9 remedios para aliviar los síntomas de la menopausia

Además de cuidar de nuestra dieta e incluir alimentos que nos ayuden a sobrellevar los malestares asociados a la menopausia, también podemos recurrir a remedios alternativos, como las flores de Bach.

La menopausia es una etapa de cambios para la mujer. Suele traer consigo sofocos, sudores, sequedad, sobrepeso e inestabilidad en el estado de ánimo.

Sin embargo, cada mujer la vive de manera diferente, por lo que no todas experimentan todos estos síntomas. Y de sentirlos, de una a otra mujer varía mucho su intensidad.

En este artículo, te ofrecemos 9 soluciones naturales para aliviar los síntomas de la menopausia. Son remedios eficaces que no traen aparejados los indeseables efectos secundarios que sí tienen, en cambio, otros posibles recursos. 

1. Jugos naturales

Jugos naturales

Existen algunos suplementos alimentarios muy beneficiosos para la salud en general. Más allá de estos, la alimentación equilibrada es la clave para hacer de la menopausia un proceso saludable.

Los jugos naturales son un magnífico ejemplo del tipo de alimentos que deberían formar parte habitualmente de nuestra alimentación. Los jugos naturales, y en especial, los que elaboramos en casa con frutas y verduras, son imprescindibles en una dieta sana.

Nos aportan gran cantidad de vitaminas, minerales y fibra. Esta última es muy útil para mejorar el tránsito intestinal y, por ende, facilitar la depuración del organismo. De este modo, estaremos evitando la acumulación de toxinas, que podrían contribuir a la exacerbación de las molestias asociadas a la menopausia.

Te podría interesar también leer Signos y síntomas de la menopausia precoz.

2. Semillas de chía

Si ponemos las semillas de chía en remojo toda la noche, observaremos a la mañana siguiente, cómo el agua se ha vuelto gelatinosa. Gracias a su contenido en mucílagos, sucede lo mismo cuando la tomamos. De ahí que las semillas de chía sean tan efectivas para limpiar el intestino en profundidad. 

Si las tomamos a diario, conseguiremos expulsar muchos de los gases que se acumulan normalmente en el vientre. Esto se hace evidente para alas personas que sufren de estreñimiento.

Ten en cuenta que podrías añadir chía a batidos, jugos e, incluso, a bizcochos y galletas. De este modo, estarás consumiéndola casi sin darte cuenta. De paso, conseguirás afinar la silueta adecuadamente. Esto quiere  decir: de forma progresiva.

3. Ajo

Beneficios del ajo

Para mejorar la salud en general y prevenir los síntomas de la menopausia en particular, podemos beneficiarnos de las propiedades del ajo. Este es un alimento 100% natural, que depura el organismo y mejora la circulación. 

Posibles maneras de consumirlo:

  • Partiendo del hecho de que crudo es más efectivo, una de las formas más agradable de consumirlo es untarlo a una rebanada de pan.
  • Otra variante es añadirlo a jugos de verduras que preparemos en casa.
  • No obstante, existen las cápsulas con aceite de ajo, que son especialmente útiles para aquellas personas que no toleran su olor.

4. Legumbres para paliar los desajustes hormonales propios de la menopausia

Las legumbres son un alimento muy beneficioso en la menopausia, básicamente por dos motivos:

  • Por un lado, son ricas en proteína vegetal y fibra. De ahí que las legumbres mejoren el funcionamiento del intestino y ayuden a reducir, por tanto, la grasa que se acumula en el organismo.
  • Por otro, son ricas en fitoestrógenos o estrógenos de origen vegetal. Estos ayudan a regular los desajustes hormonales propios de esta etapa y que están detrás de sus molestos síntomas.

5. Ginseng

El ginseng es una planta medicinal ideal para tratar los estados de depresión y tristeza que son tan frecuentes en esta etapa del ciclo vital de las mujeres.

No se recomienda, sin embargo, en personas hipertensas o particularmente nerviosas. Por el contrario, el ginseng es un remedio con el que se busca activar el organismo.

Si no fuera ese tu caso, podrías tomar su infusión de forma continua durante 10 días y descansar el resto del mes. Notarás una mejora importante de tu estado de ánimo.

6. Maca

La maca es un tubérculo originario de países andinos.

Nos ayuda a regular los desequilibrios hormonales de manera natural. Es de destacar que sin los indeseables efectos secundarios que poseen otro tipo de recursos con similar potencial.

Además de constituir un alimento excelente para el cuidado de la piel y el cabello, es también un potente afrodisíaco.

7. Levadura de cerveza

La levadura de cerveza es un suplemento conocido sobre todo en el tratamiento de problemas de la piel, el pelo y las uñas.

Por su alto contenido en vitaminas y minerales, se la recomienda para mejorar también los malestares asociados a la menopausia. Da energía y regula el sistema nervioso.

8. Aceite esencial de salvia

Aceite esencial de salvia

Los aceites esenciales son un recurso muy cómodo y eficaz para equilibrar nuestro cuerpo y mente. Uno de los más beneficiosos para el tratamiento de los malestares relacionados con la menopausia, es el de salvia. Se lo utiliza para tratar la tristeza, la irritabilidad, la retención de líquidos o la hipertensión arterial.

Podemos tomar una gota de este aceite cada día durante dos semanas o bien, aplicárnoslo en las sienes y las muñecas.

¿Te interesa ampliar información? Entonces, lee este artículo: 5 usos maravillosos del aceite de salvia que debes conocer.

9. Flores de Bach

Las flores de Bach son esencias florales con las que se tratan algunos trastornos físicos y emocionales. Así, las más adecuadas durante la menopausia son:

  • El nogal y la madreselva (especialmente recomendada en los inicios, para adaptarnos al cambio)
  • La rosa silvestre (cuando se persigue dar energía y vitalidad al organismo)
  • La genciana (en especial, para paliar el desánimo)

Solo un terapeuta profesional te ayudará a encontrar el preparado que se adapta a las necesidades de cada individuo.

Imagen principal cortesía de © wikiHow.com

Canto de Cetina, T. E., y Polanco-Reyes, L. (1996). Climaterio y menopausia. Las consecuencias biológicas y clínicas del fallo ovárico. México: Universidad Autónoma de Yucatán. Chedraui, P.; Pérez-López, F. R.; Mendoza, M.; Morales, B.; Martínez, M. A.; Salinas, A. M., and Hidalgo, L. (2010). "Severe menopausal symptoms in middle-aged women are associated to female and male factors", Arch Gynecol Obstet, 281 (5): 879-885. Pérez-López, F. R.; Chedraui, P.; Haya, J., and Cuadros, J. L. (2009). "Effects of the Mediterranean diet on longevity and age-related morbid conditions", Maturitas, 64 (2): 67-79.