Beneficios del consumo de champiñones

Este artículo ha sido verificado y aprobado por la pedagoga en educación física y nutricionista Elisa Morales Lupayante el 22 febrero, 2019
Okairy Zuñiga · 3 septiembre, 2018
Los champiñones blancos son una de las pocas fuentes vegetales de vitamina D. También son ricos en otros nutrientes, como el zinc, el selenio, el fósforo y el potasio.

El consumo de champiñones no debería limitarse solo a recetas puntuales, puesto que son un alimento con un excelente aporte nutricional. Es más, las personas que no consumen carne, recurren a los champiñones para enriquecer sus platos, en cuanto a sabor se refiere, y también, para obtener un alimento con una textura similar a la del pollo.

Por lo general, los champiñones se suelen agregar a tortillas y a risottos. Sin embargo, se pueden disfrutar de muchas más formas y en combinación con diversos tipos de ingredientes. De hecho, se adaptan muy bien al sabor de las distintas especias y condimentos. Según la receta, pueden tomarse calientes o fríos y, ciertamente, ayudan a saciar el apetito.

Beneficios del consumo de champiñones

¿Te gustan los champiñones? ¿Crees que sueles consumirlos con suficiente frecuencia? Si tienes dudas, deberías darle un repaso a los siguiente que vamos a comentarte. Una vez recuerdes todos los beneficios que te ofrece el consumo de champiñones, no dudarás en integrarlos a tu dieta más a menudo.

1. Son una fuente de antioxidantes

El consumo de champiñones te aporta distintos nutrientes esenciales. Uno de estos es el selenio, un mineral con propiedades antioxidantes que mantiene la elasticidad de la piel, refuerza el sistema inmunitario y contrarresta la toxicidad de los metales pesados que se encuentran en el ambiente como consecuencia de la contaminación.

Por ello, se puede afirmar que, en líneas generales, los champiñones son unos buenos aliados para cuidar la salud de la piel, especialmente, a la hora de prevenir el envejecimiento prematuro.

2. Contienen potasio y fósforo

Los champiñones también son ricos en dos minerales esenciales: el potasio y el fósforo. El primero ayuda al organismo a tener una función muscular y neurológica normal, mantener en un nivel normal la presión arterial y conducir la electricidad (lo cual es fundamental para la función cardiaca y la contracción muscular). También participa en el equilibrio osmótico y en la producción de proteínas (a partir de sus aminoácidos).

Por su parte, el fósforo es necesario para que el organismo produzca proteína para el crecimiento, mantenimiento y reparación de células y tejidos; por ello, contribuye en la formación de huesos y dientes pero también, en la salud de las uñas y el cabello, por ejemplo. Adicionalmente, el fósforo contribuye al buen funcionamiento de los riñones, las señales nerviosas, la contracción de los músculos, entre otros aspectos.

En vista de ello, el consumo de champiñones resulta muy conveniente a la hora de disfrutar los beneficios que aportan estos y otros nutrientes ya mencionados.

Hay diversos estudios que destacan que los champiñones son un alimento excepcional dentro de aquellos de origen no animal.

3. Ricos en vitaminas del complejo B

Los champiñones son ricos en vitaminas del complejo B, sustancias que tienen funciones asociadas al metabolismo celular, para que el cuerpo pueda obtener la energía que necesita. Destaca sobre todo su contenido en niacina (vitamina B3), vitamina B6 (piridoxina) y cobalamina (vitamina B12).

4. Ayudan a saciar el apetito

Otro beneficio del consumo de champiñones es que estos te aportan una buena cantidad de fibra y, por tanto, ayudan a saciar tu apetito. Un buen truco para evitar comer de más y picar entre horas, sin matarte de hambre, consiste en añadir una pequeña porción de alimentos ricos en fibra a tus platos.

Una buena alternativa para potenciar este efecto son las ensaladas. Procura combinar los champiñones con vegetales verdes y granos integrales. Verás que con poca cantidad, conseguirás evitar los atracones por ansiedad.

¡Aprovéchalos!

Como habrás podido ver, el consumo de champiñones ayuda a completar una dieta balanceada y también, a evitar la pica entre horas. Son saludables, fáciles de preparar y sumamente versátiles. Ya sea acompañando a alguna carne o como sustituto de la misma, consúmelos tanto como puedas.

Anímate a preparar diferentes recetas y a disfrutas los beneficios de los alimentos más saludables que te ofrece la naturaleza.