Ataque de pánico nocturno: sus causas y tratamientos

Este artículo fue redactado y avalado por la psicóloga Valeria Sabater
· 24 octubre, 2017 · Última actualización: 7 diciembre, 2018 7 diciembre, 2018
Ya se deba a razones médicas o psicológicas, si hemos padecido algún ataque de pánico nocturno es importante ponerlo en conocimiento de nuestro médico para que nos ayude a solucionarlo

El ataque de pánico nocturno podría aparecer de repente en mitad de la noche con sensación de ahogo, taquicardias y sudoración. Desde un punto de vista clínico, también puede darse durante las horas diurnas. Sin embargo, los ataques nocturnos suelen tener mayor intensidad.

En el siguiente artículo te contamos con más detalle qué significa el ataque de pánico nocturno así como aquellas personas que son más propensas a padecerlo y algunas estrategias para prevenirlo. ¡Sigue leyendo!

Ataque de pánico nocturno: ¿quiénes pueden sufrirlo?

serotonina ansiedad

Cuando se hace referencia a los ataques de pánico suele ser común imaginar a una persona presa del miedo, de la parálisis y las taquicardias donde, de pronto, la mente asume que hay un peligro o un foco de angustia. Sin embargo, este tipo de situaciones se podrían sufrir tanto de día como de noche.

La revista de medicina Mayo Clinic nos cuenta qué personas son más susceptibles de sufrir ataques de pánico nocturnos:

  • Pacientes que ya sufren de por sí ataques de pánico en cualquier momento del día.
  • Personas que están inmersas en situaciones de gran presión psicológica y emocional.
  • Pacientes con hipertiroidismo o hipotiroidismo.
  • Personas que sufren apnea.
  • Personas que acaban de vivir un evento traumático como por ejemplo la pérdida de un ser querido.

¿Qué síntomas presenta un ataque de pánico nocturno?

mujer-que-ha-sufrido-un-ataque-de-panico-nocturno

La Asociación Ayuda de Aldea Global confirma que los ataques de pánico nocturno suele aparecer en la fase no-REM del sueño, es decir, cuando nos encontramos más tranquilos, y curiosamente, más relajados.

Sin embargo, el despertar suele ser súbito y violento acompañado de una sensación de miedo y pánico. Además de ahogo, taquicardias y sudoración. Incluso, aunque se pueda tener la percepción de que esta situación ha durado mucho tiempo, la realidad es que este ataque es muy breve. 

Descubre las 6 mejores infusiones para dormir

¿Qué podemos hacer para combatir los ataques de pánico nocturnos?

Tal y como hemos señalado con anterioridad, los ataques de pánico nocturnos se deben a varias causas. No obstante, podemos diferenciar dos grandes áreas: las médicas y las psicológicas.

Ataques de pánico por razones médicas

mujer con insomnio

Según la psicóloga Julia Pascual factores como problemas con las tiroides, la apnea o el reflujo pueden derivar en estos despertares nocturnos tan violentos. Lo primero, debe ser siempre consultar a un médico y seguir sus indicaciones al pie de la letra. Otras estrategias que podríamos aplicar serían:

  • Intentaremos llevar una vida activa ya que el ejercicio físico es buen regulador de estos ataques de ansiedad y del sueño.
  • Tras un ataque de pánico nocturno, es recomendable levantarnos y hacer alguna tarea rutinaria no estimulante: ordenar algo, cepillarnos los dientes o el cabello.
  • No sería recomendable hacer actividades que mantengan nuestro cerebro activo y que requieran gran concentración.

Lee también “síntomas del dolor de cabeza por estrés”

Ataques de pánico por razones emocionales o psicológicas

Para estas segundas, lo recomendable sería:

  • Averiguar cuál es el origen de nuestros problemas emocionales o el detonante de esa ansiedad.
  • Gestionar ese mundo emocional con ayuda de un profesional o mediante adecuadas técnicas personales de afrontamiento.
  • Antes de dormir practicaremos alguna técnica de respiración y relajación.
  • El mindfulness es muy adecuado para gestionar estas situaciones.
  • El yoga también nos podría servir de ayuda.
  • La natación, el baile o las caminatas por entornos naturales son actividades relajantes y adecuadas en este tipo de trastornos.

Para concluir, no dudemos nunca de poner en conocimiento de nuestro médico cualquier tipo de problema relacionado con los trastornos de pánico o sueño. Ya que es importante conocer las razones y cómo solucionarlo.

  • Mario R. Garcia Palmieri. Lo Que Debes Saber Sobre Tu Salud. La Editorial, UPR, 2000.
  • Pablo Manzano. Temperamento y Personalidad - Libros Ilustrados. SteelBrush, 2014.
  • JP Nicolais. Soluciones Simples a los Trastornos del Sueño: Cómo Sacar Provecho de Sus Sueños. Alchemy Solutions LLC, 2014.