Cómo aliviar las agujetas con 5 remedios caseros

Carolina Betancourth · 12 enero, 2018
Para calmar las agujetas podemos recurrir a diferentes remedios tanto de consumo oral como de uso tópico que nos ayudarán a aliviar las molestias y a acelerar la recuperación

Las agujetas son conocidas en términos médicos como mialgia diferida.

Hacen referencia al dolor muscular de aparición tardía que se produce por los desgarros o roturas que sufren las fibras musculares ante actividades que implican un sobresfuerzo físico.

Los músculos, como cualquier otra parte del cuerpo, tienen un límite de resistencia que, al sobrepasarse, implica “microrroturas” que se deben regenerar. Una vez se completa este proceso, el dolor desaparece por sí solo.

Sin embargo, en ocasiones es necesario aplicar algunos remedios, dado que los síntomas son intensos y pueden interferir en la realización de algunas tareas cotidianas.

Por suerte, además de los medicamentos convencionales, hay soluciones 100 % naturales que ejercen un interesante efecto calmante.

En esta oportunidad queremos compartir en detalle 5 buenas opciones para que no dudes en prepararlas cuando te enfrentes a estas molestias.

1. Agua con limón y azúcar

agua-limon

Más que una simple receta de limonada, la combinación de agua con limón y azúcar es una bebida rehidratante que ayuda a sobreponer los músculos tanto por agujetas como por calambres.

Ayuda a estabilizar los niveles de glucosa y minerales esenciales, dos factores claves para mejorar la circulación sobre las fibras musculares.

Ingredientes

  • El zumo de ½ limón
  • 1 vaso de agua tibia (200 ml)
  • 1 cucharadita de azúcar (5 g)

Preparación

  • Diluye el zumo de medio limón en un vaso de agua tibia y mézclalo con una cucharadita de azúcar.

Modo de consumo

  • Ingiere la bebida después de tus entrenamientos, o bien, cuando te aqueje el dolor característico de las agujetas.

Lee también: ¿Por qué se producen las agujetas o calambres?

2. Jugo de naranja y piña

Otra bebida remineralizante y antiinflamatoria que ayuda a disminuir los síntomas de las agujetas es el jugo de naranja y piña.

Sus nutrientes esenciales apoyan la regeneración de las microfibras musculares y equilibran los procesos inflamatorios relacionados.

Ingredientes

  • 4 naranjas
  • 1 rodaja de piña

Preparación

  • Extrae el zumo de las naranjas y mézclalo en la licuadora con una rodaja de piña.

Modo de consumo

  • Disfruta el jugo después de hacer ejercicio o ante cualquier dolencia muscular.

3. Baño de tomillo

tomillo

Los baños con infusión de tomillo mejoran la circulación y ejercen un efecto antiinflamatorio que ayuda a calmar las molestias ocasionadas por las agujetas.

Ingredientes

  • 3 cucharadas de tomillo (45 g)
  • 2 tazas de agua (500 ml)

Preparación

  • Vierte las cucharadas de tomillo en agua hirviendo y tápalo.
  • Espera que repose unos minutos y, antes de que se enfríe, cuélalo.

Modo de uso

  • Emplea la infusión para hacer baños sobre las zonas afectadas.
  • Luego, realiza una ducha relajante, alternando chorros de agua caliente y fría.

4. Infusión de pimienta de cayena y miel

La pimienta de cayena se ha hecho popular por su capacidad para ayudar a perder peso. No obstante, más allá de esto, es uno de los elementos naturales con acción analgésica que pueden ayudar a bloquear el dolor.

Esta dispone de un elemento activo conocido como capsaicina, que trabaja sobre las células neurotransmisoras de dolor, impidiendo que envíen señales al sistema nervioso.

Cabe decir que, adicional a esto, actúa como relajante muscular y ayuda a sobreponer algunos de los nutrientes que se pierden con el entrenamiento.

Ingredientes

  • ¼ de cucharadita de pimienta de cayena (1 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)
  • El zumo de ½ limón
  • 1 cucharada de miel (25 g)

Preparación

  • Agrega ¼ de cucharadita de pimienta de cayena, o menos, en una taza de agua caliente.
  • Incorpora el zumo de limón, mezcla bien, y endulza con una cucharada de miel.

Modo de consumo

  • Bebe la infusión a sorbos, hasta 2 veces al día.

Ver también: 6 remedios caseros para aliviar las agujetas

5. Alcohol y flor de la pasión

flor-pasion

Los extractos de la flor de la pasión contribuyen a relajar la zona muscular que se maltrata durante los entrenamientos o actividades de alto impacto físico y, además, evitan la inflamación.

Ingredientes

  • 6 cucharadas de flor de la pasión seca (90 g)
  • ½ taza de alcohol (125 ml)

Preparación

  • Vierte la flor de la pasión en un frasco de cristal y cúbrela con el alcohol.
  • Tapa el frasco y deja macerar el producto durante 7 o 10 días.
  • Luego, fíltralo con un colador fino y desecha los restos de la planta.
  • Almacénalo en un lugar fresco y oscuro.

Modo de uso

  • Masajea el alcohol sobre las zonas doloridas.
  • Repite su uso 2 veces al día si lo consideras necesario.

Como complemento de estos remedios no olvides cerciorarte de suplir el déficit de nutrientes que puede estar relacionado con las agujetas.

Descansa y evita exponer tus músculos a esfuerzos significativos hasta que se recuperen por completo.