8 alimentos para tener una piel sin impurezas

Elena Martínez Blasco · 30 diciembre, 2019
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico José Gerardo Rosciano Paganelli el 20 noviembre, 2018
Mantener una dieta saludable puede beneficiarnos mucho en líneas generales, incluyendo en términos de belleza. Descubre más a continuación.

Solemos decir que una alimentación equilibrada es fundamental para gozar de salud y bienestar. Sin embargo, lo cierto es que a veces no nos damos cuenta de la cantidad de beneficios que supone o los olvidamos. Uno de ellos está relacionado con la salud de la piel, el órgano más extenso del cuerpo.

Ciertamente, una piel sana es una piel bonita. Ahora bien, ¿cómo lograr mantenerla así? Además de llevar a cabo una buena rutina de cuidado (a nivel tópico), hay que comer bien, llevar una hidratación adecuada y hacer ejercicio para evitar que las toxinas se queden acumuladas en forma de puntos negros y otros tipos de impurezas.

8 alimentos para tener una piel sin impurezas

Los expertos indican que una dieta equilibrada, variada, rica y suficiente le aporta al organismo todos los nutrientes que necesita para funcionar correctamente, y esto incluye a la piel.

A continuación te comentamos algunos alimentos que puedes consumir con regularidad para tener una piel sin impurezas, sana y bonita.

1. Levadura de cerveza

Levadura de cerveza

La levadura de cerveza es un alimento que, además de fibra dietética, contiene varios nutrientes beneficiosos para la salud: vitaminas del grupo B, minerales (selenio, cromo, entre otros), lisina y glutatión. Según creencias populares, por su variada composición, el consumo de levadura de cerveza favorece especialmente la salud de la piel, el cabello y las uñas.

Se han realizado algunos estudios que han explorado el efecto de este alimento sobre la piel y se ha comprobado que, en efecto, puede resultar útil, puesto que contribuye con el mantenimiento de la elasticidad.

Descubre: Vitaminas del complejo B: los alimentos que las aportan

2. Cerezas

Todas las frutas, en general, son buenas para la piel porque contienen varias vitaminas y minerales esenciales. Adicionalmente, contienen antioxidantes, sustancias que influyen positivamente en todas las células del organismo y que reducen el impacto del estrés oxidativo.

Según los expertos de la Fundación Española de la Nutrición, las cerezas son una opción recomendable porque contienen: fibra, fructosa, glucosa y sacarosa, vitamina C, tiamina, folatos y provitamina A, potasio, magnesio, hierro, fósforo y calcio, compuestos bioactivos como las antocianinas (localizadas en la porción carnosa de la fruta), monoterpenos, concretamente, alcohol perílico y flavonoides (ácido elágico).

3. Manzanas

Al igual que las cerezas, las manzanas contienen fibra dietética, sustancias antioxidantes y otros nutrientes, tales como: potasio, vitamina C, flavonoides, procianidinas y ácidos orgánicos (el cafeico, p-cumárico, clorogénico, ferúlico, cítrico, málico y ursólico).

Mujer comiendo una manzana

4. Limón

El limón es una de las frutas que mayor contenido de vitamina C tienen, un nutriente que contribuye con la producción de colágeno, una proteína indispensable para la cicatrización de heridas, mantener la elasticidad de la piel y otros procesos.

Descubre: ¿Por qué es importante comer frutas y verduras según la OMS?

5. Piña

La piña contiene yodo, vitamina C, ácidos orgánicos y bromelina, una enzima que tiene un amplio espectro para la ruptura de proteínas. Aparte, es rica en agua, por lo que contribuye a mantener el organismo bien hidratado.

6. Melón

El melón es una fruta que también ayuda a mantener el organismo hidratado. Según los expertos de la FEN, contiene potasio, vitamina C y folatos, nutrientes que, como ya hemos venido mencionado, contribuyen con la salud de la piel.

7. Avena

La llamada reina de los cereales es un alimento muy completo que aporta mucho a la salud, de diversas maneras. Contiene fibra dietética, hierro, magnesio, zinc, fósforo, tiamina (vitamina B1), vitamina B6 y folatos, además de ser fuente de potasio y vitamina E.

Descubre: Bolsas de avena para tener una piel hermosa

8. Espinacas

Las espinacas son alimentos recomendables dentro de una dieta equilibrada para mantener la salud de la piel puesto que contienen proteínas, fibra, hierro, potasio, folatos, vitamina C, A, E y betacarotenos. 

Nota final

Como hemos podido ver, existen muchos alimentos que pueden contribuir con la salud de la piel. Con ellos, no solo podemos variar la dieta, sino que podemos obtener diversos nutrientes.

Ahora bien, hay que tener presente que no debemos basar nunca la dieta solamente en el consumo de estos alimentos. Lo más recomendable es consumirlos siempre dentro de una dieta variada y equilibrada.

Por otra parte, debemos recordar que los alimentos no son, por sí solos, una solución para las impurezas. Por ello, si consumimos cerezas, dentro de una dieta rica en grasas saturadas y azúcares, pocos beneficios podremos notar.

En definitiva, debemos ser coherentes con nuestros hábitos para poder apreciar verdaderos beneficios.

  • Kelley, D. S., Adkins, Y., & Laugero, K. D. (2018). A Review of the Health Benefits of Cherries. Nutrients, 10(3), 368.
  • Moyad, M. A. (2008). Brewer’s/baker’s yeast (Saccharomyces cerevisiae) and preventive medicine: Part II. Urologic Nursing, 28(1), 73-75. Retrieved from ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/18335702
  • Shenefelt, P. D. (2011). 18 Herbal Treatment for Dermatologic Disorders. Lester Packer, Ph. D., 383.
  • Hibino, S., Hamada, U., Takahashi, H., Watanabe, M., Nozato, N. and Yonei, Y. (2010). Effects of Dried Brewer’s Yeast on Skin and QOL. Anti-Aging Medicine, 7(4), 18–25. https://doi.org/10.3793/jaam.7.18
  • Ferretti, G., Bacchetti, T., Belleggia, A. and Neri, D. (2010). Cherry Antioxidants: From Farm to Table. Molecules, 15(10), 6993–7005. https://doi.org/10.3390/molecules15106993
  • Zhang, Y. Q., Guan, L., Zhong, Z. Y., Chang, M., Zhang, D. K., Li, H. and Lai, W. (2014). The anti-inflammatory effect of cherry blossom extract (Prunus yedoensis) used in soothing skincare product. International Journal of Cosmetic Science, 36(6), 527–530. https://doi.org/10.1111/ics.12149
  • Bak, I., Czompa, A., Csepanyi, E., Juhasz, B., Kalantari, H., Najm, K. et al. (2011). Evaluation of Systemic and Dermal Toxicity and Dermal Photoprotection by Sour Cherry Kernels. Phytotherapy Research, 25(11), 1714–1720. https://doi.org/10.1002/ptr.3580
  • Stojiljković, D., Tadić, V., Stanković, M., Roganović, S. and Arsić, I. (2018). Standardized extract of wild apple fruit in alkyl-polyglucoside-based cosmetic cream - estimation of stability, safety, antioxidant activity and efficiency. International Journal of Cosmetic Science, 40(3), 285–294. https://doi.org/10.1111/ics.12462
  • Kim, J. H., Kim, M. J., Choi, S. K., Bae, S. H., An, S. K. and Yoon, Y. M. (2011). Antioxidant and Antimicrobial Effects of Lemon and Eucalyptus Essential Oils against Skin Floras. Journal of the Society of Cosmetic Scientists of Korea, 37(4), 303–308. https://doi.org/10.15230/SCSK.2011.37.4.303
  • Saratale, R. G., Benelli, G., Kumar, G., Kim, D. S. and Saratale, G. D. (2017). Bio-fabrication of silver nanoparticles using the leaf extract of an ancient herbal medicine, dandelion (Taraxacum officinale), evaluation of their antioxidant, anticancer potential, and antimicrobial activity against phytopathogens. Environmental Science and Pollution Research, 25(11), 10392–10406. https://doi.org/10.1007/s11356-017-9581-5
  • Rathnavelu, V., Alitheen, N. B., Sohila, S., Kanagesan, S. and Ramesh, R. (2016). Potential role of bromelain in clinical and therapeutic applications. Biomedical reports5(3), 283–288. https://doi.org/10.3892/br.2016.720
  • Massimiliano, R., Pietro, R., Paolo, S., Sara, P. and Michele, F. (2007). Role of bromelain in the treatment of patients with pityriasis lichenoides chronica. Journal of Dermatological Treatment, 18(4), 219–222. https://doi.org/10.1080/09546630701299147
  • Jarzycka, A., Lewińska, A., Gancarz, R. and Wilk, K. A. (2013). Assessment of extracts of Helichrysum arenarium, Crataegus monogyna, Sambucus nigra in photoprotective UVA and UVB; photostability in cosmetic emulsions. Journal of Photochemistry and Photobiology B: Biology, 128, 50–57. https://doi.org/10.1016/j.jphotobiol.2013.07.029