6 errores comunes que sueles cometer con tu ropa interior y no tenías idea

Lorena González · 29 junio, 2020
¿Sabías que la ropa interior ajustada podría ser peligrosa para la salud de tus genitales? Descubre los errores más comunes que sueles cometer al usar prendas íntimas en el siguiente artículo.

La ropa interior protege las zonas más sensibles de las agresiones externas y brinda comodidad, además de que existen miles de estilos de lencería al gusto de cada persona.

El problema es que, en ocasiones, es común dejarse llevar por la moda y acabar incurriendo en errores que afectan al propio bienestar.

Por ello, es importante seguir una serie de recomendaciones al respecto. Descubre cuáles son en el siguiente artículo.

Consejos para el buen uso de la ropa interior

1. No lleves prendas muy ajustadas

Ropa-interior-adecuada

Si sueles llevar prendas íntimas muy ajustadas, debes saber que podrían causar irritación en la zona, inclusive, en las ingles. 

En el caso de los hombres, podría ser nocivo para la salud de los testículos y llegaría a disminuir la fertilidad, según sugiere un estudio realizado por un equipo de la Universidad Paul Sabatier (Francia).

Opta mejor por elementos más holgados. Si lo deseas, puedes ponerte alguna prenda apretada para un momento puntual, pero no ha de convertirse en un hábito.

2. Evita los tangas

Debido al roce que, de forma inevitable, puede provocar la tira, podría sufrirse una irritación tanto en la zona del ano, como en la de la vagina (al ser un órgano interno). En el caso masculino, esto solo afectaría al ano.

Trata de usarlos lo mínimo posible. Tu piel lo agradecerá.

Te puede interesar: Lencería sexual: descubre los consejos para elegirla

3. Utiliza  tejidos transpirables

Problemas-de-salud-por-el-uso-de-ropa-ajustada

Es preferible que la ropa interior esté hecha con tejidos transpirables. Procura evitar las prendas de seda o de licra pues, aunque te puedan parecer mucho más sexys, los tejidos podrían ser irritativos en ciertas ocasiones.

Lo mejor es usar bragas y calzoncillos de algodón. Al igual que con la ropa ajustada, puedes dejar las sedas y encajes para determinadas ocasiones.

4. Cámbiate a diario

La ropa interior siempre debe cambiarse a diario. Hay que hacer hincapié de manera especial en el caso de las personas deportistas o con problemas de sudoración.

La higiene íntima es uno de los procesos con mayor importancia que deben incluirse en cualquier rutina diaria. Mucha gente lo da por sentado, cuando es una cuestión mucho más relevante de lo que se cree.

De esta forma, evitarás irritaciones e infecciones, según expone esta investigación llevada a cabo por un equipo del Centro para el Desarrollo de la Farmacoepidemiología de Cuba.

5. Duerme sin ropa interior

sujetador

¿Duermes con ropa interior? Quizá deberías replanteártelo. Como ya se ha mencionado en el primer estudio, la aplicación de calor en la zona íntima podría afectar a la calidad del esperma.

De la misma forma, estarás mucho más cómodo si durante las horas de sueño no utilizas ropa interior, ya que los genitales podrán transpirar de manera correcta.

Lee: ¿Cómo podemos dormir bien?

6. No utilices las prendas como si fueran bolsillos

¿Has usado alguna vez el hueco del sujetador para meterte dinero?¿y la tira superior de las bragas o los calzoncillos para guardar una tarjeta? Debes saber que esto podría ser contraproducente para tu salud.

Puede haber una gran cantidad de bacterias en algo externo que ya haya sido tocado por otras personas. Aunque pueda parecer una tontería, es importante no introducir ningún elemento cerca de zonas sensibles. Además, es más fácil que se te caiga y lo acabes perdiendo.

Trata de llevar siempre bolsillos con pantalones o algún tipo de bolso, aunque sea pequeño. Esto es mucho más práctico y seguro que guardar el dinero o las tarjetas dentro de la propia ropa íntima.

¿Qué hago si no suelo usar ropa interior?

Si eres de esas personas que no suelen usar ropa interior, debes tener en cuenta una serie de precauciones relacionadas con la higiene. Al estar en contacto directo con la humedad, tu piel podría ser proclive a padecer irritaciones.

Es recomendable que consultes con tu ginecólogo o urólogo, ya que podrán darte pautas correctas al respecto. Hay múltiples alternativas que te ayudarán a evitar el riesgo de sufrir infecciones. De la misma forma, si te recomiendan el uso de ropa interior, debes seguir sus indicaciones aunque no te apetezca.

Actualmente, existen miles de tejidos distintos que pueden adaptarse a tus necesidades y a la sensibilidad de tu piel. Infórmate y descubre cuál es el mejor para ti y para tu comodidad.

  • VV.AA. (2012).Mild induced testicular and epididymal hyperthermia alters sperm chromatin integrity in men. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/22265039
  • VV.AA. (2003). Guía para la práctica clínica de infecciones vaginales. http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0034-75152003000100006