Beneficios y propiedades de la gelatina y 8 recetas sanas para disfrutarla

9 julio, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el médico Nelton Abdon Ramos Rojas
Al incluir la gelatina como complemento de otras recetas más elaboradas podemos optimizar sus beneficios y obtener otros adicionales del resto de ingredientes

La gelatina es algo más que un postre fácil de hacer. Se puede convertir en una excelente alternativa, completamente sana y con un valor nutritivo muy alto. Se elabora de la extracción de una proteína de los huesos, cartílagos y la piel de ciertos animales. 

Después de ser lavadas, ablandadas y desinfectadas, estas se sumergen en agua caliente para extraer la parte de colágeno, disolviéndose en el agua.

Posteriormente el colágeno se somete a una filtración, concentración, desmineralización, esterilización y, por último, secado. El producto obtenido es el que se utiliza para la elaboración de la gelatina.

La gelatina se usa para la elaboración de gominolas y el colágeno se utiliza como estabilizante y emulgente, ya que ayuda a mejorar la textura de productos tales como helados, yogures y otros postres. También se puede utilizar como estabilizador, espesante o aglutinante en la industria alimentaria.

Lee también: Cómo aumentar la producción natural de colágeno

Recetas de gelatina

Gelatinas
La gelatina es, en su mayoría, colágeno y proteínas, por lo que ayuda a fortalecer nuestros músculos y huesos.

A continuación, te compartimos 8 recetas de gelatina con diferentes sabores fáciles de hacer en casa.

1.Cacao y banano

 Ingredientes

  • 2 bananos maduros.
  • 1 cucharada de canela (15 g).
  • 1 cucharada de cacao en polvo (15 g).
  • 1 cucharadita de gelatina sin sabor (5 g).
  • 2 tazas de agua o leche descremada (500 ml).

 Preparación

  1. Añade la gelatina en un recipiente junto con el agua o la leche y caliéntala, en el fogón o en microondas, hasta que se disuelva.
  2. Tritura los bananos con un tenedor y añade el cacao y la canela.
  3. Agrega esta mezcla a la gelatina y añade azúcar al gusto. Enfría en nevera.

2. Frutas y jengibre

Ingredientes

  • 5 cerezas confitadas.
  • Frutas (150 o 200 g).
  • 1 cucharadita de gelatina (5 g).
  • 2 tazas de jugo de fruta natural (500 ml).
  • 1 cucharada de jengibre en polvo (15 g).

Preparación

  1. Disuelve la gelatina en el jugo de frutas.
  2. Caliéntala, al fuego o en el microondas, hasta que se disuelva.
  3. Corta las frutas en trozos muy pequeños y añade el jengibre e incorpóralos a la gelatina.
  4. Lleva al refrigerador y un poco antes de que se solidifique, coloca encima la cereza confitada.
la gelatina de frutas

3. Coco, vainilla y piña

Ingredientes

  • 1 cucharadita de gelatina (5 g).
  • 2 tazas de leche de coco (500 ml).
  • 1 taza de piña (150 g).
  • 2 o 3 gotas de extracto de vainilla.

Preparación

  1. Disuelve la gelatina en la leche de coco.
  2. Llévala al fuego o microondas hasta que se disuelva.
  3. Hacer trocitos la piña y agrégala a la gelatina, junto al extracto de vainilla.
  4. Llevar al refrigerador hasta que esté firme.

4. Zanahoria

Ingredientes

  • 2 cajas de gelatina de naranja light (340 g).
  • 1 lata de media crema (225 g).
  • 2 sobres de gelatina sin sabor (20 g).
  • 1 lata de leche condensada de 50% menos azúcar (370 g).
  • ¾ de zanahoria pelada y rallada.
  • 2 tazas de agua caliente (500 ml).
  • ½ piña en trocitos (500 g).
  • 2 ⅓ tazas de agua a temperatura ambiente (583 ml).

Preparación

  1. Lava la zanahoria y la piña, pélalas y trocéalas.
  2. Licúa la leche condensada con la media crema.
  3. Disuelve la gelatina sin sabor en un tercio de taza de agua y licua con la mezcla anterior.
  4. En el agua caliente disuelve la gelatina de naranja y mezcla bien. A continuación, añade las dos tazas de agua restantes.
  5. Deja enfriar y, a continuación, agrega al licuado.
  6. Coloca la zanahoria rallada y los trocitos de piña en la base de los moldes donde viertas la gelatina..

Te recomendamos leer: Cómo preparar una mascarilla de gelatina y leche para remover los puntos negros

5. Naranja

Ingredientes

  • 1 sobre de gelatina sin sabor (10 g).
  • 2 tazas de jugo natural de naranja (500 ml).
  • 1 rama de canela.
  • 1 cucharadita de jengibre rallado (5 g).

Preparación

  1. Prepara el sobre de gelatina como normalmente lo harías, pero reemplaza el agua de la receta por jugo de naranja.
  2. Cuando hierva el jugo agrega la canela y el jengibre. Pon en un refractario, hasta que solidifique.

6. Menta y frambuesa

Ingredientes

  • 2 tazas de agua (500 ml).
  • 1 taza de hojas de menta fresca (150 g).
  • ½ taza de azúcar moreno (80 g).
  • 2 sobres de gelatina neutra (20 g).
  • 1 taza de frambuesas (150 g).
  • 1 cucharada de clorofila para pintar la gelatina (10 ml).

Preparación

  1. Pon al fuego el agua, el azúcar y las hojas de menta hasta que llegue a ebullición.
  2. Deja reposar unos minutos y luego cuela el agua.
  3. Disuelve la gelatina y la clorofila en el agua caliente y dejar enfriar, pero que no se solidifique.
  4. Limpia y parte la fruta en trozos pequeños.
  5. En moldes individuales, añade una capa de gelatina y una capa de frambuesas.
  6. Deja solidificar y repite el proceso. Mantén en la nevera 4 horas como minimo.

7. Hierbabuena

la gelatina

Ingredientes

  • 1 taza de hierbabuena (150 g).
  • 2 tazas de agua (500 ml).
  • ½ taza de grenetina (125 ml).
  • Azúcar (al gusto).

Preparación

  1. Calienta el agua junto con la hierbabuena y deja que hierva por unos segundos. Luego deja enfriar en agua con hielo.
  2. Tritura con un poco de agua de la cocción y cuela.
  3. Añade trocitos de hierbabuena al gusto.
  4. Agrega la grenetina a una porción de la mezcla anterior y calienta (que no hierva).
  5. Mezcla bien y agrega el azúcar. Vierte en los moldes y refrigera.

8. Té verde con agar-agar

Ingredientes

  • 3 o 4 bolsitas de té verde.
  • 1 taza de agua caliente recién hervida (250 ml).
  • ½ vaso de agua fría (100 ml).
  • 1 sobre de gelatina neutra o su equivalente en agar-agar (10 g).
  • Azúcar moreno o miel (al gusto).
  • 1 taza de nata líquida para montar (250 ml).

Preparación

  1. Añade el té en la taza de agua caliente, endulza al gusto y reserva.
  2. En un recipiente remoja la gelatina con el medio vaso de agua fría.
  3. Calienta la nata líquida y, cuando inicie la ebullición, agrégale la gelatina.
  4. Retira del fuego, y continúa removiendo durante 2 minutos, hasta que la gelatina este integrada totalmente.
  5. Agrega a la mezcla el té y mezcla. Vierte en moldes pequeños y déjalo enfriar.

A tener en cuenta

Ten en cuenta que, aunque las gelatinas son muy saludables, lo más importante es prepararlas con ingredientes de calidad, lo más frescos posible (en el caso de las frutas y los lácteos). Adicionalmente, hay que intentar evitar agregarles azúcar.

Finalmente, recuerda que aún cuando prepares las gelatinas con ingredientes naturales es importante que las consumas en cantidades moderadas. 

  • Viuda-Martos, M., Ruiz-Navajas, Y., Fernández-López, J., & Pérez-Álvarez, J. A. (2008). Functional properties of honey, propolis, and royal jelly. Journal of Food Science. https://doi.org/10.1111/j.1750-3841.2008.00966.x
  • Nagai, T., Sakai, M., Inoue, R., Inoue, H., & Suzuki, N. (2001). Antioxidative activities of some commercially honeys, royal jelly, and propolis. Food Chemistry. https://doi.org/10.1016/S0308-8146(01)00193-5
  • Pasupuleti, V. R., Sammugam, L., Ramesh, N., & Gan, S. H. (2017). Honey, Propolis, and Royal Jelly: A Comprehensive Review of Their Biological Actions and Health Benefits. Oxidative Medicine and Cellular Longevity. https://doi.org/10.1155/2017/1259510