7 tips fundamentales para superar una ruptura

A la hora de superar una ruptura es importante que nos demos tiempo para aceptar la nueva situación. El ejercicio físico nos puede ayudar a aclarar nuestras ideas y mejorar nuestro ánimo

Superar una ruptura puede ser un proceso lento y doloroso, ya que es un cambio al que nos tenemos que acostumbrar en muchos sentidos.

No obstante, podemos hacer que sea lo más llevadero y equilibrado posible siguiendo algunas recomendaciones.

Descubre en este artículo cómo puedes pasar página para afrontar esa nueva etapa con optimismo y energía.

1. Superar una ruptura y afrontar el duelo

Superar una ruptura

Una ruptura puede ser comparable con una situación de verdadera pérdida ya que, en muchos casos, lo vivimos de esa manera.

Esto implica un proceso de duelo que vamos a vivir según cómo haya sido la relación y la ruptura, así como también la manera en la que se nos plantee la nueva etapa.

Es muy importante respetar el tiempo de duelo que necesitemos, que no nos forcemos a estar bien desde el primer momento.

Debemos concedernos el silencio, el espacio y el tiempo que nos haga falta ya que, de lo contrario, lo que haremos será reprimir ese hecho de manera traumática, lo cual acabará manifestándose de una manera u otra.

Ver también: ¿Cómo superar una situación de duelo?

2. Ir borrando el pasado

Una buena manera de sobrellevar el proceso de duelo puede ser escribir todos nuestros sentimientos.

Podemos redactar un diario o bien cartas que, en vez de enviar, podemos quemar, lo cual resulta muy liberador. Esto nos ayuda a exteriorizar todo aquello que ha quedado pendiente y a ir dejando atrás el pasado.

También tenemos las fotografías, los vídeos y todos los recuerdos con los que convivimos. También esto debe ser gradual y natural. A medida que sintamos que queremos desprendernos de esas cosas las iremos retirando.

3. Nutre tu sistema nervioso

Frutas y verduras

Cuando nos sentimos mal tendemos a comer poco o demasiado, o a elegir alimentos que nos nos convienen. Esto puede ser perjudicial por dos motivos.

En primer lugar, porque nos hará perder o ganar peso, lo cual perjudicará nuestra autoestima, nuestras ganas de salir y hacer cosas, de conocer a gente nueva, etc.

En segundo lugar, porque los alimentos pueden nutrir o perjudicar a nuestro sistema nervioso, que es el encargado de regular los estados de nerviosismo, nostalgia, ansiedad, depresión, etc.

Elige alimentos frescos, que te aporten nutrientes y vitalidad, como frutas y verduras, en jugos y ensaladas, frutos secos, semillas, cereales integrales o legumbres.

4. Hazte con aceites antidepresivos

Los aceites esenciales son un botiquín emocional que te puede acompañar en esta etapa para superar una ruptura con algunos remedios naturales.

Te recomendamos los aceites cítricos (limón, naranja, pomelo, mandarina), que aportan energía, vitalidad y alegría, y que actúan como antidepresivos naturales. 

Si sufres ansiedad o nerviosismo, también puedes optar por el aceite esencial de lavanda, que es relajante y equilibrante.

Impregna con ellos tu ropa y tu hogar y notarás la diferencia.

5. Haz ejercicio intenso

Haz ejercicio intenso

Aunque los ejercicios de meditación y relajación son muy beneficiosos para la salud, las personas que están viviendo situaciones intensas suelen necesitar gastar toda esa energía que podría convertirse en tensiones.

Por este motivo es un momento muy adecuado para realizar ejercicio intenso. No es necesario ser un atleta. En todos los gimnasios se realizan actividades dirigidas de media y alta intensidad.

Este tipo de ejercicio nos ayuda a sentir un gran bienestar físico y mental. 

6. Toma flores de Bach

Si necesitas un apoyo extra, no dudes en recurrir a las flores de Bach, unas esencias florales que nos ayudan a sobrellevar mejor algunas dificultades emocionales.

Además, no tienen contraindicaciones ni efectos secundarios, y tampoco generan dependencia.

Algunas de las más útiles en estos casos son:

  • Nogal (Juglans regia): Para adaptarte al cambio.
  • Acebo (Llex aguifolium): Para evitar un exceso de ira, celos, envidia, etc.
  • Leche de gallina (Ornithogalum umbetlatum): Si la ruptura ha sido traumática.
  • Mímulo (Mimulus guttatus): Para el miedo a la soledad, a los problemas económicos, etc.
  • Alerce (Larix decidua): Para mejorar la autoestima.
  • Mostaza (Sinapis arvpensis): Para la tristeza y la nostalgia.
  • Pino (Pinus sylvestris): Si tenemos un sentimiento de culpabilidad.
  • Sauce (Salix vitellina): Para calmar el resentimiento.

Te recomendamos leer: Descubre cómo superar tus miedos con flores de Bach

7. Prepárate baños relajantes

Para superar una ruptura debes darte caprichos y aprender a cuidarte por ti mismo. Una manera de conseguirlo consiste en prepararte baños con sales aromáticas, con luz suave y música que te calme.

Estos baños son una manera muy relajante de cuidarte y relajarte.

Elige sales de magnesio, aceite de lavanda o sal marina y saldrás del baño como nuevo.

Categorías: Pareja Etiquetas:
Te puede gustar