Beneficios de comer pasta integral

5 abril, 2020
Este artículo fue redactado y avalado por el nutricionista Saúl Sánchez Arias
La pasta integral se destaca por su contenido de fibra dietética. El consumo regular de fibra se asocia con un menor riesgo de padecer diabetes y enfermedades cardiovasculares a mediano y largo plazo.

¿Has escuchado sobre los beneficios de comer pasta integral? La pasta es uno de los alimentos más populares de nuestra gastronomía. Presenta buenas cualidades organolépticas y proporciona dosis significativas de energía. Además, resulta muy versátil en lo que a preparaciones se refiere.

No obstante, es preferible recurrir a la variedad integral, pues presenta varios beneficios para la salud comparada con la pasta refinada. En esta oportunidad detallamos cuáles son sus propiedades y por qué elegirla.

La pasta integral es fuente de fibra

Al contrario de lo que ocurre con la pasta refinada, la integral cuenta con una cantidad importante de fibra. Este nutriente resulta imprescindible para la salud de nuestro tracto gastrointestinal. De hecho, el consumo de esta sustancia se vincula con la salud de la microbiota, según un artículo publicado en la revista Cell Host & Microbe.

Además, este nutriente permite reducir el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares a mediano y largo plazo. Varios son los estudios que relacionan el consumo de fibra con un menor riesgo cardiovascular.

Por otra parte esta sustancia permite modificar ligeramente el perfil lipídico del individuo, mediante el bloqueo parcial de la absorción de colesterol a nivel intestinal.

La pasta integral es fuente de fibra
Algo que diferencia a la pasta integral de las versiones integrales es su contenido de fibra.

Te puede interesar: Los beneficios de sustituir el cereal comercial por el integral

Genera mayor saciedad

La pasta integral presenta la ventaja de promover un pico de glucosa en sangre e insulina menor que su variedad refinada. Esto reduce la probabilidad de padecer una hipoglucemia reactiva y un aumento del apetito poco después de haber comido. Por lo tanto, podemos afirmar que resulta un alimento mejor que su variedad blanca a la hora de inducir saciedad.

Un buen manejo del mecanismo de la saciedad se torna crucial para todas aquellas personas que pretenden bajar de peso. Uno de los motivos de abandono de las dietas es la ansiedad por la comida. Esto se debe fundamentalmente a una mala elección de los alimentos, lo cual conlleva a la sensación constante de apetito.

Elegir alimentos ricos en fibra y con un bajo índice glucémico ayuda a inducir saciedad y, por lo tanto, evita el picoteo entre horas. Esto se traduce en un menor número de calorías ingeridas al día, lo cual repercute de forma positiva en el peso corporal.

La pasta integral es mejor para la salud

Otra de las ventajas de la pasta integral es su menor impacto a nivel pancreático. La ingesta de este alimento estresa menos al páncreas que el consumo de pasta blanca. Esto conlleva múltiples beneficios para la salud, entre ellos, una reducción del riesgo de padecer resistencia a la insulina.

Dicha condición supone un caldo de cultivo perfecto para el desarrollo de la diabetes tipo 2. Hoy en día se conoce con detalle la necesidad de prevenir patologías a nivel pancreático. La diabetes suele estar asociada con la obesidad y el desarrollo de enfermedades cardíacas.

Por este motivo, sustituir el consumo de cereales y harinas por sus variedades integrales supone un paso adelante en la lucha por un mejor estado de salud.

Pasta integral
Las versiones integrales de los alimentos son mejores si de cuidar la salud se trata.

No dejes de leer: 6 fuentes de carbohidratos que no te engordan

Es mejor opción para los deportistas

Muchos atletas acostumbran a consumir pasta antes de sus entrenos o competiciones. No obstante, el consumo de pasta integral resulta beneficioso en este tipo de situaciones. Este alimento permite que el azúcar en sangre se mantenga estable, en lugar de inducir un pico más pronunciado y de menor duración.

La consecuencia principal de este hecho es un retraso en la aparición de la fatiga. Además el hecho de reducir el riesgo de una hipoglucemia reactiva puede traducirse también en un aumento directo del rendimiento.

Por este motivo, se deben de evitar los azúcares simples y las harinas refinadas justo antes de una competición. El arroz o la pasta integral resultan alimentos mucho más adecuados para garantizar un aporte de energía correcto y sin riesgos.

¿Por qué elegir la pasta integral?

La pasta integral ofrece ciertos beneficios con respecto a su homóloga blanca. La mayor parte de ellos se asocian a una mayor cantidad de fibra en su composición. Esto permite aumentar la saciedad que producen y modular el pico de insulina en sangre, reduciendo complicaciones asociadas a hipoglucemias reactivas.

No obstante, es una alimento rico en carbohidratos del que no se debería de abusar. El arroz o la quinoa son mejores fuentes de este nutriente, también en sus variedades integrales. Por otra parte, cabe destacar que la base de una buena alimentación es la variedad, por lo tanto, es necesario incluir alimentos de distintos tipos.

  • Hartley L., May MD., Loveman E., Colquitt JL., Rees K., Dietary fibre for the primary prevention of cardiovascular disease. Cochrane Database Syst Rev, 2016.
  • Makki K., Deehan EC., Walter J., Backhed F., The impact of dietary fiber on gut microbiota in host health and disease. Cell Host Microbe, 2018. 23 (6): 705-715.