Arroz al limón con gambas

Aunque con los platos de arroz se suele recomendar no moverlos en exceso, en este caso conviene hacerlo para que no se queme ni se pegue al fondo

El arroz es uno de los cereales más versátiles que existen y, a pesar de ser uno de los más baratos que puedes encontrar en el mercado, posee una gama de preparaciones que te darán muchas horas de entretenimiento en la cocina. Con el fin de traerte algunos sabores costeros, tan apetecidos y extraordinarios, te enseñamos a preparar un suculento arroz al limón con gambas.

Las gambas son unos mariscos similares a los camarones y los langostinos, muy deseados en la cocina de frutos del mar. Se pueden preparar simplemente sazonándolas con algún condimento, por ejemplo las gambas al ajillo; en sopas, pastas y arroces o acompañadas de otros mariscos, el resultado siempre es delicioso. El limón le aporta a esta receta un toque tropical y exótico, así que no te pierdas este fabuloso plato:

Ingredientes

  • 300 gramos de gambas peladas
  • Un limón
  • 300 gramos de arroz
  • Un diente de ajo
  • Vino blanco
  • Caldo vegetal o de pescado
  • Romero
  • Aceite de oliva y sal

arroz integral sweetbeetandgreenbean

Preparación

El tiempo de esta receta es de aproximadamente hora y media entre la preparación, cocción y emplatado.

Lava la cebolla muy bien, es preferible con un poco de agua tibia, pélala y pícala finamente. En una cazuela grande pon a calentar cuatro cucharadas de aceite de oliva. Cuando haya calentado un poco, adiciona la cebolla picada. Pela el ajo y machácalo, colócalo en la cazuela donde está la cebolla y déjalos cocinar durante cinco minutos

Añade las gambas y deja que se cocinen a fuego lento con la cazuela tapada durante un par de minutos más. Sazónalas con la sal, retira solo las gambas de la cazuela, escúrrelas bien y resérvalas en un recipiente con tapa.

No retires la cazuela del fuego, ya que la vas a usar posteriormente, pero antes en una olla aparte pon a calentar el caldo. Vierte el arroz en un cuenco midiendo dos tazas de agua por cada taza de arroz, y agrégalo a la cebolla y mézclalos bien, deja que se cocine por unos minutos y adiciona el vino blanco. Deja la cazuela destapada hasta que el líquido se haya evaporado.

Una vez que el líquido se ha evaporado, adiciona el caldo cuando esté hirviendo y deja que todo se cocine durante veinte minutos aproximadamente. Exprime el limón, si lo deseas puedes rallar también un poco de la cáscara para que decore y le de sabor al plato, recuerda eliminar las semillas para no tener sorpresas desagradables.

Cuando ha finalizado la cocción del arroz, agrégale el zumo de limón y las gambas. Revuelve todo generosamente y déjalas cocinando durante unos minutos, para eliminar el exceso de líquido.

Retira el arroz del fuego y déjalo reposar un instante con la tapa puesta, de esta manera se asentaran los sabores. Ahora puedes espolvorear con la ralladura de la cáscara de limón y con el romero picado, aunque esto es opcional, puedes omitirlo si así lo deseas.

Si quieres agregarle al arroz algún tipo de salsa puedes usar mayonesa con ajo, le dará una variedad de sabor único y destacará el de las gambas. Sirve el arroz mientras está caliente, acompáñalo con un vino apropiado para platos con mariscos y con una ensalada como la pantesca.

El wok, una manera saludable y rapida de cocinar

Consejos adicionales

  • La elección del caldo dependerá de tu gusto, si deseas un plato en el que predomine el sabor del marisco utiliza el de pescado. Sin embargo, si quieres que el sabor sea más sutil, usa el de verduras. Si decides usar el caldo de pescado te sugerimos hacerlo en una cocina que esté bien ventilada.
  • Si lo prefieres puedes añadir pimienta, pero los sabores de este plato son tan fuertes que no es muy recomendable.
  • No olvides remover el arroz, no querrás que se queme o se pegue en el fondo.