8 consejos para sellar los poros dilatados de tu piel

Daniela Castro 30 junio, 2018
Mantener una correcta rutina de limpieza y usar productos exfoliantes puede ayudar a eliminar el exceso de sebo y células muertas para sellar los poros dilatados.

Por cuestiones de estética y autoestima, muchas personas están buscando métodos para sellar los poros dilatados de su piel. Aunque en general es un problema inofensivo, su presencia puede indicar desequilibrios en las glándulas sebáceas y alteraciones hormonales.

A menudo se originan en la llamada zona “T” del rostro, que corresponde a la frente, nariz y mentón. Sin embargo, también son notorios en las mejillas y otras áreas de la piel. Su principal consecuencia son los granos de acné y puntos negros.

Además, dado que se acompañan con la producción excesiva de sebo, hacen que la piel luzca brillante y sucia. Por suerte, existen varias recomendaciones y remedios que pueden minimizarlos para darle al cutis un aspecto más fresco y renovado. ¿Te aqueja este problema?

1. Realiza una limpieza profunda

La primera medida para sellar los poros dilatados es adoptar una rutina de limpieza diaria con los productos adecuados. La piel del rostro es mucho más delicada que otras áreas y requiere tratamientos que no alteren su pH.

  • Para evitar este problema es primordial elegir jabones y lociones acordes a la complexión de nuestra dermis.

Lee también: 6 mascarillas naturales para la limpieza facial

2. Utiliza productos exfoliantes

El uso regular de productos exfoliantes es una de las mejores soluciones contra el exceso de grasa que incide en los poros abiertos. Debido a sus características astringentes y desintoxicantes, son ideales para retirar los residuos que van formando puntos negros.

Si bien se pueden emplear los que venden en farmacias y tiendas cosméticas, también es válido utilizar los de origen natural. Lo importante es tener en cuenta que solo se aplican dos veces a la semana, pues en exceso pueden ser contraproducentes.

3. Incluye tónicos faciales en tu rutina

tónicos de rostro.

La aplicación diaria de tónicos faciales se ha convertido en una de las mejores alternativas para sellar los poros dilatados y combatir las espinillas. Este tipo de tratamientos remueve la grasa retenida en la superficie cutánea y regula el pH.

Por otro lado, gracias a su contenido de sustancias reafirmantes y antiinflamatorias, es ideal para evitar la flacidez y los signos de la edad prematuros. Sus aportes de nutrientes ayudan en la regeneración celular y cicatrización.

4. Usa cubitos de hielo

La terapia con cubitos de hielo es una gran opción para sellar los poros dilatados sin gastar en costosos tratamientos. La temperatura fría ayuda a disminuir su tamaño y ofrece un efecto “tensor” que combate la flacidez y las arrugas.

De hecho, sus efectos se comparan con el de algunos tónicos convencionales, ya que también reduce la grasa. Sin embargo, se deben utilizar con precaución, envueltos en un paño, dado que de forma directa resultan agresivos.

5. Mejora la alimentación

Uno de los motivos por los que fracasan los tratamientos para el rostro es porque no se tienen buenos hábitos alimentarios. Por ende, si el objetivo es sellar los poros dilatados y mejorar la apariencia cutánea, es primordial hacer algunas correcciones en la dieta.

  • Así pues, se debe limitar el consumo de azúcares, grasas saturadas y carbohidratos simples.
  • En su lugar, es conveniente ingerir carnes magras, cereales integrales y frutas y vegetales frescos.

6. Incrementa el consumo de agua

Aunque la piel deshidratada adquiere un aspecto seco y opaco, un bajo consumo de agua también empeora el cutis graso o con poros abiertos. Este líquido vital interviene en procesos que son claves para regular la producción de sebo y eliminar las células muertas.

7. Aplícate miel de abejas

La miel de abeja tiene aplicaciones cosméticas que vale la pena aprovechar. Gracias a su contenido de enzimas, oligoelementos y antioxidantes, es uno de los mejores productos naturales para conservar el rostro joven y sin imperfecciones.

  • En este caso en particular, retira las células muertas de la superficie cutánea y sella los poros para evitar los puntos negros.
  • También es útil contra las agresiones causadas por los rayos del sol, pues apoya la regeneración y alivia las quemaduras.

Ver también: 6 mascarillas naturales para la limpieza facial

8. Utiliza mascarillas apropiadas

Las mascarillas caseras son un excelente complemento para remover los residuos de sebo y sellar los poros. No obstante, se deben elegir las recetas adecuadas, ya que las que contienen compuestos oleosos no son de mucha ayuda.

Si el problema es de poros abiertos, espinillas o acné, es mejor optar por las que se hacen con ingredientes astringentes y limpiadoras. Algunas opciones interesantes son:

  • Arcilla
  • Hamamelis
  • Manzanilla
  • Melón o sandía
  • Fresas
  • Yogur natural
  • Té verde
  • Avena
  • Clara de huevo

¿Sigues sin deshacerte de los poros dilatados? Entonces apunta estos consejos. Como puedes ver, son muy fáciles de poner en práctica y tienen un impacto positivo en el alivio de esta condición. Por eso, si deseas una piel más suave y saludable, tenlos en cuenta desde ahora.

Te puede gustar