El aikido y sus aportes terapéuticos

Lorena González 8 marzo, 2018
Aunque muchas personas relacionan las artes marciales con la violencia, el fin del aikido y otras disciplinas es precisamente el contrario, y nos ayudan además a mejorar nuestro bienestar mental

El fundamento principal de la práctica milenaria es el control de todas las situaciones conflictivas de manera pacífica.

Hoy en día, el aikido está presente en muchos entornos, debido a la utilidad de aplicar las enseñanzas de este arte marcial en cualquier tipo de problema, sea de naturaleza individual o grupal.

Las enseñanzas del aikido van más allá que las destrezas y habilidades físicas que se adquieren con cada práctica, y que también son útiles como estrategias de control.

Estas enseñanzas también van a la parte mental y espiritual, teniendo unos fundamentos claves que permiten mantener la esencia del arte, sin tergiversar su finalidad.

¿Qué es el aikido?

Qué es el Aikido

El aikido es un arte marcial japonés que se fundamenta en el control pacifico de cualquier escena conflictiva que se pueda presentar. Es conocido por sus enseñanzas en el ámbito de defensa personal.

Sin embargo, el aikido tiene objetivos claves que transcienden de la violencia o agresividad como forma errada de responder ante un problema.

  • Sobre todo se sustenta en utilizar la fuerza del oponente a tu favor, para cambiar su voluntad de agredir.
  • En los principios de la práctica no se busca realizar ningún tipo de daño al otro: solamente sugiere cambiar la forma de resolver los conflictos, para que en un futuro, se opte por la vía pacífica.

Por estos motivos, el aikido es la práctica preferida por infinidad de personas que, a pesar de que aman las artes marciales y lo que representan, apuestan siempre por la paz y la resolución no violenta de los problemas.

De esta manera, el aikido permite ver a los oponentes que la violencia no es la mejor vía, y sitúa el conflicto como una oportunidad para crecer, más que como una situación de la que es necesario huir de inmediato.

Los beneficios del aikido no son solo físicos. Aunque la práctica permite desarrollar habilidades y tonificar la musculatura, también tiene aportes para la armonía y el equilibrio mental.

Ver también: Conoce los síntomas de un desequilibrio hormonal

Aportes terapéuticos del aikido

Aportes terapéuticos del Aikido

La práctica del aikido trae consigo muchos beneficios, entre los que destacan los del ámbito terapéutico.

Con la finalidad de conocer algunos de ellos, a continuación, destacaremos los más importantes:

  • A nivel terapéutico, el aikido te permite transformarte hacia una mentalidad que te permite resolver cualquier problema, sin hacer ningún tipo de daño a tu oponente.

Más bien, nos hace verlo como una persona que busca reflexionar sobre algún tema, sin conocer el camino.

  • El aikido también utiliza a su favor la fuerza del oponente, conociendo previamente el funcionamiento de cada una de las articulaciones, con la finalidad de usarlas para flexionarlas de forma natural, sin realizar ningún daño o fractura.
  • A nivel físico el aikido tonifica tu musculatura, además fortalece la flexibilidad de las articulaciones, y los huesos, por lo que previene enfermedades degenerativas que los desgastan.
  • Se enfoca en mejorar la respiración, lo cual también refuerza el sistema respiratorio, y permite mantener el cuerpo oxigenado.
  • Incrementa los niveles de confianza en sus practicantes. Este beneficio influye de gran forma en su calidad de vida.

Te recomendamos leer: Cómo atraer energía positiva a tu vida

Además…

Aikido

  • Mejora tus relaciones interpersonales, debido a que te brinda las capacidades para reflexionar sobre la naturaleza de los actos.
  • Libera tu mente. Mientras prácticas la actividad pones en práctica tu concentración, lo cual te permite liberar tu mente por un rato de todos aquellos pensamientos o preocupaciones que día a día ocupan espacio y te restan energía.
  • Fortaleces tus pensamientos, dejándolos fluir de forma natural, para finalmente dejarte inundar por una sensación de liberación y sanación.
  • Te hace siempre preferir seleccionar las soluciones pacíficas como salida a cualquier situación de conflicto que se pueda generar a tu alrededor.
  • Mejora el sistema cardíaco, tu circulación y el sistema nervioso.
  • Te permite liberar hormonas que incrementan tu felicidad y sensación de bienestar.

La práctica del aikido mejora tu calidad de vida, trayendo múltiples beneficios terapéuticos. Cada vez más personas se unen a esta arte marcial, con la finalidad de disfrutar todos los aportes que el aikido trae.

Te puede gustar