8 usos que le puedes dar al aceite de coco en tu cocina

Gracias a sus ácidos grasos de cadena media el aceite de coco es una de esas alternativas saludables que podemos utilizar en la cocina para darle un sabor especial a nuestros platos

El aceite de coco es una grasa vegetal que se obtiene mediante un proceso de prensado de la pulpa de los cocos.

Está compuesto en un 90% por ácidos grasos saturados, además de proteínas, minerales y otros nutrientes esenciales que le brindan muchos beneficios al organismo.

Durante siglos se ha utilizado en la cosmética natural, ya que su composición le confiere interesantes efectos a la piel y el cabello.

Sin embargo, también ha hecho parte de la dieta de millones de personas dado que, aunque es rico en calorías, sus ácidos grasos de cadena media se consideran saludables.

Incluso, por su aporte de ácido fólico, fibra y sustancias antioxidantes, es una de las mejores alternativas para preparar algunas recetas.

Teniendo en cuenta que algunos aún no saben cómo consumirlo, a continuación queremos compartir 8 usos que se le pueden dar en la cocina.

1. Darle un mejor sabor a la avena

avena

En lugar de utilizar azúcares refinados o edulcorantes en tu avena, agrégale un poco de aceite de coco derretido.

Este ingrediente le da un exquisito sabor dulce y, de paso, brinda un plus de ácidos grasos saludables que te llenan de energía.

Lee también: 9 beneficios de comer avena y por qué debes incluirla al desayuno

2. Reemplazar el azúcar del café

El consumo excesivo de azúcar es una de las causas principales de trastornos como la diabetes tipo 2, la obesidad y otras dificultades metabólicas.

El aceite de coco, un producto 100% orgánico, puede reemplazar esta sustancia en recetas que requieren un toque de dulce como es el caso del café.

A diferencia de los productos artificiales, esta grasa saludable no altera los niveles de azúcar en la sangre y, por el contrario, genera ciertos beneficios en su control.

3. Aderezo para ensaladas

ensalada

Los aderezos para ensaladas caseros casi siempre se preparan a partir de una combinación de aceite de oliva y vinagre balsámico.

Sin embargo, para variar el sabor y los beneficios, es bueno hacerlo de vez en cuando con un poco de aceite de coco.

Este producto es un buen sustituto de otras grasas saludables y, dado que tiene un toque dulce y sutil, va muy bien con el sabor de las frutas y los vegetales.

4. Hornear panecillos

Para hornear los panecillos y otros alimentos similares casi siempre usamos mantequillas o aceites vegetales con demasiadas grasas saturadas dañinas.

El aceite de coco extra virgen es una opción muy saludable que, por su textura, reemplaza con facilidad estos ingredientes durante el proceso de cocción.

Incluso, por su exquisito sabor a coco, es una gran forma de darle un toque más especial a estas preparaciones.

5. Mantequilla de coco

mantequilla de coco

La mantequilla es una de las grasas que hace parte de cientos de recetas en nuestra cocina. Sin embargo, muchos expertos en nutrición la desaconsejan dado que aporta demasiadas calorías y grasas saturadas.

  • Por suerte, este ingrediente natural cuenta con una textura similar y, dado que sus grasas son saludables, resulta ser una mejor alternativa.

Por lo tanto, la próxima vez que quieras disfrutar un pan tostado u otro alimento similar, úntale un poco de aceite de coco en lugar de mantequilla.

  • De hecho, puedes combinar el aceite con una pequeña cantidad de canela para darle un sabor más especial.

6. Preparar palomitas de maíz

Las palomitas de maíz son uno de los aperitivos saludables que se pueden consumir con regularidad.

  • No obstante, es esencial prepararlas con un aceite saludable de buena calidad, ya que las grasas vegetales saturadas pueden afectar sus beneficios.
  • Este derivado del coco es una excelente opción para cocinarlas, no solo porque les deja un sabor más agradable, sino porque potencia sus propiedades para la salud.

7. Hacer batidos más nutritivos

Batido-de-coco

Añadir una cucharadita de aceite de coco en los batidos de frutas y vegetales le brinda un extra de energía al organismo y, de paso, le aporta ácidos grasos de cadena media y poderosos antioxidantes.

Este alimento se combina con mucha facilidad con otros ingredientes y, por su suave sabor, hace que la receta sea mucho más sabrosa.

Visita este artículo: Desayunos para depurar el organismo después de una cena pesada

8. Evitar que los alimentos se adhieran

En lugar de utilizar un spray antiadherente durante la cocción de algunos alimentos, vale la pena untar un poco de aceite de coco sobre la superficie de la sartén.

Este producto impide que los restos de comidas se queden pegadas y evita que se deteriore el material del utensilio en cuestión.

¿Sigues sin probar este aceite? Ahora que sabes cómo usarlo en tu cocina, anímate a incorporarlo en tus platos para aprovechar sus increíbles beneficios.

Eso sí, procura adquirir las presentaciones virgen extra, ya que los aceites refinados no cuentan con sus mismas cualidades nutricionales.

 

 

Te puede gustar