Bebidas ligeras y sanas para quitar la sed

Elena Martínez Blasco·
24 Julio, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por la pedagoga en educación física y nutricionista Elisa Morales Lupayante al
09 Enero, 2020
Para preparar agua de sandía no necesitamos nada más, ya que la fruta en sí ya es bastante jugosa. Tiene propiedades antioxidantes y anticancerígenas.
 

Las bebidas ligeras o light están de moda pero, como todo lo que consumimos, no son tan saludables en exceso, al menos no como querríamos. Por lo general, contienen edulcorantes, colorantes y otros aditivos que a largo plazo, suelen contribuir con el sobrepeso.

En este artículo se muestran algunas alternativas para preparar bebidas refrescantes, saludables, ligeras y deliciosas, que no sólo puedes tomar a lo largo del día mientras te refrescas, sino que también benefician la salud en general. Entre estas se presentan la limonada con hierbabuena, la naranja con jengibre, el té verde con canela, y la bebida de semillas de melón y agua de sandía.

Primera bebida ligera: Limonada con hierbabuena

Por décadas, se ha acostumbrado tomar limonada casera para quitar la sed. Sin embargo, esa costumbre ha ido disminuyendo con la aparición de las bebidas y zumos envasados.

Es importante recordar que el limón es una fruta cítrica con excelentes propiedades depurativas. De este modo, esta bebida es ideal para tomar entre horas o incluso en ayunas, fría o caliente.

 

Para preparar una buena limonada solo tenemos que exprimir el jugo de los limones y añadirle más o menos agua según lo concentrada que la queramos tomar. Si le añadimos unas hojas picadas de hierbabuena fresca su sabor será más intenso y refrescante.

Recomendamos endulzar esta bebida con un poco de extracto de estevia pura. Esta planta es una alternativa sana al azúcar y le da a las bebidas un toque de sabor parecido al regaliz.

¿Quieres conocer más? Lee: Limonada de jengibre, pepino y menta para un vientre plano

Limonada

Segunda bebidas ligera: Naranja con jengibre

Para poder consumir esta bebida, solo debemos conseguir naranjas frescas y un poco de jengibre, ¿simple verdad?. Necesitaremos únicamente una licuadora y un envase donde podamos hacer la sencilla mezcla.

 
  • Primer paso: Lavar bien las naranjas, luego cortarlas en cubos y seguidamente ponerlas en la licuadora con un poco de agua y una pizca de jengibre en polvo.
  • Mezclaremos bien todo y después lo vamos a colar con la ayuda de un colador de agujeros pequeños.

En general no es necesario endulzar, pero podemos añadirle un poco de miel de abeja o sirope de agave. Esta bebida nos ayuda a subir las defensas y aporta energía a nuestro organismo. Si te sientes debilitado o ante los primeros síntomas de un resfriado, puedes calentarla y tomarla a pequeños sorbos, a modo de jarabe.

Tercera bebida ligera: Té verde con canela

El té verde es recomendable beberlo a diario, ya que es una bebida de propiedades anticancerígenas y antioxidantes. También combate la retención de líquidos, limpia la piel de impurezas y calma los efectos de las alergias.

Para darle un toque de sabor y potenciar sus efectos beneficiosos te proponemos combinarlo con canela de Ceylán. La canela es estimulante, reguladora del azúcar y digestiva. Esta bebida ligera la podemos tomar fría o caliente.

 
Infision-de-canela

Cuarta bebida ligera: Semillas de melón

¿Sabías que con las semillas del melón puedes preparar una deliciosa y refrescante bebida vegetal? Además, de este modo aprovechamos una parte de esta fruta que seguro que sueles desperdiciar.

Para preparar esta bebida necesitas las semillas de melón frescas y recién sacadas de la fruta, incluso con la pulpa que las acompaña.

Las tienes que batir con agua durante al menos dos minutos, hasta que esta se vuelva de color bien blanco. Puedes aromatizar con un poco de esencia de vainilla, nuez moscada o coco, y endulzar con miel de abeja.

Tómala bien fría.

No olvides leer: Zumo de melón, naranja y fresa para tratar la celulitis

Quinta bebida ligera: Agua de sandía

sangria de sandia
 

La sandía es una de las frutas más jugosas que podemos encontrar, ya que con solo morderla ya nos llena la boca con su jugo. Además, es rica en betacarotenos, que son grandes antioxidantes y anticancerígenos.

La gran cantidad de agua que contiene nos permite elaborar en casa una sencilla bebida muy refrescante que podemos tomar a lo largo del día. Solo tenemos que batirla, ya que no necesita ni agua ni endulzante.

Te recomendamos que la batas junto con sus semillas, que también son muy beneficiosas. Si te molesta encontrarte sus restos puedes pasarla por un colador antes de beberla, aunque también la puedes tomar directamente.