos tomarnos, cada noche, una infusión relajante o un vaso de leche con una cucharadita de miel.

En definitiva

Podemos utilizar la miel como complemento de varios tratamientos. Sin embargo, debemos moderar su ingesta y usarla solo cuando sea necesario. Además, por ningún motivo debe remplazar el tratamiento médico.

  • Samarghandian S, Farkhondeh T, Samini F. Honey and Health: A Review of Recent Clinical Research. Pharmacognosy Res. 2017;9(2):121–127. doi:10.4103/0974-8490.204647
  • Jull, A. B., Cullum, N., Dumville, J. C., Westby, M. J., Deshpande, S., & Walker, N. (2015). Honey as a topical treatment for wounds. Cochrane Database of Systematic Reviews. https://doi.org/10.1002/14651858.CD005083.pub4
  • Eddy, J. J., Gideonsen, M. D., & Mack, G. P. (2008). Practical considerations of using topical honey for neuropathic diabetic foot ulcers: A review. Wisconsin Medical Journal.
  • Burlando, B., & Cornara, L. (2013). Honey in dermatology and skin care: A review. Journal of Cosmetic Dermatology. https://doi.org/10.1111/jocd.12058
  • Al-Waili, N. S. (2001). Therapeutic and prophylactic effects of crude honey on chronic seborrheic dermatitis and dandruff. European Journal of Medical Research.
  • Shadkam, M. N., Mozaffari-Khosravi, H., & Mozayan, M. R. (2010). A comparison of the effect of honey, dextromethorphan, and diphenhydramine on nightly cough and sleep quality in children and their parents. Journal of Alternative and Complementary Medicine. https://doi.org/10.1089/acm.2009.0311
  • Ladas, S. D., Haritos, D. N., & Raptis, S. A. (1995). Honey may have a laxative effect on normal subjects because of incomplete fructose absorption. American Journal of Clinical Nutrition. https://doi.org/10.1093/ajcn/62.6.1212
  • Fazalda A, Quraisiah A, Nur Azlina MF. Antiulcer Effect of Honey in Nonsteroidal Anti-Inflammatory Drugs Induced Gastric Ulcer Model in Rats: A Systematic Review. Evid Based Complement Alternat Med. 2018;2018:7515692. Published 2018 Jul 15. doi:10.1155/2018/7515692
  • Fakhr-Movahedi, A., Mirmohammadkhani, M., & Ramezani, H. (2018). Effect of milk-honey mixture on the sleep quality of coronary patients: A clinical trial study. Clinical Nutrition ESPEN. https://doi.org/10.1016/j.clnesp.2018.08.015