5 beneficios del gel de aloe vera para cuidar tu piel

Elena Martínez Blasco · 3 junio, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por la farmacéutica María Vijande el 20 noviembre, 2018
El gel de aloe vera ofrece grandes beneficios para cuidar la piel y mejorar algunos problemas como la irritación y el enrojecimiento, y retrasar el envejecimiento.

Los beneficios del gel de aloe vera para la piel son bien conocidos en el ámbito popular, dado que esta es una planta que se ha utilizado durante cientos de años para diversas cuestiones y además, se ha estudiado en el laboratorio en incontables ocasiones.

De las hojas carnosas (pencas) de la planta de aloe, se extrae el famoso gel de aloe vera, una sustancia gelatinosa con propiedades medicinales. Se suele usar a nivel tópico para hidratar la piel y tratar ciertos problemas cutáneos, como la resequedad, por ejemplo.

El gel de aloe vera es un remedio sencillo y natural de uso común en el hogar. Generalmente, se aplica solo, pero en algunos casos se combina con otros elementos naturales, como la miel.

A continuación te compartimos 5 beneficios del gel de aloe vera para cuidar la piel y mejorar problemas como la sequedad, las cicatrices recientes del acné, las irritaciones o las quemaduras leves.

El gel de aloe vera

El aloe vera es una planta con diversos usos y aplicaciones.

El aloe vera o sábila es una planta perenne habitual en lugares de clima cálido. Se usa desde hace miles de años porque tiene varias propiedades medicinales y es muy fácil de cultivar en casa.

Esta planta es muy beneficiosa gracias a su contenido en enzimas, antioxidantes, aminoácidos, mucílagos y muchos otros componentes.

  • El gel de aloe vera tiene la ventaja de que lo podemos extraer de manera sencilla de la penca para aplicarlo puro sobre la piel (después de haberlo lavado bien con agua para quitarle los restos de salvia, esa sustancia amarillenta que lo recubre).
  • Si no disponemos de la planta, podemos comprar el gel en farmacias y herbolarios. No obstante, recomendamos elegir un producto que esté elaborado, casi en sus totalidad, con el gel de aloe vera. Para ello, deberemos leer bien la etiqueta.

Lee también: 6 formas de usar el aloe vera y mejorar tu salud

Beneficios del gel de aloe vera para la piel

De acuerdo con un estudio publicado en el año 2011, «aunque existe mucho sustento científico para varios de los efectos benéficos descritos para el aloe, se debe reconocer que aún faltan muchos aspectos por estudiar para comprender completamente los mecanismos de acción benéfica del aloe».

En el ámbito popular, el gel de aloe vera se suele recomendar como remedio para aliviar molestias leves, hidratar la piel y cicatrizar heridas superficiales (como raspones, por ejemplo, no heridas abiertas, como las que deja un grano de acné reventado).

Respecto a esto, los autores del estudio anteriormente citado explican que «parte de los mecanismos implicados en la recuperación de lesiones por el aloe, es debido a sus efectos antioxidantes y antiinflamatorio» y aclaran que, según la variedad de aloe y la concentración, los efectos terapéuticos varían.

Los beneficios del gel de aloe vera más comentados son los que vamos a compartir a continuación con mayor detalle.

1. Limpia y combate el acné

Aloe vera para la cara

Se dice que uno de los grandes beneficios del gel de aloe vera es que ayuda a limpiar piel. Por su contenido en enzimas, al aplicarlo realizamos una exfoliación muy suave de la piel. De este modo, eliminamos las células muertas, sin resecarla.

A la función limpiadora debemos sumarle las propiedades antisépticas, antimicrobianas y antifúngicas del aloe vera. De este modo, podemos prevenir infecciones de la piel y combatir trastornos como el acné.

2. Hidrata sin engrasar

No solo puede aplicarse sobre el rostro, también sobre el cuerpo. Aunque hay que aclarar algo: el gel de aloe vera, por sí solo, no consigue hidratar la piel (al contrario, tiende a resecarla) pero si se combina con algún aceite vegetal (como el de coco, el de almendra, el de jojoba, etc.) puede brindar el efecto deseado, sin darle a la piel un aspecto graso.

3. Calma

Para calmar la piel en caso de molestias leves, el aloe vera puede ser uno de los mejores remedios. Gracias a su contenido en fitosteroles y emolina, también destaca por sus propiedades antiinflamatorias y analgésicas.

Por este motivo todos deberíamos tener la planta a nuestro alcance o bien el gel en el botiquín. Podemos aplicar el gel para aliviar quemaduras leves o picaduras, o bien a modo de loción después de la depilación y el afeitado. Además de calmar la irritación, también favorece la regeneración de la piel y nos da una agradable sensación de frescor.

Lee también 5 picaduras de insecto más comunes y cómo tratarlas

4. Cicatriza y regenera

aloe vera

Se suele decir que el más destacado de los beneficios del gel de aloe vera es su capacidad para acelerar y mejorar la cicatrización de las heridas leves más recientes. De hecho, muchos tratamientos incluyen este gel, combinado con otros ingredientes que ayudan a regenerar la piel y a sanar heridas superficiales leves, como el aceite de rosa mosqueta.

Los compuestos vegetales que contiene el aloe vera son las que estimulan el crecimiento de las células de la piel. No obstante, para que pueda surtir efecto deberemos ser constantes.

5. Rejuvenece

El gel aloe vera es una sustancia que «rejuvenece» la piel porque le aporta parte de lo que necesita para lucir lozana. Esta hipótesis incluye lo siguiente:

  • Facilita la regeneración celular: la constante regeneración de las células cutáneas nos ayuda a prevenir el envejecimiento.
  • Contiene varios antioxidantes: estos combaten el daño que le causan los radicales libres y ayudan a que la piel realice sus funciones correctamente.

En el mercado existen diversas cremas, sérums y productos afines con compuestos de aloe vera, vitamina E y Q10, que tienen como objetivo eliminar o al menos atenuar las arrugas.

Resulta interesante saber que también se han realizado estudios sobre el efecto antiedad del aloe vera como suplemento dietético.

Hacer un buen uso del gel de aloe vera es esencial

Aunque en líneas generales el uso tópico del gel de aloe vera no suele causar molestias, en algunos casos (las personas con pieles sensibles, con dermatitis atópica u otras afecciones de la piel) puede causar un ligero enrojecimiento, picazón y ardor, pero no suele ser grave. Las reacciones alérgicas son causadas por las antraquinonas, como aloína y barbaloína. 

Debemos estar atentos a lo que nos indique el dermatólogo para evitar usar productos como este y sufrir reacciones adversas.

Contraindicaciones

  • No es apto para tratar quemaduras graves.
  • No se debe utilizar ningún preparado con este gel sobre heridas abiertas en la piel porque producirá irritación y retrasará el proceso de cicatrización.
  • En caso de estar tomando corticoides, lo más recomendable es no aplicarlo (o consumirlo en bebidas y afines), pues puede causar reacciones adversas.

Antes de aplicarnos aloe vera en la piel, es recomendable que hagamos una pequeña prueba: nos colocaremos un poco de gel en una zona de piel sensible (como en la cara interna del brazo) y dejaremos actuar durante media hora.

Si pasado este tiempo no aparece un sarpullido y no hay sensación de picazón, entonces podremos usar el aloe. en caso contrario, deberemos suspender su uso de inmediato y lavar con abundante agua la zona.