Canelones de pollo

Si queremos que cada ingrediente destaque por sí mismo no hará falta que los piquemos juntos y bastará con trocearlos al gusto antes de introducirlos en las placas de pasta

Los canelones son probablemente uno de los platos más ricos que este país ha importado de Italia. Los que conocemos todos son los canelones de carne, pero también existen los canelones rellenos de cualquier ingrediente, por ejemplo los canelones, como los canelones de pollo, que hoy te enseñamos a hacer.

Este plato permite aprovechar el pollo sobrante de otra comida y los canelones sabrán igual de ricos y agradarán a grandes y pequeños.

Cómo preparar los canelones de pollo

Ingredientes:

  • 24 placas de canelones
  • 500 g de pollo asado con verduras, pueden ser sobras
  • 1 cebolla
  • 1 litro de leche
  • 50 g de mantequilla
  • 50 g de harina
  • 1 pizca de nuez moscada
  • 150 g de queso emmental rallado
  • 2 ó 3 cucharadas soperas de tomate frito
  • Aceite de oliva
  • Sal

Procedimiento:

lasaña de espinacas y canelones de pollo para platos italianos

Para hacer las placas

  • Poner a hervir una cacerola con agua caliente, una cucharadita de sal y un chorro de aceite.
  • Cuando hierva, añadir las placas de una en una para que no se peguen. Lo mejor es hervirlas en dos tandas de 12, pero se pueden hervir las 24 a la vez con una cacerola lo bastante grande.
  • Cocer las placas durante 8 minutos exactos, o lo que diga el fabricante, removiendo de vez en cuando suavemente para que no se rompan.
  • Cuando estén cocidas, sacarlas con cuidado del agua y colocarlas en un bol grande con agua y hielo. Dejar reposar durante 2 ó 3 minutos.
  • Sacarlas del hielo y colocarlas sobre un paño de cocina limpio, una al lado de la otra para que escurran bien el agua.

Lee también: Descubre cómo preparar canelones de verdura en casa

Para el relleno de los canelones de pollo

  • Pelar y cortar la cebolla en juliana muy fina.
  • En una sartén con un chorrito de aceite y una cucharada de mantequilla a fuego bajo, confitar la cebolla durante unos 15 minutos.
  • Pasado este tiempo, reservar en un bol.
  • Agregar el pollo asado con verduras en trocitos y triturarlo todo con la batidora.
  • Salpimentar si es necesario.

Para la bechamel

canelones de pollo

  • Calentar la mantequilla en una cacerola.
  • Cuando se derrita, añadir la harina removiendo con unas varillas durante 2 minutos sin parar, hasta lograr una pasta homogénea.
  • Agregar la leche poco a poco sin dejar de remover.
  • Salpimentar y añadir una pizca de nuez moscada en polvo.
  • Cuando haya hervido por primera vez y adquiera una consistencia cremosa, dejar 5 minutos más y retirar del fuego. Corregir la sazón si fuese necesario.

Lee también: Cómo preparar canelones de pollo

Para el montaje

  • Precalentar el horno a 180ºC.
  • Agregar 3 cucharadas soperas de bechamel al bol que tenía el pollo triturado y remover.
  • Untar el fondo de una fuente de tomate frito.
  • Colocar una cucharada generosa de relleno sobre cada placa de canelones. Enrollarlos y colocar sobre la fuente de horno.
  • Tapar los canelones con el resto de la bechamel y espolvorear con queso rallado.
  • Gratinar en el horno durante 5 minutos y dejar enfriar ligeramente antes de servir.
  • Los canelones pueden congelarse sin problemas antes de gratinarlos y se conservan muy bien.

Ahora solo queda disfrutar de vuestros canelones de pollo.