Apendicitis: ¿Qué es y por qué se presenta?

La apendicitis es una patología frecuente a cualquier edad, tratada con cirugía de emergencia. Se basa en la inflamación de un pequeño segmento del intestino grueso.

La inflamación del apéndice es una dolencia muy frecuente a cualquier edad. En la mayoría de los casos se realiza una intervención quirúrgica para extirpar ese pequeño segmento situado en el extremo del intestino grueso. Puedes leer este artículo para conocer más sobre la apendicitis.

Apéndice: ¿cuál es su utilidad?

El apéndice se inflama por razones desconocidas causando lo que se denomina apendicitis. Algunos relacionan esta hinchazón con la mala alimentación o las tensiones y presiones.

No obstante, no está comprobado científicamente, y que puede afectar también a niños muy pequeños.

Esta patología es peligrosa porque, si no se trata a tiempo, puede perforarse el apéndice y derramar una parte del contenido intestinal por todo el cuerpo.

Esta condición se llama peritonitis y es muy grave, ya que puede causar una infección importante y hasta la muerte. Además, si la mujer es la que sufre la peritonitis, se pueden infectar los ovarios o las trompas de Falopio y ocasionar infertilidad.

 

Apendicitis

 

Cómo detectar una apendicitis

Existen síntomas que son característicos de esta enfermedad, aunque muchos de ellos son propios también de otras patologías.

Por lo tanto, es necesario prestar mucha atención para evitar un diagnóstico equivocado que puede agravarse si se produce la peritonitis. Algunos de los más frecuentes son:

  • Náuseas o vómitos
  • Dolor fuerte y repentino en la parte inferior derecha del abdomen o alrededor del ombligo
  • Hinchazón abdominal
  • Constipación o diarrea
  • Fiebre leve

No siempre es fácil detectar los síntomas de una apendicitis porque se confunde con los signos previos a una gripe o un ataque al hígado.

También se puede dar el caso contrario, que se diagnostique y se realice la operación, sin presentar la inflamación.

Dolor por apendicitis aguda

 

Quizás te interese:  “Emergency signs and Symptoms of Appendicitis”

Recomendaciones para evitar problemas en el apéndice

La adquisición de hábitos saludables, sobre todo a nivel intestinal, tales como tener una buena alimentación y reducir el estrés, podría disminuir las posibilidades de sufrir esta patología.

A continuación indicamos una serie de recomendaciones que ayudarán a la hora de prevenir problemas de este tipo:

Reducir el estrés

El descanso emocional es muy importante ya que la ansiedad, el estrés y los nervios traen consecuencias negativas a nuestra salud.

Trata de no vivir apresurado, enojado, preocupado, insatisfecho o pensando a futuro. Date tiempo para hacer las cosas que te gustan y que “te llenan el alma” como puede ser leer un libro, dormir una siesta, jugar con tus hijos o salir a caminar por el parque.

Hacer dieta

Dieta-japonesa

Llevar una alimentación equilibrada es vital para sentirte bien y que el intestino goce de buena salud.

Es mejor un número mayor de ingestas, pero más pequeñas, a comer mucho dos veces al día.

Evita las grasas de origen animal, los embutidos, los lácteos, los azúcares y las harinas refinadas.

En su lugar, aumentar la ingesta de cereales integrales, las frutas, las verduras, las legumbres y los frutos secos, ayudarán a incrementar la cantidad de fibra en el intestino, regulando las evacuaciones.

Ejercitarse

Practicar deporte dos o tres veces a la semana puede liberar tensiones. Además, ayudará mantener un peso saludable y escapar del sedentarismo.

Caminar, andar, ir en bicicleta, correr, nadar, bailar… Lo importante es mantener el cuerpo en movimiento dentro de nuestras posibilidades.

¿Qué hacer después de la operación?

Si te han operado de apendicitis, es importante que la alimentación sea muy saludable y de calidad. Es recomendable seguir una dieta blanda.

Alimentos que debes evitar

  • Alimentos grasos
  • Lácteos
  • Carnes rojas
  • Café
  • Chocolate
  • Salsas picantes
  • Condimentos muy fuertes

Es posible que tras la operación, después de las comidas, la persona no tenga mucha tolerancia a ciertos alimentos.

No hacer esfuerzos, llevar una alimentación adecuada, descansar lo máximo posible, andar  y evitar el estrés puede ayudar como parte de la recuperación.

  • Fallas González, J. (2012). REVISIÓN BIBLIOGRÁFICA APENDICITIS AGUDA. Medicina Legal de Costa Rica. https://doi.org/10.4321/S1137-66272013000100015
  • Stringer, M. D. (2017). Acute appendicitis. Journal of Paediatrics and Child Health. https://doi.org/10.1111/jpc.13737
  • Thompson M, N. M. (2015). Nutrition and family medicine. Textbook of Family Medicine. In: Rakel RE, Rakel DP, Eds. https://doi.org/http://dx.doi.org/10.1016/j.tacc.2014.04.009