¿Por qué se cae más el pelo en otoño?

Edith Sánchez·
12 Julio, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Leonardo Biolatto al
23 Diciembre, 2019
Es evidente que se cae más el pelo en otoño, pero esto no debe ser motivo de alarma ya que no obedece a ninguna deficiencia o problema. Se trata de un proceso completamente normal, que en realidad no conduce a la pérdida del pelo, sino a su renovación.
 

Todos notamos que se cae más el pelo en otoño, pero esto no debe ser motivo de preocupación. Es perfectamente normal que ocurra, porque así como se caen las hojas de los árboles, también el cabello sufre un proceso de renovación durante esta etapa.

De hecho, todos los mamíferos pierden parte de su pelo durante esta época del año. Una vez que pasa esta etapa todo vuelve a la normalidad.

El proceso recibe el nombre de “caída estacional”. Afecta a todas las personas, pero usualmente quienes tienen el cabello largo lo notan más. Hay quienes se asustan por esto y compran suplementos de vitaminas o tónicos, pero en realidad no es necesario, ni tampoco eficaz.

La pérdida de cabello

Independientemente de la estación en la que estemos, todos los seres humanos, hombres y mujeres, perdemos cabello continuamente. En condiciones normales, entre un 12 y un 15 % del pelo siempre se está renovando. Esto lleva a que perdamos entre 80 y 100 cabellos por día.

Significa que aproximadamente en un periodo de 4 años renovamos todo nuestro cabello. Sin embargo, hay épocas en las que la pérdida es mayor. Usualmente, el pelo se cae más en otoño, pero tampoco es raro que ocurra algo similar durante la primavera.

 

Este proceso tiene solo una excepción, que son los recién nacidos. Los bebés tienen una especie de pelusa que se cae por completo a los tres o cuatro meses de vida. Luego aparece el cabello propiamente dicho.

Por qué se cae más el pelo en otoño

En principio, todos los mamíferos están condicionados evolutivamente a cambiar de pelaje para enfrentar el invierno. El tiempo frío exige que haya un pelo renovado para hacerle frente a las bajas temperaturas. Esta es la primera razón por la que se cae más el pelo en otoño.

Asimismo, la pérdida del cabello obedece a su renovación fisiológica natural, asociada al factor estacional. Por norma general, el pelo muere en primavera, pero tarda hasta tres meses en caerse y esto coincide con el otoño. Por eso, en esa etapa se presenta un pico en la caída.

Por otro lado, la variación de la luz y la cantidad de horas de sol influyen en la caída del cabello. Estos factores hacen que se produzca una variación en la secreción de melatonina y prolactina. La consecuencia es un cambio en el efluvio telógeno del cabello que da paso a su caída.

Sigue leyendo: Cómo reducir la caída del cabello en la menopausia

Mitos y verdades

 

Hay todo un conjunto de mitos en torno a la caída del cabello durante el otoño. Se dice, por ejemplo, que afecta más a la mujeres que a los hombres, lo cual no es cierto. Lo que sucede es que las mujeres suelen tener el cabello más largo y por lo mismo notan más las variaciones.

También se dice que hay que cepillar el cabello más suave para evitar la caída o que esta se detiene si no se hacen peinados tirantes. Ambas afirmaciones son falsas, ya que el cabello que se cae está prácticamente suelto. El pelo que no está en proceso de caerse tiene la raíz medio centímetro por debajo del cuero cabelludo y es muy difícil arrancarlo.

También hay quienes afirman que tomar un suplemento vitamínico evita que se produzca la caída del pelo en otoño. Esto también es falso, ya que este proceso no se debe a una deficiencia, sino a un cambio fisiológico completamente natural.

Descubre más: 5 hábitos para combatir la caída del cabello

Cuándo preocuparse

Aunque hablemos de una pérdida estacional del pelo, en realidad se trata de una renovación. El cabello que se pierde en otoño reaparece al cabo de tres o cuatro meses, sin necesidad de realizarse ningún tratamiento o de llevar a cabo alguna rutina. Si un pelo se cae es porque ya hay otro empujando para salir.

Lo mejor es lavar el cabello con frecuencia y cepillarlo a diario. De este modo, el cabello se irá cayendo poco a poco. Si solo se cepilla de vez en cuando, habrá pelo suelto acumulado y causará la impresión de que se ha caído en mayor cantidad de lo normal.

 

La pérdida de cabello durante el otoño solo debe preocupar si se detecta que la caída es extrema. También cuando, una vez terminada la estación, se sigue produciendo una pérdida habitual. En esos casos, lo mejor es ir al dermatólogo para que evalúe la situación.

Guerrero, A. R., & Ch, M. K. (2011). Alopecias. Revista Médica Clínica Las Condes, 22(6), 775-783.