8 usos domésticos del papel aluminio que quizá no conocías - Mejor con Salud

8 usos domésticos del papel aluminio que quizá no conocías

Gracias a su textura, el papel aluminio puede sernos de gran ayuda para recuperar el filo de las tijeras cuando estas dejan de cortar bien

El papel aluminio es un material muy utilizado en los hogares, sobre todo en lo que tiene que ver con la conservación y almacenamiento de algunos alimentos.

Son hojas delgadas que se moldean con facilidad, y que permiten cubrir superficies, comidas y otros elementos.

Sin embargo, más allá de estos fines, existen otros usos interesantes con los que se le puede sacar provecho para hacer más sencillas las tareas de la casa.

Como sabemos que algunos aún los desconocen, en el siguiente espacio queremos recopilar los 8 mejores para que empieces a ponerlos en práctica.

¡Toma nota!

1. Abrillantar las ollas

limpiar.ollas

El papel aluminio puede ayudar a limpiar las ollas quemadas o manchadas con los residuos de alimentos.

Tal y como lo hacen algunas esponjas, remueve la suciedad adherida y les deja un aspecto más brillante.

¿Cómo utilizarlo?

  • Toma un trozo grande del material, forma una bola grande y frótala sobre las áreas de la olla que desees brillar.

Ver también: 6 simples trucos que puedes hacer con ollas

2. Remover la grasa del horno

Aunque hay esponjas de alambre y materiales similares que ayudan a quitar los restos de grasa que se adhieren de los hornos, una simple bola de papel aluminio también puede ser la solución.

¿Cómo utilizarlo?

  • Rocía la superficie grasosa con una pasta de bicarbonato y limón, déjalo secar 5 minutos, y frótalo con el papel aluminio.

3. Limpiar objetos de plata

papel aluminio plata

El uso de este material puede ayudar a mejorar el aspecto de los objetos de plata cuando estos tienden a ponerse opacos debido a la suciedad.

¿Cómo utilizarlo?

  • Cubre un recipiente grande con una hoja de papel aluminio y, enseguida, llénalo con agua caliente y un par de cucharadas de sal.
  • Remoja los elementos que deseas limpiar y espera 20 minutos para conseguir buenos resultados.

4. Limpiar la plancha

Uno de los métodos para limpiar la superficie de la plancha consiste en emplear una hoja de papel aluminio con una cucharada de sal.

Estos elementos remueven la capa negra que se va formando en el electrodoméstico, por lo que evitan que afecte las prendas.

¿Cómo utilizarlo?

  • Pon una hoja de papel aluminio en la mesa de planchar, cúbrela con una cucharada de sal y mueve la plancha, que debe estar caliente, como cuando estás planchando la ropa.
  • Deja que se enfríe un poco y retira los excesos con un paño limpio.

5. Afilar las tijeras

papel-aluminio-tijeras

Si sientes que tus tijeras ya no cortan como antes y están perdiendo filo, ve a la despensa, toma papel aluminio y úsalo como afilador.

¿Cómo utilizarlo?

  • Corta una hoja grande del material, dóblala en varias partes hasta que quede grueso y, a continuación, corta en repetidas ocasiones para lograr un buen afilado.

6. Limpiar la parrilla de la cocina

Para eliminar los restos de grasa y alimentos que se adhieren de las parrillas de la cocina puedes emplear este material y un poco de bicarbonato.

¿Cómo utilizarlo?

  • Humedece una pequeña cantidad de bicarbonato de sodio con agua y rocíala sobre la parrilla.
  • Deja que actúe 10 minutos y frótala enérgicamente con un trozo grande de papel aluminio.

7. Hacer funcionar las baterías

Es muy común que los juguetes y algunos elementos eléctricos del hogar dejen de funcionar porque sus baterías o pilas se aflojan y dejan de hacer contacto.

Cuando este problema se presente, toma un trozo de papel aluminio y soluciónalo.

¿Cómo utilizarlo?

  • Dobla un pedazo del material, de modo que quede del grosor necesario, y ponlo en el lugar de contacto de la batería y el elemento.
  • Déjalo bien ajustado y vuelve a encender el dispositivo para comprobar que funciona.

Te recomendamos leer: Cómo actuar si se moja tu ordenador o teléfono móvil

8. Evitar el óxido de las esponjas de acero

papel aluminio esponja

Las esponjas de acero de la cocina tienden a oxidarse con facilidad debido a la humedad que retienen con cada uso.

El problema es que ese moho se va desprendiendo en la superficie de almacenamiento y, casi siempre, deja manchas difíciles de borrar.

Para evitar esto y posibles olores, toma un trozo de  papel aluminio y úsalo como base de la esponja.

¿Cómo utilizarlo?

  • Corta un rectángulo del material y ponlo debajo de la esponja.
  • Cámbialo de forma regular para evitar la acumulación de humedad.

¿Conocías estas utilidades del papel aluminio? Seguramente todavía estabas limitando su uso al empaquetamiento de los alimentos.

Ahora que sabes cómo darle otros tipos de aplicaciones, no dudes en convertirlo en tu aliado.