Apnea del Sueño, cuando los ronquidos son algo más que una molestia

Para reducir los efectos de la apnea del sueño es muy importante controlar el sobrepeso. Asimismo, procuraremos dormir de lado o boca abajo para evitar la obstrucción de las vías respiratorias

Roncar es algo muy molesto, tanto para la para la persona que ronca, como para sus seres queridos, pero roncar no es algo particularmente peligroso en sí mismo. Sin embargo, existe otra afección, vinculada a los ronquidos, que sí puede tener implicaciones médicas mucho más peligrosas. Se trata de la apnea del sueño.

Este síndrome es una afección frecuente dentro de la población adulta. Es un trastorno del sueño que hace que la respiración se pare por momentos mientras se duerme. Además de los ronquidos característicos, otro de los síntomas principales es un excesivo cansancio y somnolencia durante el día. Está asociada a un mayor riesgo de hipertensión arterial, enfermedades cardiovasculares, como así también a accidentes laborales y de tránsito.

En qué consiste exactamente

La apnea del sueño, conocida en términos médicos como apnea obstructiva del sueño (AOS), provoca una detención de la respiración por momentos mientras se duerme. Durante el sueño, los pacientes que sufren de apnea pueden dejar de respirar hasta 10 segundos cuando las obstrucciones en sus vías respiratorias detienen el flujo de aire que llega a los pulmones.

Cuando esto ocurre, la falta de oxígeno hace que la persona se despierte de un sueño profundo a un sueño mucho más ligero o incluso que se despierte completamente. Esto a menudo se combina con un tremendo ronquido o resoplido para despejar la obstrucción.

Esta enfermedad, que es más habitual en los hombres, la sufren de un 2 a 10% de las personas. Cuando hay un peso excesivo, existen más probabilidades de sufrir esta enfermedad, pero también la sufren individuos sin problemas de sobrepeso.

Tipos de apnea

Existen 2 tipos principales de apneas:

1) Apnea – Los músculos de la garganta se relajan y colapsan provocando una obstrucción total de las vías respiratorias.

2) Hipopnea – Existe una obstrucción parcial de las vías respiratorias, reduciendo la cantidad de aire que llega a los pulmones en más del 50%.

Síntomas

La apnea del sueño pasa a menudo desapercibida, ya que la gente que la padece piensa que simplemente están siempre cansados. Por eso es tan importante conocer los síntomas para detectar la enfermedad:

  • Fuertes ronquidos cuando duerme
  • Pausas en la respiración al dormir
  • Cansancio excesivo y fatiga durante el día
  • Quedarse dormido en cualquier sitio durante el día

Posibles tratamientos

A pesar de que, a veces no es posible curar la apnea del sueño por completo, sí es posible reducir significativamente sus efectos.

Son muy recomendables algunos cambios como:

  • Perder peso
  • Reducir el consumo de tabaco y alcohol
  • Dormir de lado o boca abajo

Si duermes con otra persona, puedes pedirle que te ayude a identificar los ronquidos para saber si puede tratarse de Apnea Obstructiva del Sueño. No hay que alarmarse porque no todos los que roncan sufren apnea del sueño, pero sí es cierto que todos los que sufren apnea del sueño, roncan.

Existen tres factores que incrementan las posibilidades de sufrir apnea del sueño y son: hipertensión arterial sistémica, obesidad, cansancio durante el día. Si sufres dos de estos problemas es importante que acudas a un especialista para que valore tu situación.

 Fotografía cortesía de Sunchasers

Categorías: Enfermedades Etiquetas:
Te puede gustar