Alivia el síndrome del intestino irritable con estas 5 hierbas curativas

Carolina Betancourth· 8 enero, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Carlos Fabián Avila el 5 diciembre, 2018
Además de incluir estas hierbas en nuestra rutina, para aliviar el síndrome del intestino irritable debemos seguir una dieta equilibrada y evitar todos aquellos alimentos que nos puedan perjudicar.

El síndrome del intestino irritable (SII), también conocido como colon irritable, es un trastorno crónico que conduce a fuertes episodios de dolor abdominal y cambios notorios en el ritmo intestinal. Así lo afirma esta información obtenida de la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos.

Su aparición es común en lapoblación adolescente, aunque también puede manifestarse en algunas personas que están iniciando su edad adulta.

A diferencia de otros trastornos del sistema, no demuestra alteraciones en la morfología o metabolismo intestinal, ni agentes infecciosos que lo justifiquen.

Aunque no hay una causa exacta establecida, su desarrollo está vinculado a los malos hábitos alimenticios, el estrés y el estilo de vida sedentario.

Por lo general, los pacientes afectados experimentan continuas dispepsias, sensación de llenura y acumulación excesiva de gases. Sin embargo, esta sintomatología se puede mantener bajo control, sobre todo cuando se mejoran los hábitos diarios, incluyendo la dieta.

Sumado a esto, se pueden tener en cuenta algunashierbas curativas que, por sus propiedades, le hacen frente a esta enfermedad para promover la salud intestinal. En esta oportunidad queremos compartir las 5 mejores para que nodejes de usarlas cuando te aqueje este problema.

1. Tomillo

tomillo

El tomillo es una hierba medicinal que se ha utilizado desde la antigüedad como complemento natural para aliviar los problemas del colon.  Tiene propiedades antiinflamatorias y antiespasmódicas, tal y como afirma este estudio realizado por el Centro de Investigaciones Biomédicas «Victoria de Girón» (Cuba), que ayudan a controlar el dolor y la hinchazón causados por el intestino irritable.

Además, sus propiedades depurativas estimulan la eliminación de las toxinas retenidas en el sistema digestivo y de paso, brinda una acción protectora contra las infecciones bacterianas.

Ingredientes

  • 1 cucharadita de tomillo (5 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

Preparación

  • Primero, pon a hervir la taza de agua y, cuando llegue a ebullición, incorpórale la cucharadita de tomillo.
  • Después tápalo y déjalo reposar a fuego bajo durante 2 minutos y retíralo.
  • A continuación, cuando esté a una temperatura apta, fíltrala con un colador y tómala.
  • Repite su ingesta dos veces al día, todos los días.

¿Quieres conocer más? Lee: Disminuye las toxinas de tu vida con estos trucos

2. Valeriana

Infusión de valeriana.

Acorde con esta investigación realizada por el Hospital General Universitario Gregorio Marañón (Madrid),   la valeriana se ha hecho famosa por sus efectos sedantes y antiestrés. Sin embargo, sus beneficios van más allá.

De hecho, tienepropiedades antiespasmódicas, digestivas y antiinflamatorias que controlan el dolor, según afirma este estudio de la Universidad Shiraz (Irán).

Ingredientes

  • 1 cucharadita de raíz de valeriana (5 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

Preparación

  • En horas de la noche, incorpora la raíz de valeriana en una taza de agua hirviendo y tápala.
  • Al día siguiente, pásala por un colador y consúmela.
  • Repite el mismo tratamiento hasta frenar los síntomas del colon irritable.

3. Llantén

Llanten-medicinal

La infusión de llantén es un buen remedio alternativo para los pacientes con intestino irritable, ya que combate el estreñimiento y alivia el dolor. De hecho, sus compuestos antiinflamatorios mejoran la actividad en el intestino, según asegura este estudio realizado por la Universiti Kebangsaan Malaysia.

Ingredientes

  • 1 taza de agua (250 ml)
  • 2 cucharadas de hojas de llantén (20 g)

Preparación

  • Calienta la taza de agua y agrégale las hojas de llantén.
  • Después espera que se repose durante 10 minutos, cuélala y consúmela.
  • Toma 2 tazas al día, mínimo durante una semana.

4. Menta

Por otra parte, las hojas de menta son una de las hierbas curativas que más se utilizan para las condiciones que afectan la salud gastrointestinal. A causa de sus propiedades antiespasmódicas y carminativas, ayuda a controlar el dolor y el exceso de gases, tal y como sugiere este estudio realizado por el Instituto Superior de Medicina Militar «Dr. Luis Díaz Soto» (Cuba).

Ingredientes

  • 1 cucharada de menta seca (10 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

Preparación

  • Añade en una olla una taza de agua junto con la menta y calienta hasta que llegue a ebullición.
  • Deja que se realice la decocción durante 5 minutos.
  • Pasado este tiempo, espera que repose y consúmela.
  • Repite la dosis 2 o 3 veces durante la jornada.

Quizás puede interesarte: Cómo usar la menta en la cocina

5. Anís

Anís para el intestino irritable

Igualmente, el anís es una de las hierbas que más se emplean contra esta enfermedad, ya que proporciona sensación de alivio ante la inflamación y el dolor. Asimismo, sus compuestos activos controlan la hinchazón del intestino y estimulan su movimiento para lograr una correcta eliminación de los desechos.

Ingredientes

  • 1 cucharada de semillas de anís (10 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

Preparación

  • Agrega la cucharada de semillas de anís en una taza de agua y ponlas a hervir durante 5 minutos.
  • Luego espera que la bebida repose un poco y consúmela ante la primera molestia.
  • Toma 2 o 3 tazas al día.

Al utilizar cualquiera de estas hierbas podrás favorecer el funcionamiento del colon para mantener bajo control esta molesta enfermedad.

Aunque puedan ser muy efectivas, su consumo debe estar apoyado con una alimentación sana. A causa de esta, verás resultados positivos en tu sistema digestivo. Además, no olvides visitar al médico para que puedas complementar el tratamiento con las indicaciones respectivas.

  • Medina Ortiz Oscar, Sánchez-Mora Nora, Fraguas Herraez David, Arango López Celso. Valeriana en el tratamiento a largo plazo del insomnio.   [Internet].   [  2018    03] ;  37( 4 ): 614-626. Disponible en: http://www.scielo.org.co/pdf/rcp/v37n4/v37n4a11.pdf
  • Moreno-Osset E.. Síndrome del intestino irritable. Rev. esp. enferm. dig.  [Internet]. 2005  Ene [citado  2018  Nov  03] ;  97( 1 ): 59-59. Disponible en: http://scielo.isciii.es/scielo.php?script=sci_arttext&;pid=S1130-01082005000100008&lng=es.
  • Otero William, Gómez Martín. Síndrome de intestino irritable. Rev Col Gastroenterol  [Internet]. 2005  Dec [cited  2018  Nov  03] ;  20( 4 ): 72-83. Available from: http://www.scielo.org.co/scielo.php?script=sci_arttext&;pid=S0120-99572005000400008&lng=en.
  • Rey E.. La dieta y el síndrome de intestino irritable ¿no pero sí? ¿sí pero no?. An. Med. Interna (Madrid)  [Internet]. 2004  Dic [citado  2018  Nov  03] ;  21( 12 ): 5-6. Disponible en: http://scielo.isciii.es/scielo.php?script=sci_arttext&;pid=S0212-71992004001200001&lng=es.