Descubre cómo fortalecer tu pelo con agua de linaza

Sustituye las cremas y geles de peinado por agua de linaza para conseguir un cabello fuerte y brillante.

Existen muchos tratamientos para el cuidado y la belleza del cabello actualmente, los cuales están diseñados para reparar los daños y conseguir que se vea saludable y hermoso. Uno de los tratamientos naturales más efectivo para ello es el agua de linaza, una alternativa natural y menos costosa con excelentes resultados.

La linaza es la mayor fuente vegetal de ácidos grasos omega 3 y cuenta con cantidades significativas de vitaminas del grupo E y B.

Te puede interesar: 10 mitos sobre el cuidado del cabello

Esto puede sernos útil a la hora de cuidar, proteger y nutrir nuestro pelo, ya que está expuesto a muchos factores que lo pueden debilitar, resecar y dañar de manera muy visible. La linaza nos ayudará a que nuestro cabello se vea hermoso y sano.

¿Cómo puede la linaza ayudar a fortalecer mi cabello?

Beneficios-de-la-linaza-para-fortalecer-el-pelo

La vitamina E, presente en la linaza, es capaz de actuar como un antioxidante, ya que puede ayudar a revertir los daños causados por el ambiente y a estimular la regeneración del cabello. Por su parte, la vitamina B es de utilidad para el fortalecimiento el sistema nervioso y circulatorio, por lo que la linaza es aconsejable para cuidar de la salud de la piel y, en el caso del cabello, puede llegar a fortalecerlo, nutrirlo y dejarlo brillante.

Pero más allá de tener usos estéticos, el agua de linaza ayuda a hidratar el cabello, evitar la caída y favorecer su crecimiento. Este líquido rico en nutrientes también es útil para prevenir el envejecimiento prematuro de tu pelo. Por ello, se puede convertir en un buen aliado para cuidar y proteger el cabello de los daños ocasionados por el ambiente.

Lee también: Incluye linaza en tu dieta diaria y disfruta esos 10 beneficios

Además, contribuye a la fijación el cabello y a evitar ese molesto encrespamiento que arruina los peinados. Por otro lado, su acción antibacteriana y su capacidad para regenerar los tejidos puede servir para tratar heridas y quemaduras.

¿Cómo se prepara el agua de linaza?

agua-de-linaza

Ya que has comprendido los beneficios que la linaza puede para tu cabello, es el momento de preparar agua de linaza. Es muy sencillo y, sobre todo, muy económico. Sigue estos sencillos pasos y aprovecha todas sus bondades para cuidar tu pelo.

Ingredientes

  • 1 cucharada de semillas de linaza.
  • 1 litro de agua.
  • El jugo de un limón.

Preparación

  • Ponemos a hervir el agua en una cacerola y agregamos las semillas de linaza cuando esté en ebullición. Dejamos en el fuego otros dos minutos, o el tiempo que sea necesario para que el agua espese.
  • Cuando esté listo, dejamos enfriar, filtramos el agua y retiramos las semillas. Al agua resultante le agregamos tres cucharadas de zumo de limón, con el fin de que se conserve mejor durante más tiempo.

¿Cómo se utiliza el agua de linaza para fortalecer el cabello?

Linaza-para-fortalecer-el-cabello

Para aprovechar al máximo los beneficios del agua de linaza y así fortalecer el pelo es muy importante seguir los pasos que dejamos a continuación:

  • Lavamos bien el cabello, como de costumbre, con nuestro champú y acondicionador habituales.
  • Al momento de peinarse, en lugar de usar cremas para peinar o geles, aplicamos agua de linaza con las manos, intentando que penetre bien.

Este tratamiento ayudará a nutrir el cabello y a evitar su caída. Una vez esté seco, notarás que tu pelo luce brillante, bien definido y libre de ese molesto encrespamiento.

En caso de tener cabello rizado, basta con que nos apliquemos una cantidad generosa de agua de linaza para que los rulos queden bien definidos y en su lugar. Para potenciar sus efectos, podemos aplicar agua de linaza en el cuero cabelludo todas las noches antes de ir a dormir.

Visita este artículo: Cómo rehidratar tu cabello con 5 mascarillas naturales

Para conservar este producto es necesario agregarle limón y mantenerlo refrigerado. No se recomienda preparar una gran cantidad ya que, al ser natural y libre de conservantes artificiales, su vida útil será de máximo dos semanas.

Por lo tanto, se recomienda preparar solo lo necesario para una semana y mantenerlo en un frasco limpio y hermético.