Beneficios y propiedades del propóleo

Katherine Flórez 4 abril, 2016
En realidad no se puede hablar de propóleo, sino de propóleos. La procedencia geográfica y vegetal de cada propóleo, hace que cada uno tenga propiedades específicas.

El propóleo es una sustancia resinosa, que rara vez se encuentra en estado puro. Accedemos a él gracias a que las abejas lo sacan de las yemas de los árboles, u otros vegetales. Luego rellenan los pequeños orificios de las colmenas con este. El hombre los extrae de allí.

El ser humano emplea el propóleo medicinalmente desde hace miles de años. Varias culturas antiguas lo utilizaron como desinfectante. De hecho, aparece mencionado como un potente medicamento en el primer libro médico de la historia: el papiro de Elbers.

Aunque el propóleo ha seguido utilizándose en todas las épocas, a veces se han sobreestimado sus propiedades. Si bien hoy en día se sabe que es un antibiótico y antiinflamatorio natural, no hay evidencia real sobre otras virtudes que se le adjudican.

Lo que sí es cierto es que tiene excelentes efectos curativos sobre diversas afecciones y que por ser un compuesto completamente natural no causa efectos secundarios de consideración. Estos son algunos de sus principales beneficios.

El propóleo es eficaz contra el herpes

Se ha comprobado que el propóleo es una sustancia muy eficaz para tratar los casos de herpes, tanto labial, como genital. Los estudios demuestran que ayuda a curar más rápidamente el herpes labial y tiene un significativo efecto analgésico en esos casos.

Algo similar ocurre con el herpes genital. El uso del propóleo contribuye a curar las lesiones con mayor celeridad y de manera más contundente que los tratamientos médicos convencionales. También facilita el proceso de cicatrización de las lesiones recurrentes.

Tiene efectos positivos sobre el colesterol

En la universidad de la Región de Maule, en Chile, se llevó a cabo un experimento en el que participaron 80 voluntarios. Todos ellos tenían el colesterol alto, sobrepeso y glicemia al límite. A algunos de ellos se les dieron 30 gotas diarias de propóleo y a otros un placebo.

Tras 90 días se examinaron los resultados. Pudo comprobarse que quienes habían tomado propóleo mostraron un incremento significativo del “colesterol bueno” (HDL). El experimento se dio en el marco del proyecto “Mejoramiento de la competividad del sector apícola a partir de la diversificación de productos y su evaluación como aporte a la salud del Maule”.

Ataca la caries dental

En el Journal of Agriculture and Natural Resources se publicó un artículo en el que un grupo de investigadores de la Universidad Católica de Chile mostraron que el propóleo elimina el patógeno lactobacillus fermentum.

Dicho patógeno está directamente relacionado con las caries dentales. Sin embargo, los científicos aclararon que los factores geográficos y botánicos podrían tener gran incidencia en este efecto. Es decir que no todos los propóleos tendrían necesariamente un efecto similar.

Podría contribuir a reducir la hipertensión

Un estudio publicado por la Clinical and Experimental Hypertension hizo referencia a un experimento con ratas. Primero les administraron éster metílico para aumentar su presión arterial. Luego las alimentaron con propóleo, durante cinco días.

El resultado fue que la presión arterial disminuyó en los animales que ingirieron propóleo. No hay suficientes estudios con humanos, pero el experimento mencionado sugiere que el propóleo también podría tener un efecto positivo para controlar la hipertensión.

Ayuda a combatir enfermedades óseas

Los científicos están de acuerdo en que el propóleo tiene propiedades antiinflamatorias. Las investigaciones determinaron que esta sustancia contiene un compuesto llamado ácido cafeico fenetil éster. Este influye positivamente sobre las enfermedades osteolíticas.

Tampoco hay estudios concluyentes al respecto, pero es altamente probable que el propóleo sea eficaz en el tratamiento de los procesos inflamatorios en los huesos. Así mismo, es muy posible que ayude a combatir enfermedades como la osteoporosis.

Un tratamiento contra las verrugas

Verrugas en el cuello.

En noviembre de 2009, el International Journal of Dermatology dio a conocer un interesante experimento. En este aparecen pruebas muy sólidas de que el propóleo es eficaz para combatir las verrugas.

Un grupo de 135 voluntarios, que tenían verrugas, fue dividido en tres. A uno de los grupos se le dio propóleo oral, a otro echinácea y a otro un placebo. La investigación duró tres meses. Al cabo de ese tiempo, se verificaron los resultados.

El grupo que había tomado propóleo presentaba un 73% de casos de curación. Esta tasa era significativamente superior a la de los otros dos grupos. No hay estudios relacionados con el uso tópico del propóleo para los mismos propósitos.

Bibliografía

Te puede gustar