Alivia la conjuntivitis con estos 6 remedios naturales

La conjuntivitis aparece cuando se irrita la membrana que recubre la superficie del ojo. Aplica los siguientes remedios caseros para aliviar más rápidamente los síntomas molestos como la inflamación, el ardor y la comezón.

La conjuntivitis es una afección que se presenta cuando se inflama la membrana que recubre la superficie de los ojos, conocida como conjuntiva.

Se caracteriza por el enrojecimiento de los ojos, casi siempre acompañado con una incómoda sensación de ardor y dificultades en la visión. 

Puede originarse por la infección de algunos tipos de virus y bacterias, aunque también es común por las alergias y el contacto con algunos químicos.

Si bien no se considera grave y desaparece de forma espontánea a los 8 o 10 días, siempre es recomendable brindarle un tratamiento para controlar sus síntomas.

Lee también Anatomía del ojo

Remedios naturales para la conjuntivitis

Existen soluciones 100% naturales que, de forma segura y rápida, aceleran la recuperación de la conjuntivitis. En esta oportunidad queremos compartir 6 remedios naturales que puedes aplicar en cuanto notes su aparición.

1. Cubitos de hielo

Hielo para la conjuntivitis

La aplicación de cubitos de hielo sobre los ojos afectados por la conjuntivitis puede ayudar a desinflamar los vasos sanguíneos y, consecuentemente, calmar el enrojecimiento y la hinchazón. Su efecto refrescante alivia la comezón y evita el mal hábito de frotar los párpados.

Aplicación

  1. Envuelve varios cubitos de hielo en un paño limpio
  2. Luego, aplica suavemente sobre los ojos durante 2 o 3 minutos.
  3. Repite el tratamiento hasta 3 veces al día.

Lee también ¿Tus ojos amanecieron hinchados? 5 remedios rápidos para aliviarlos

2. Miel de abejas

La miel de abejas tiene sustancias antiinflamatorias y calmantes que pueden ayudar en el tratamiento de este problema en los ojos. Sus compuestos calman la sensación de ardor y dolor, alivian la inflamación de las membranas afectadas.

Aplicación

  1. Combina una pequeña cantidad de miel con agua tibia
  2. Luego, aplica 2 o 3 gotas sobre los ojos.
  3. Repite su uso 2 o 3 veces al día.

3. Infusión de manzanilla

Infusión de manzanilla para la conjuntivitis

Las flores de manzanilla tienen propiedades refrescantes y antisépticas. Esto las convierte en una solución efectiva contra la inflamación ocasionada por la conjuntivitis.

Sus compuestos activos restablecen la salud de la capa que recubre los ojos y, de paso, brinda un efecto protector contra los agentes infecciosos.

Aplicación

  1. Primero prepara una taza de infusión de manzanilla
  2. Déjala enfriar en el refrigerador
  3. Luego de 2 horas, aplícala mediante compresas sobre el ojo afectado.
  4. Frótala con suaves masajes sobre los párpados y, opcionalmente, aplica varias gotas de forma directa sobre los ojos.
  5. Úsalo 2 veces al día hasta aliviar la afección.

4. Infusión de orégano

El orégano es una especia conocida por sus múltiples aplicaciones en la gastronomía. Sin embargo, gracias a sus propiedades, también la podemos aprovechar como tratamiento natural contra los síntomas de la conjuntivitis.

Sus activos naturales limpian la superficie de los ojos, reducen la presencia de bacterias y, de paso, calman la hinchazón.

Aplicación

  1. Sumerge un paño limpio en una taza de infusión de orégano
  2. A continuación, aplícalo durante 5 minutos sobre el ojo afectado.
  3. Repite su uso 3 veces al día.

5. Pepino

Alivia la conjuntivitis con pepino

Aunque el pepino es famoso por sus usos cosméticos sobre la piel, también ayuda a desinflamar las membranas que protegen los ojos. Su aplicación directa combate los síntomas de la conjuntivitis alérgica y, a su vez, controla las bolsas y las ojeras.

Aplicación

  1. Pon a enfriar varias rodajas de pepino en el congelador
  2. Cuando estén bien frías, aplícalas sobre los ojos enfermos.
  3. Deja que actúen durante 10 minutos
  4. Repite su uso hasta 4 veces al día.

Lee también 4 soluciones naturales para acabar con las ojeras

6. Aloe vera

El jugo natural que contienen las hojas de aloe vera es un remedio calmante y antiinflamatorio que puede acelerar la recuperación de los ojos afectados por conjuntivitis.

Sus activos hidratantes y antibacterianos protegen la membrana inflamada. Así, disminuyen su irritación y crean una barrera contra los virus y las bacterias.

También contrarresta los desbalances en la lubricación natural del ojo, por lo que evita el enrojecimiento y la comezón.

Aplicación

  1. Corta una hoja de aloe vera
  2. Extrae su gel
  3. Luego, con la ayuda de un trozo de algodón, aplícalo sobre el ojo afectado.
  4. También puedes aplicarlo sobre el párpado para conseguir un efecto calmante.
  5. Repite su uso 2 o 3 veces al día.

Elige alguno de los remedios anteriores y úsalo para conseguir un rápido alivio. Pero, evita combinar varios al mismo tiempo, ya que puede ser contraproducente.