7 consejos para calmar la ansiedad a la hora de hacer dietas

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Valeria Sabater el 18 noviembre, 2018
¿Sabías que con el ejercicio aeróbico, además de ayudarnos a perder peso, liberamos endorfinas? Además de ponernos de buen humor, estas despejan nuestra mente para que no pensemos en comer

¿Has sufrido ansiedad a la hora de hacer dietas? Cualquiera que está pasando por la experiencia de querer bajar de peso lo puede afirmar: llevar un régimen no es fácil (hablamos por supuesto, de dietas sanas y equilibradas supervisadas por profesionales).

Ahora bien, la realidad es que hacer un régimen implica llevar a cabo una serie de procesos: cambiar de hábitos, comer otro tipo de alimentos a los que tal vez no estamos acostumbrados, cuidar las grasas y calorías….

Y claro, los ansiados resultados tardan en llegar y a menudo nos desesperamos.

Debemos tenerlo claro, la desesperación no nos lleva a ningún lado. Es importante tener paciencia y constancia.

Si es tu caso, si en este mismo momento estás siguiendo una dieta, hay ciertas pautas que puedes seguir para reducir la sensación de ansiedad.

Ansiedad a la hora de hacer dietas ¿por qué aparece?

La ansiedad a la hora de hacer dietas puede aparecer por factores muy diversos. Un primer aspecto que no podemos descuidar es el siguiente: la mala alimentación también afecta a nuestro estado de ánimo.

Por ejemplo, tal y como nos explica un estudio llevado a cabo en la Universidad de Aberdeem, si aprendemos a elegir alimentos adecuados la ansiedad puede reducirse. Por tanto, hay que tener claro que es necesario consultar con nutricionistas para que esa dieta no nos esté provocando efectos adversos.

Otros disparadores de la ansiedad durante ese tiempo en que intentamos bajar de peso pueden ser los siguientes:

  • Seguir una dieta en la que experimentamos hambre.
  • Tener unas expectativas muy altas en ese plan dietético.
  • Descuidar minerales y otros componentes nutricionales en nuestra dieta que favorecen ese estado.
  • Querer bajar rápido de peso en poco tiempo.
  • El entorno familiar y personal también pueden añadirnos cierta presión o incomodidad a la hora de bajar de peso.

Consejos sencillos para calmar la ansiedad a la hora de hacer dietas

mujer que quiere calmar la ansiedad a la hora de hacer dietas

1. Consulta con un nutricionista

Lo señalábamos hace un momento. Hacer dieta no debería producirnos ansiedad. En ocasiones, ese cambio en nuestro ánimo es el resultado de una mala alimentación.

Por tanto es necesario contar con el consejo profesional a la hora de llevar a cabo un cambio en nuestra alimentación. Si descuidamos ciertos nutrientes nuestra salud se verá afectada.

2. Sopas

Antes de comer tu cena o almuerzo, tomar una sopa es una excelente idea. Te ofrecerán sensación de saciedad y de esa manera no necesitarás comer de más. Lo ideal es que sean sopas desgrasadas y caseras. Si son de vegetales, como calabaza, mucho mejor: de esa manera, le añades hortalizas a tu dieta.

Las sopas naturales son sanas si las preparas sin grasas, con poca sal y usando vegetales: solo tienes que hervir y procesar estos alimentos para hacer una rica sopa. Hasta puedes guardarla en tu congelador y tenerla lista cada vez que quieras.

3. Gelatinas light

Las gelatinas light no aportan calorías y como son casi en un 100% agua, te ayudan a mantenerte hidratada. Por eso, cada vez que sientas hambre, en vez de recurrir a un snack o una golosina, recuerda: mejor una gelatina light.

Puedes añadirle trozos de frutas para que sean aún más saludables y sabrosas.

4. No te saltes comidas

manzanas para calmar la ansiedad a la hora de hacer dietas

No dejes pasar más de tres horas y media sin comer. Hacer dieta no es sinónimo No Comer, si no de comer…adecuadamente. Estar mucho tiempo sin alimentarnos provoca alteraciones en nuestro metabolismo, picos de glucosa y además, cuando tengas oportunidad de probar un bocado, experimentarás mayor ansia.

Entre comidas, y para calmar la ansiedad a la hora de hacer dietas puedes tomar un yogurt descremado o una fruta. Asimismo, las infusiones calientes y relajantes también son muy recomendables.

5. Bebe abundantes sorbitos de agua a lo largo del día

Es importante que nos mantengamos hidratados. Por ello, es necesario que bebas sorbitos de agua cada media hora. Mejor poco a poco y sin excesos.

De ese modo, reducirás el ansia y eliminarás toxinas. Una idea es llevar siempre cerca una botella de dos litros y que sea este nuestro objetivo diario.

 

6. Ejercicio físico aeróbico

El ejercicio físico libera endorfinas que te ayudan a sentir mayor relajación y  mejor humor. Por lo tanto salir a caminar, ir al gimnasio o bailar incluso, no es sólo clave para bajar de peso. Es también un modo de mantener tu mente despejada y no estar todo el día pensando en la dieta.

7. Mindfull eating

mujer que quiere calmar la ansiedad a la hora de hacer dietas

Un modo de reducir la ansiedad a la hora de hacer dietas es practicar el mindfull eating. Se trata de una práctica sencilla y muy beneficiosa.

Esta estrategia deriva del Mindfulness, esa disciplina de tradición oriental donde aprender a estar presentes, apreciando el aquí y ahora mientras meditamos.

Esta idea puede ser aplicada en la alimentación para reducir tensiones, ansiedades y estrés. Las estrategias para llevar a cabo el mindfull eating serían las siguientes:

  • Come en un espacio tranquilo, sin ruidos, sin prisas.
  • Procura que todos los alimentos que vayas a comer estén en un mismo plato.
  • Come despacio, masticando poco a poco y siendo plenamente consciente de cada sabor, de cada matiz.
  • La alimentación debe ser un acto relajado, donde estar centrados en el aquí y ahora. No pienses en lo que harás luego ni en lo que ya ha ocurrido, lo esencial eres tú y tu alimentación.

Para concluir. Estas estrategias para reducir la ansiedad a la hora de hacer dietas pueden ayudarte a cumplir tu objetivo. Sé constante y no dudes nunca en seguir los consejos profesionales para perder peso con salud y bienestar.