Cacerola de hash brown con verduras y queso

Al rallar las patatas soltarán gran cantidad de líquido, por lo que es importante retirar el exceso y secarlas con un papel absorbente antes de freír para evitar que salten.

La cacerola de hash brown con verduras y queso es una mezcla de ingredientes y técnicas que, no solo resulta deliciosa, sino que resulta estupenda para saciar el apetito con un único plato al mediodía o por la noche.

El hash brown es una técnica que consiste en tomar las patatas, bien sea cortadas en julianas, tiras, dados o trituradas y freírlas. Por ejemplo, se puede tomar un puré de patatas y llevarse a freír. En pocas palabras, viene a ser como una especie de tortilla de patatas, pero sin huevo.

Lo que no todos saben es que a esta preparación se le pueden agregar otros ingredientes, como hortalizas, verduras y queso. A continuación te comentamos cómo hacerlo, paso a paso.

Cacerola de hash brown y queso

Ingredientes

  • ½ kg de patatas (500 g).
  • Sal y pimienta (al gusto).
  • 1 barra de mantequilla (125 g).
  • 1 cebolla mediana picada (80 g).
  • Queso tipo suizo rallado (la cantidad necesaria).
  • 2 latas de crema condensada de champiñones (de 300 g cada una).
  • Opcional: trozos de salchicha o mortadela de pavo. 
Queso para añadir a recetas.

Preparación

  • Lavar bien las patatas, pelarlas y tirar las cáscaras.
  • Rallar las patatas con un rallador de queso o una trituradora y colocar en una tabla de madera formando una capa fina.
  • Secar las patatas con papel absorbente.
  • Calentar una sartén a fuego medio. Derretir la mantequilla y remover suavemente hasta que el fondo esté completamente cubierto.
  • Colocar las patatas en la sartén distribuyéndolas de manera uniforme sobre el fondo. Salpimentar.
  • Reducir el fuego y dejar que las patatas se cocinen hasta que la parte de abajo se dore, lo que puede tardar entre 5 y 15 minutos dependiendo de la potencia de la cocina y del tipo de sartén.
  • Dale la vuelta a las patatas con una espátula, asegurándose de que la parte de las patatas que no esté cocinada esté siempre para abajo.
  • Esperar a que se doren por el otro lado y apagar el fuego.
  • Precalentar el horno a 180ºC.
  • Engrasar una fuente de horno con aceite.
  • Aparte, mezclar el queso rallado, la crema de champiñones, la mantequilla y la cebolla en un recipiente grande.
  • Coloca la mezcla de hash browns en la fuente de horno y echa la mezcla de crema por encima.
  • Hornear durante 45 minutos hasta que la parte superior se dore.
Hash brown con queso y carne.

Cacerola de hash brown y vegetales

Ingredientes

  • Vegetales mixtos (250 g).
  • ½ kg de patatas (500 g).
  • Sal y pimienta (al gusto).
  • 1 cucharada de harina (10 g).
  • 2 dientes de ajo cortados.
  • 1 taza de crema dulce (100 g).
  • ½ taza de queso crema (50 g).
  • 4 cucharadas de mantequilla (40 g).
  • ½ cebolla cortada finamente (60-80 g).
  • 1 taza de queso cheddar rallado (100 g).
  • Aceite para freír (la cantidad necesaria).

Preparación

  • Lavar bien las patatas, pelarlas y descartar las cáscaras.
  • Rallar las patatas con un rallador de queso o una trituradora y colocar en una tabla de madera formando una capa fina.
  • Secar las patatas con papel absorbente.
  • Calentar una sartén a fuego medio. Derretir la mantequilla y remover suavemente hasta que el fondo esté completamente cubierto.
  • Colocar las patatas en la sartén distribuyéndolas de manera uniforme sobre el fondo. Salpimentar.
  • Reducir el fuego y dejar que las patatas se cocinen hasta que la parte de abajo se dore, lo que puede tardar entre 5 y 15 minutos dependiendo de la potencia de la cocina y del tipo de sartén.
  • Darle vueltas a las patatas, asegurándote de que la parte de las patatas que no esté cocinada esté siempre para abajo.
  • Esperar a que se doren y apagar el fuego.
  • Precalentar el horno a 200ºC.
  • En una olla a fuego medio, derretir la mantequilla y saltear la cebolla y los ajos. Agregar la harina y mezclar.
  • Añadir la crema dulce, los vegetales y el queso crema. Cocinar y mezclar hasta que se espese el relleno. Sazonar con sal y pimienta al gusto.
  • Colocar la mitad de las patatas en una fuente para horno previamente engrasada y cubrir con el relleno de vegetales. Tapar con las patatas que sobran y cubrir con el queso cheddar.
  • Hornear a 200ºC hasta que se dore el queso.
patatas gratinadas

¡A disfrutar!

Una cacerola de hash brown con verduras y queso puede ser un único plato para el almuerzo o la cena, pero también puede tomarse acompañado de una ligera porción de ensalada mixta. Y si te preocupa la proteína, puedes sustituir la ensalada por un filete de pollo o pescado al vapor.