8 alimentos que debes evitar si tus niveles de ácido úrico son altos

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Elisa Morales el 15 diciembre, 2018
Hay que controlar la ingesta de alimentos ricos en purinas, ya que estas pueden favorecer la elevación de los niveles de ácido úrico y provocar gota.

El ácido úrico es un compuesto químico que se produce cuando el organismo descompone unas sustancias conocidas como ‘purinas’. 

Las células se encargan de disolver esta sustancia, enviándola al torrente sanguíneo y los riñones donde, después de un proceso de filtración, es desechada a través de la orina.

No obstante, cuando se produce en cantidades excesivas, o bien hay dificultades para su eliminación, sus niveles aumentan en la sangre y se produce una afección conocida como hiperuricemia.

Esta conduce a un desbalance en los procesos inflamatorios del cuerpo y, dado que se acumula en pequeños cristales, puede originar desde los dolorosos cálculos renales hasta problemas articulares como la gota.

Considerando que, gran parte proviene de algunos alimentos de consumo habitual, es necesario identificarlos para limitar su consumo hasta que el organismo consiga deshacerse de los excesos.

1. Pescado

Pescado-azul

Si bien el pescado es una fuente saludable de proteínas y ácidos grasos esenciales, no es conveniente incluirlo en la dieta cuando se tienen niveles altos de ácido úrico.

Esto se debe a que contienen altas concentraciones de purinas que se descomponen en el organismo con esta sustancia de desecho. En lo posible, se debe evitar el consumo de pescados, tales como: sardinas, arenque, bacalao, abadejo, trucha y salmón.

2. Café

El café y otras bebidas con contenido de cafeína resultan perjudiciales para los pacientes con hiperuricemia, ya que deshidratan el cuerpo y obstaculizan los procesos que limpian el ácido úrico de la sangre.

Ingerirlos en cantidades excesivas afecta la inflamación en los tejidos y dificulta el proceso de filtración de los desechos que se lleva a cabo en los riñones.

3. Vísceras

visceras

Las vísceras son un alimento de origen animal que suelen contener grandes cantidades de purinas y ácidos que pueden provocar cálculos renales y dolores articulares.

El hígado, el corazón y otros órganos de los animales generan una acumulación excesiva de ácido úrico que, entre otras cosas, puede empeorar la gota.

4. Espárragos y espinacas

Aunque los productos animales son los que más contienen esta sustancia de desecho, algunos vegetales, como los espárragos y las espinacas, aumentan su acumulación en la sangre.

Pese a que en estos casos es más fácil desecharlos mediante la orina, no se aconseja su ingesta ante las enfermedades relacionadas con la acumulación de ácido úrico.

5. Champiñones

champiñones

Los champiñones son bajos en calorías y representan una buena opción para remplazar las carnes ricas en grasas y calorías. Sin embargo, en este caso no conviene agregarlas a la dieta, ya que pueden aumentar moderadamente la cantidad de ácido úrico de la sangre.

6. Carnes rojas

Las carnes rojas son una de las mayores fuentes de proteínas para el organismo y, por desgracia, también son las que más purinas contienen.

Su ingesta habitual está relacionada con el incremento del riesgo de padecer enfermedades articulares crónicas e inflamatorias, además de problemas a nivel renal.

Este alimento también contiene demasiada grasa y, dado que es difícil de digerir, puede ocasionar trastornos metabólicos y dificultades para llevar a cabo los procesos de desintoxicación.

Te puede interesar: 8 alimentos que causan gota

7. Salsas industriales

salsa barbacoa

Las salsas industriales se han convertido en uno de los mejores complementos de cientos de recetas que ingerimos de forma habitual.

No obstante, su consumo está desaconsejado, ya que son ricas en grasas y compuestos añadidos que pueden derivar en dificultades metabólicas.

Estas sustancias alteran la inflamación del cuerpo y dificultan la filtración de la sangre y la eliminación de los desechos dañinos. Procura evitar las salsas de color blanco, de tomate, barbacoa, bechamel y holandesa.

8. Mariscos

Los casos de gota y piedras de ácido úrico en los riñones son más habituales en las poblaciones cuyas dietas se basan en pescados y mariscos.

Si bien son alimentos con muchos nutrientes esenciales, su alta concentración de purinas puede derivar una acumulación excesiva de esta sustancia en la sangre.

Aunque no está mal consumirlos de forma moderada, lo mejor es evitarlos cuando se padece alguna condición relacionada con el aumento de esta sustancia. Reduce en la dieta la ingesta de: camarones, langosta, almejas, cangrejo y vieiras.

Evitar los alimentos citados y remplazarlos por frutas y vegetales con cualidades depurativas es clave para el tratamiento de esta condición. Mejora tus hábitos alimenticios y consulta al médico para evitar complicaciones.