Beneficios de consumir cáscaras de manzana para adelgazar

Incluir cáscaras de manzana en tu día a día puede ser una gran forma de desintoxicar tu organismo y favorecer la pérdida de peso sin experimentar picos de hambre

¿Cuánto te esfuerzas por adelgazar? ¿Pasas varias horas haciendo ejercicio y ya no se te ocurre qué más hacer para perder peso? ¿Por qué no incluir algo más fácil como las cáscaras de manzana?

Es un remedio bastante sencillo y delicioso si optas por consumir la fruta completa. Lo ideal es que comas la fruta y no solo la pulpa o la cáscara.

Además, si lo piensas bien, no tiene ningún sentido comer solo una parte de la fruta, pues estás perdiendo parte de sus beneficios.

¿De qué están compuestas las cáscaras de manzana?

Las cáscaras de manzana de una sola pieza mediana aportan:

  • 18 kcal
  • 25 mg de potasio
  • 1 g de carbohidratos
  • 2 g de fibra
  • 5 g de proteína
La cáscara de la manzana es buena para la salud.

Las cáscaras de manzana queman grasa

El ácido ursólico que contienen las cáscaras de manzana favorecen la pérdida de peso y la quema de grasa. Por si lo anterior te parece poco, debes saber que el ácido ursólico es conocido por:

  • Combatir e inhibir el cáncer de piel.
  • Ser un gran antiinflamatorio.
  • Favorecer el crecimiento del cabello.
  • Combatir los signos del envejecimiento.
  • Fortalecer los músculos luego del ejercicio.

Aunque se puede acceder a este compuesto a través de elementos sintéticos, lo mejor es obtenerlo directamente de los vegetales que lo contienen. De todos, el más fácil, económico y accesible son las manzanas.

Ver también: Beneficios de la manzana y 9 maneras de consumirla

La fibra de las cáscaras de manzana facilita la pérdida de peso

Aunque pudiese parecer que el contenido de fibra de las cáscaras de manzana es mínimo, en realidad es elevado para su peso. Recuerda que la fibra favorece la sensación de saciedad por su consistencia y disminuye los efectos de la glucosa en sangre.

Esto se debe a que la fibra resulta difícil de digerir, por lo que puedes pasar varias horas sin necesidad de comer. Una buena opción para aprovechar este beneficio de la manzana sin que te moleste su sabor es añadiendo las cáscaras de dos manzanas a tu batido matutino.

Si tienes problemas de flujo intestinal lento procura comer una manzana al día. Notarás un gran cambio en poco tiempo. En caso de que el problema sea más serio, puedes consumir dos manzanas al día.

Regula tus niveles de glucosa

Comer la cáscara de la manzana es bueno.

¿Crees que es importante mantener tus niveles de glucosa estables cuando buscas perder peso? Si la respuesta es “no”, deberías pararte a pensarlo de nuevo.

La realidad es que el peso excesivo es parte del síndrome metabólico, un problema que altera el funcionamiento de varios órganos y que te expone a grandes riesgos.

Recuerda que para mantener el control también debes hacer suficiente ejercicio y comer sano para estabilizar tus niveles de glucosa.

¿Cómo consumir las cáscaras de manzana?

La forma más sencilla de incluir la cáscara de manzana en tu dieta es comiendo directamente la fruta. De esta forma obtendrás todos sus beneficios. En todo caso, aquí tienes algunas opciones para consumir la cáscara de las manzanas.

Batido de manzana con extra de fibra

Este batido es perfecto para comenzar el día dando a tu estómago lo necesario para sentirse saciado y facilitar su trabajo.

Te lo recomendamos particularmente después de un día o fin de semana de excesos y mala alimentación.

Ingredientes

  • 1 manzana completa, en cubos, sin el corazón
  • La cáscara de 2 manzanas más
  • 2 ramas de apio picadas en pequeños cubos
  • ½ aguacate maduro, cortado en cubos
  • 1 taza de leche de almendras (250 ml)
  • 1 hielo
El smoothie de manzana con fibra ayuda al tránsito intestinal.

Preparación

  • Licúa todos los ingredientes y bebe de inmediato.

Puedes tomar este batido todos los días o, si lo prefieres, consumirlo solo dos veces por semana.

Infusión de manzana con frutos rojos

La siguiente receta resulta perfecta para los días de frío. ¿Te la apuntas?

Ingredientes

  • La cáscara de 2 manzanas.
  • 1 cucharada de canela en polvo (15 g)
  • 1 taza de frutos rojos cortados por la mitad (150 g)
  • 4 tazas de agua caliente (1 litro)

Preparación

  • Mezcla todos los ingredientes y bebe el agua a lo largo del día.
  • No te olvides de consumir la fruta y la cáscara de manzana.

Si te aburres un poco de los frutos rojos, puedes cambiarlos por otras frutas. En lugar de la canela, puedes probar también con menta o jengibre.