A qué se debe la aparición del síndrome de túnel carpiano y cuál es su tratamiento

Elena Vuelta 9 julio, 2018
Las personas que sufren el síndrome del túnel carpiano experimentan un dolor u hormigueo en la muñeca. Descubre a qué son debidos estos síntomas y cómo pueden evitarse.

El síndrome del túnel carpiano causa adormecimiento o dolor en la articulación de la muñeca debido a un daño nervioso en la zona.

En qué consiste el síndrome del túnel carpiano

El síndrome del túnel carpiano es en realidad una neuropatía periférica, pues sus síntomas se deben a un daño en un nervio periférico localizado en la muñeca: el nervio mediano.

El nervio mediano es un nervio sensitivo y motor, responsable de la sensibilidad en la cara palmar de los dedos pulgar, índice, medio y parte del anular. Dicho nervio está localizado dentro de una estructura rígida, denominada túnel carpiano.

El túnel carpiano es en realidad un canal que pasa por la cara interna (palmar) de la muñeca. Las paredes del túnel están formadas por los huesos de la muñeca: los huesos carpianos. La parte superior del túnel está cubierta por una franja de tejido conectivo denominada ligamento carpiano transverso.

Lo que ocurre si no tratas el síndrome del túnel carpiano

Por el interior de este canal discurren los tendones flexores, encargados de la flexión de los dedos. Además, en el centro del túnel se encuentra el nervio mediano, que es nervio afectado en el síndrome del túnel carpiano.

El túnel carpiano es una estructura estrecha, por ello, cualquier tipo de lesión o hinchazón puede comprimir los tendones, ligamentos y nervios que se encuentran en su interior. Cuando el nervio mediano se ve oprimido aparecen los dolores, calambres y hormigueos característicos del síndrome.

Visita: “El mal de la secretaria”: cómo tratar el síndrome del túnel carpiano

Causas del síndrome del túnel carpiano

Las causas que provocan un daño u opresión en el nervio mediano son variadas, pudiendo existir incluso, más de una causa simultánea. Por ejemplo, la presión sobre el nervio puede venir de una inflamación del revestimiento de los tendones flexores, este revestimiento es en realidad la membrana sinovial encargada de lubricar los tendones, posibilitando el movimiento de la articulación.

Otros motivos que pueden provocar la afección son la dislocación de la articulación, la existencia de fracturas o la artritis. En ocasiones, el síndrome del túnel carpiano puede aparecer por forzar o llevar a cabo movimientos repetitivos en la articulación.

síndrome del túnel carpiano

Otras causas más específicas serían la acumulación de líquidos en el túnel durante el embarazo u otro tipo de enfermedades como afecciones autoinmunes, alteraciones en la tiroides o la diabetes.

Síntomas del síndrome del túnel carpiano

Algunos de los síntomas recurrentes que se pueden presentar son:

  • Dolor en la muñeca
  • Dolor que se extiende hasta el codo
  • Sensación de hormigueo o entumecimiento en los dedos
  • Sensación de hormigueo o entumecimiento en la palma
  • Sensación de descarga eléctrica en la muñeca
  • Problemas de coordinación al mover los dedos
  • Dolor o incapacidad para cerrar la mano
  • Debilidad en la muñeca
  • Debilidad a la hora de agarrar cosas

Quizá te interese: ¿Cuál es la diferencia entre artritis y artrosis?

Diagnóstico del síndrome del túnel carpiano

Por lo general, para diagnosticar el síndrome el médico le hará una serie de pruebas físicas que consistirán, básicamente, en palpar la zona afectada para identificar las características del dolor. También se evaluarán los síntomas y se revisarán los antecedentes médicos. Entre las pruebas físicas que se llevarán a cabo tenemos:

  • Verificar si existe debilidad muscular en la zona de la muñeca
  • Flexionar las muñecas para identificar si existe dolor o debilidad
  • Papar o dar golpecitos en la muñeca para identificar el dolor u hormigueo
  • Comprobar si existe sensibilidad en los dedos

En ocasiones se puede llevar a capo otro tipo de pruebas médicas como radiografías, a fin de descargar otras de afecciones. Así como, pruebas de electrodiagnóstico para evaluar la velocidad y conducción de los nervios y así, corroborar el diagnóstico del síndrome del túnel carpiano y evaluar las posibles lesiones nerviosas.

Tratamiento del síndrome del túnel carpiano

Normalmente, el tratamiento que se aplica en este síndrome no implica cirugía. Se suelen recomendar ciertas medidas que ayudan a disminuir los síntomas, como el uso de muñequeras o férulas ya sea durante la noche o durante el día. También puede ayudar la aplicación de compresas frías o calientes en la zona afectada.

Otras recomendaciones pasan por cambiar ciertos hábitos o malas posturas que pueden estar provocando el síndrome, como mantener una buena postura al teclear en el ordenador o tener cuidado a la hora de desarrollar ciertas actividades deportivas que pueden estar dañando la muñeca.

Bibliografía

Te puede gustar