Caldo con propiedades antiinflamatorias

Elena Martínez Blasco·
18 Marzo, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Nelton Abdon Ramos Rojas al
18 Marzo, 2020
A los ingredientes que vamos a añadir se les atribuyen propiedades antiinflamatorias, por lo que su combinación podría contribuir a prevenir enfermedades inflamatorias como la artritis reumatoide.

La naturaleza nos ofrece alimentos cuyas propiedades podrían tener un efecto positivo en nuestro organismo. El papel de la inflamación crónica en las principales enfermedades degenerativas ha estimulado la investigación de la influencia de la nutrición y la dieta en los índices inflamatorios.

En este artículo compartimos la receta de un caldo delicioso preparado con ingredientes a los que se le atribuyen propiedades antiinflamatorias. Pero antes de nada queremos recordar que, a pesar de todos los beneficios nutricionales que puede contener este caldo, no es recomendable abusar, ni utilizarlo como tratamiento para las enfermedades inflamatorias.

Además, en el caso de que se esté tratando alguna condición médica, se debe consultar con el médico o el nutricionista antes de incorporarlo en la dieta, por si tuviera algún efecto adverso.

Ingredientes para preparar el caldo

Brócoli

En general, todos los vegetales crucíferos, entre los que se encuentran el brócoli, la col, la coliflor y el repollo, contienen determinadas moléculas con propiedades antiinflamatorias. Queremos destacar el brócoli por su contenido en vitaminas C, E y minerales como el calcio y el hierro.

Son muchos los estudios que han comprobado los supuestos efectos antioxidantes y antiinflamatorios del brócoli. Además de incluirlo en este caldo, también recomendamos comerlo al vapor, poco cocinado, y en forma de semillas de brócoli germinadas.

Ajo y cebolla

Tanto el ajo como la cebolla contienen alicina, un compuesto rico en azufre. A lo largo de la historia, muchas culturas diferentes han reconocido el uso potencial del ajo para la prevención y el tratamiento de diferentes enfermedades.

Estudios recientes respaldan los efectos del ajo y sus extractos en una amplia gama de aplicaciones. Se cree que los diferentes compuestos del ajo reducen el riesgo de enfermedades cardiovasculares, tienen efectos antimicrobianos y muestran beneficios en la concentración de glucosa en la sangre. Aunque todavía son necesarias más investigaciones.

Por otro lado, se ha informado de que los compuestos en las cebollas tienen una serie de beneficios para la salud, entre los que se incluyen actividad antiplaquetaria, actividad antitrombótica, actividad antiasmática y efectos antibióticos.

Lee también: ¿Conoces los beneficios del ajo negro? ¡Increíbles!

Apio

El apio es una planta de la familia de las apiáceas con compuestos fenólicos y antioxidantes. Algunos estudios han demostrado que los alquinos que contiene el apio podrían tener un efecto de mejora contra el estrés oxidativo del hígado.

Cúrcuma

Los efectos beneficiosos para la salud de la curcumina se practican en la medicina tradicional desde la antigüedad. La cúrcuma contiene un alto índice de hierro, sodio, magnesio, potasio y zinc. Por ello, se ha comprobado que el consumo de esta especia es muy beneficioso para la salud, por diversos aspectos.

Esta raíz contiene curcumina, un componente antiinflamatorio. Además, algunas investigaciones sugieren que podría servir de apoyo en la prevención de enfermedades. No obstante, es necesario realizar estudios más detallados y ensayos clínicos para mejorar la eficacia, la seguridad y el modo de acción de la cúrcuma.

Al tratarse de una especia, podemos incluirla fácilmente en todo tipo de guisos, sopas, cremas o incluso postres como batidos, natillas o pasteles. Su presencia en este caldo será fundamental.

No te pierdas: 3 remedios con cúrcuma para la artritis reumatoide

¿Cómo preparamos este caldo?

Pondremos a cocer las verduras y hortalizas, a ser posible que sean ecológicas, con agua y con la cúrcuma en polvo, durante al menos 40 minutos. Colaremos las verduras, que podemos aprovechar para la preparación de la comida. Por ejemplo, de las siguientes maneras:

  • Para rellenar una tortilla.
  • Como relleno de tartas saladas.
  • Para elaborar una crema de verduras.
  • Como guarnición de otros platos.
  • Para hacer una salsa de tomate con verduras.
  • Para hacer un revoltillo con huevo.

También las podemos comer directamente, con un poco de aceite de oliva virgen extra o con mayonesa casera.

Recomendaciones

Podemos preparar este caldo, sobre todo, durante épocas de frío o en aquellos momentos en los que notemos las defensas bajas. Sin embargo, hemos de mencionar que el hecho de tomarlo no va a hacer que nos curemos de ninguna enfermedad ni va a eliminar las posibilidades de que la desarrollemos, pues esto último depende de multitud de factores.

Es importante que acudamos al médico en caso de padecer alguna enfermedad y sigamos las pautas que nos recomiende.

  • Vasanthi, H., Mukherjee, S., & Das, D. (2009). Potential Health Benefits of Broccoli- A Chemico-Biological Overview. Mini-Reviews in Medicinal Chemistry9(6), 749–759. https://doi.org/10.2174/138955709788452685
  • Corzo-Martínez, M., Corzo, N., & Villamiel, M. (2007). Biological properties of onions and garlic. Trends in Food Science and Technology18(12), 609–625. https://doi.org/10.1016/j.tifs.2007.07.011
  • Sowbhagya, H. B. (2014). Chemistry, Technology, and Nutraceutical Functions of Celery (Apium graveolens L.): An Overview. Critical Reviews in Food Science and Nutrition54(3), 389–398. https://doi.org/10.1080/10408398.2011.586740
  • PRIYA, S. D. (2010). Tumeric : A Herbal and Traditional Medicine. Pharmacia2(2), 208–220. Retrieved from http://scholarsresearchlibrary.com/ABR-vol1-iss2/ABR-2010-1-2-87-90.pdf
  • Galland L. Diet and inflammation. Nutrition in Clinical Practice. 2010.
  • Hwang JH, Lim S Bin. Antioxidant and anti-inflammatory activities of Broccoli florets in LPS-stimulated RAW 264.7 Cells. Prev Nutr Food Sci. 2014;
  • Bayan L, Koulivand PH, Gorji A. Garlic: a review of potential therapeutic effects. Avicenna J phytomedicine. 2014;
  • Suleria HAR, Butt MS, Anjum FM, Saeed F, Khalid N. Onion: Nature Protection Against Physiological Threats. Crit Rev Food Sci Nutr. 2015;
  • Sukketsiri W, Chonpathompikunlert P, Tanasawet S, Choosri N, Wongtawatchai T. Effects of Apium graveolens extract on the oxidative stress in the liver of adjuvant-induced arthritic rats. Prev Nutr Food Sci. 2016;
  • Rahmani A, Alsahli M, Aly S, Khan M, Aldebasi Y. Role of Curcumin in Disease Prevention and Treatment. Adv Biomed Res. 2018;