Beneficios de teñirte con henna

La henna que se comercializa como tinte procede de la parte de las hojas, las cuales se secan y pulverizan. También existe henna neutra, es decir, sin color, para usar como mascarilla capilar.

La henna es un producto totalmente natural, similar a la arcilla, que permite teñir nuestro cabello a la vez que lo fortalece y le aporta múltiples beneficios, evitando además los efectos dañinos de los tintes convencionales.

En este artículo te explicamos todos los secretos de la henna, así como la manera de utilizarla y dónde conseguirla.

¿Qué es la henna?

La henna es el nombre árabe de un arbusto, conocido como Lawsonia inermis, con el cual se elabora un famoso y antiguo tinte natural de color mayoritariamente rojizo.

La henna que se comercializa como tinte procede de la parte de las hojas, las cuales se secan y pulverizan. Este polvo es el que aplicaremos sobre el cabello para teñirlo, aunque también se ha usado siempre como tinte para tatuar naturalmente la piel.

Beneficios para nuestro cabello

La henna es un producto de origen totalmente vegetal, sin ningún tipo de sustancia añadida y cuenta con los siguientes beneficios para la salud de nuestro cabello:

  • No decolora el cabello, por lo que no lo estropea
  • Da un color muy natural al cabello
  • Aporta grosor y fuerza al cabello, por lo que se recomienda especialmente a personas que tengan el cabello fino o quebradizo
  • Después de su aplicación, el cabello luce más brillante
  • La duración del tinte dura aproximadamente tres meses, y va desapareciendo de manera gradual, por lo que no notaremos cambios bruscos en nuestro cabello
  • Cubre las canas
  • La henna aporta un color rojizo, pero actualmente se comercializa combinada con otras plantas para ofrecer otras variedades de color. También existe henna neutra, es decir, sin color, para usar como mascarilla capilar
  • Se puede usar con la frecuencia que deseemos.

cabello pelirrojo miss pupik

Peligros de los tintes convencionales

Si usamos la henna, además de beneficiarnos de todo lo que le aporta a nuestro cabello, también evitaremos los efectos dañinos de los tintes convencionales, que contienen peróxido y amoniaco, dos sustancias químicas que dañan el cabello, pudiendo ocasionar los siguientes síntomas con su uso prolongado:

  • Irritación del cuero cabelludo
  • Desequilibrio del sebo, generando un cabello graso o reseco
  • Caída del cabello
  • Cabello demasiado fino y con aspecto quebradizo y estropeado
  • Puntas abiertas

¿Cómo se utiliza?

Seguiremos siempre las instrucciones de uso que indique el producto.

En términos generales, seguiremos los siguientes pasos:

  • Mezclaremos la henna en polvo con jugo de limón hasta conseguir una pasta homogénea y untable. El jugo de limón ayudará a que el color de la henna se fije mejor.
  • Dejaremos reposar esta mezcla en un bol, tapada con plástico, al menos ocho horas. Lo podemos dejar preparado antes de acostarnos y usarlo a la mañana siguiente.
  • Lavaremos bien nuestro cabello, sin usar acondicionador, y lo secaremos con una toalla.
  • Dividiremos el cabello en secciones e iremos aplicando la pasta de henna desde la raíz, por todo el cabello, cubriéndolo bien.
  • Una vez cubierto, envolveremos la cabeza con un gorro de plástico y, por encima, con una toalla, que mantendrá la temperatura adecuada.
  • Dejaremos actuar por lo menos una hora, o según las instrucciones del producto.
  • Lavaremos el cabello como hacemos habitualmente.

Como hemos dicho al principio, la henna es también un tinte para la piel, por lo que durante su uso será fundamental usar guantes para evitar manchas posteriores difíciles de eliminar.

También evitaremos que se tiña la piel de la frente poniéndonos un poco de vaselina justo en el borde, antes de aplicar la henna.

Finalmente, vigilaremos toda la ropa o las toallas que puedan entrar en contacto con la henna, ya que las teñirá fácilmente.

henna jade

¿Dónde se compra?

Encontraremos la henna en herbolarios, tiendas de productos naturales y algunas tiendas de productos árabes. También se puede conseguir por internet.

Deberíamos elegir una henna de calidad, asegurándonos que no contenga ingredientes químicos, sino sólo de origen vegetal, ya que hoy en día se comercializan muchos productos que contienen henna entre sus ingredientes pero que no son naturales. Debemos fijarnos bien si queremos henna pura en polvo o bien un tinte que contenga henna, ya que son productos muy diferentes. En este artículo nos hemos referido a la henna pura en polvo.
Imágenes por cortesía de miss pupik y jade

Categorías: Belleza Etiquetas:
Te puede gustar