8 interesantes beneficios que obtienes cuando tomas jugo de cúrcuma

Carolina Betancourth · 5 marzo, 2019
Este artículo ha sido verificado y aprobado por la pedagoga en educación física y nutricionista Elisa Morales Lupayante el 5 marzo, 2019
El jugo de cúrcuma tiene propiedades antiinflamatorias, desintoxicantes y diuréticas, por lo que nos puede ser de gran ayuda a la hora de combatir múltiples dolencias, como es el caso de la artritis

La cúrcuma (Curcuma Longa) es una planta medicinal perteneciente a la familia de las zingiberáceas, de la cual también hace parte el jengibre. Se ha valorado por sus aplicaciones medicinales y gastronómicas, ya que concentra muchas sustancias y nutrientes buenos para la salud. ¿Sabes para qué sirve el jugo de cúrcuma?

Aunque es común añadirla como condimento en muchos platos tradicionales, la especia es muy versátil y se puede preparar en decenas de remedios caseros. De hecho, muchos la prefieren por sus propiedades analgésicas, antiinflamatorias y antibacterianas porque pueden paliar los síntomas de varias enfermedades.

Así pues, proponemos descubrir cuáles son los beneficios de tomarla en un jugo medicinal y, por supuesto, dejamos la receta para prepararlo. Por supuesto, ten en cuenta que se trata de un remedio complementario que, bajo ninguna circunstancia, remplaza tratamientos médicos.

¡Toma nota!

Beneficios que obtienes por tomar jugo de cúrcuma

La cúrcuma se ha catalogado como uno de los mejores suplementos nutricionales. Si bien tiene usos interesantes en la gastronomía, se destaca principalmente por sus aplicaciones en la medicina natural. A continuación repasamos sus efectos cuando se consume en jugo.

1. Combate la artritis

Alivia la artritis

Los pacientes con artritis pueden obtener muchos beneficios con el consumo habitual de jugo de cúrcuma. Esta bebida concentra poderosos antioxidantes y antiinflamatorios que, tras ser absorbidos, reducen el dolor y la rigidez de las articulaciones.

¿Quieres conocer más? Lee: Alimentos recomendados para reducir la artritis

2. Previene el alzhéimer

La curcumina, el compuesto activo de la cúrcuma, disminuye la inflamación del cerebro y frena el daño celular causado por los radicales libres. Así previene el deterioro cognitivo asociado con la edad y la enfermedad de Alzheimer.

3. Reduce el riesgo de cáncer

Cancer

Hay estudios que comprueban que los compuestos antioxidantes que concentra la cúrcuma ejercen un efecto positivo en la destrucción de los radicales libres y las células anormales relacionadas con el cáncer.

Estas moléculas inhiben la acción negativa de las toxinas en el organismo y, a su vez, frenan el crecimiento acelerado de las células cancerígenas.

4. Combate los trastornos digestivos

El jugo de cúrcuma disminuye los síntomas de la indigestión y reduce el exceso de acidez en el estómago para prevenir las úlceras y el reflujo ácido. Sus propiedades aumentan la tasa metabólica del cuerpo, mejoran la motilidad intestinal y promueven la correcta digestión de los alimentos.

5. Protege la salud cardiovascular

El consumo regular de esta bebida también es una excelente forma de mantener a la raya los niveles de colesterol malo (LDL) y triglicéridos.

Sus antioxidantes promueven la eliminación de estos lípidos retenidos en las arterias y, por ende, ayudan a prevenir trastornos como la aterosclerosis. También es útil para controlar la formación de placa arterial y trastornos como la hipertensión.

6. Promueve la salud hepática

Las propiedades de esta especia promueven el equilibrio de la bilirrubina y la bilis, dos secreciones muy importantes para mantener una buena salud hepática. Sus nutrientes esenciales optimizan la función de este órgano, a la vez que disminuyen la inflamación, la acumulación de toxinas y el hígado graso.

7. Previene el envejecimiento prematuro

evitar el envejecimiento prematuro

Esta bebida natural no solo actúa contra el envejecimiento celular de los órganos internos sino que, además, es un gran aliado para prevenir los signos de la edad prematuros tanto en la piel como en el cabello.

8. Ayuda a controlar el azúcar en la sangre

Por su capacidad para estimular el metabolismo de los azúcares, su ingesta puede ayudar a los pacientes con diabetes tipo 2. Ingerir un vaso de jugo de cúrcuma al día reduce de forma significativa los niveles altos de glucosa en la sangre.

Visita este artículo: 5 zumos naturales para regular los niveles de azúcar en la sangre

¿Cómo preparar jugo de cúrcuma en casa?

Jugo-de-curcuma

Existen muchas recetas para elaborar jugos con cúrcuma. En esta oportunidad queremos proponer una fórmula con propiedades desintoxicantes y diuréticas. ¡Anímate a probarlo!

Ingredientes

  • 2 tazas de agua (500 ml)
  • 1 cucharada de cúrcuma en polvo (10 g)
  • El jugo de 2 limones
  • 2 cucharadas de miel (50 g)

Preparación

  • Incorpora las dos tazas de agua en una olla y ponlas a hervir con la cucharada de cúrcuma en polvo.
  • A continuación, retira la bebida del fuego, espera que repose varios minutos y agrégale el jugo de limón.
  • Lleva el jugo al refrigerador y, cuando esté frío, añade la miel para endulzar.
  • Consume uno o dos vasos al día.

Contraindicaciones

  • La cantidad de cúrcuma no debe exceder lo recomendado, ya que los excesos podrían ser irritantes para el sistema digestivo.
  • No se recomienda para pacientes con piedras en la vesícula biliar porque puede ocasionar cólicos.
  • En caso de estar ingiriendo medicamentos anticoagulantes o antiinflamatorios, se debe consultar al médico antes de tomar la bebida.

¿Ya incluyes jugo de cúrcuma en tu dieta regular? Si bien no es una bebida milagrosa, sus nutrientes y propiedades pueden promover tu salud en muchos aspectos. Prepárala en casa y comprueba por ti misma sus beneficios.

  • Chandran, B., & Goel, A. (2012). A randomized, pilot study to assess the efficacy and safety of curcumin in patients with active rheumatoid arthritis. Phytotherapy Research. https://doi.org/10.1002/ptr.4639
  • Chainani-wu Nita, D.M.D., M.P.H., M. . (2003). Safety and Anti-Inflammatory Activity of Curcumin : The Journal of Alternative and Complementary Medicine. https://doi.org/10.1089/107555303321223035
  • Mishra, S., & Palanivelu, K. (2008). The effect of curcumin (turmeric) on Alzheimer′s disease : An overview. Annals of Indian Academy of Neurology. https://doi.org/10.4103/0972-2327.40220
  • Zhang, L., Fiala, M., Cashman, J., Sayre, J., Espinosa, A., Mahanian, M., … Rosenthal, M. (2006). Curcuminoids enhance amyloid-β uptake by macrophages of Alzheimer’s disease patients. Journal of Alzheimer’s Disease. https://doi.org/10.3233/JAD-2006-10101
  • Anand, P., Sundaram, C., Jhurani, S., Kunnumakkara, A. B., & Aggarwal, B. B. (2008). Curcumin and cancer: An “old-age” disease with an “age-old” solution. Cancer Letters. https://doi.org/10.1016/j.canlet.2008.03.025
  • Ravindran, J., Prasad, S., & Aggarwal, B. B. (2009). Curcumin and Cancer Cells: How Many Ways Can Curry Kill Tumor Cells Selectively? The AAPS Journal. https://doi.org/10.1208/s12248-009-9128-x
  • Wongcharoen, W., & Phrommintikul, A. (2009). The protective role of curcumin in cardiovascular diseases. International Journal of Cardiology. https://doi.org/10.1016/j.ijcard.2009.01.073
  • Sikora, E., Scapagnini, G., & Barbagallo, M. (2010). Curcumin, inflammation, ageing and age-related diseases. Immunity and Ageing. https://doi.org/10.1186/1742-4933-7-1