Castaño de Indias, aliado contra las varices

Debemos evitar el consumo en crudo de las flores, corteza u hojas del castaño de Indias, ya que son venenosas. Se recomienda consumir los preparados de laboratorio.

El castaño de Indias es una de las mejores ayudas para aliviar el dolor producido por las varices y tratar el síndrome de las piernas cansadas.

Y es que el problema de las varices es molesto, dificulta nuestra vida diaria y tiene un importante componente antiestético.

Afortunadamente existen muchos estudios que avalan la efectividad del Castaño de Indias como regulador de la circulación venosa, de ahí que se estén utilizando los componentes de sus semillas para tratar todas estas enfermedades.

¿Qué es el Castaño de Indias?

El castaño de Indias es un árbol que tiene su origen en Asia, pero puede encontrarse en todo el mundo. Es sorprendente comprobar las grandes propiedades medicinales que tiene cada una de sus partes:

Sus hojas:

Son muy efectivas para tratar diversas enfermedades de la piel y síntomas como:

  • El eczema
  • Dolores menstruales
  • Hinchazón de tejidos blandos originados por fracturas o torceduras
  • El dolor en las articulaciones.

Su corteza

Es muy utilizada para tratar importantes patologías como:

  • Malaria
  • Disentería
  • Incluso se están haciendo estudios para ver sus efectos en personas afectadas por lupus y úlceras en la piel.

Sus semillas

Existen miles de publicaciones científicas que avalan que su principal componente, la “escina” posee las siguientes propiedades:

  • Reducir de manera significativa la inflamación y el dolor de las piernas
  • Es un excelente medicamento que favorece la circulación y previene la retención de líquidos.

De hecho, la “Base europea de datos de medicamentos naturales” lo califica como “efectivo”.

¿Cómo funciona el Castaño de Indias?

El Castaño de Indias contiene un componente en sus semillas, la “escina” que favorece que la sangre fluya con normalidad, consiguiendo también que no se produzcan edemas al promover la pérdida de líquidos mediante la orina.

El Castaño de Indias actúa también cuando tenemos esas típicas arañitas venosas en las piernas, o las temibles úlceras e incluso también se han investigado sus propiedades para aliviar el problema de las hemorroides.

¿Cómo tomar Castaño de Indias?

Castaño de Indias

Podemos encontrar el Castaño de Indias en tiendas naturistas en forma de cápsulas, se trata de un extracto de las propias semillas que se comercializa además en forma de cremas e incluso pomadas.

La dosificación más adecuada son 400 mg diarios, de ese modo podemos aliviar los calambres musculares nocturnos.

¿Hay algún inconveniente si tomo Castaño de Indias?

Jamás tomes los componentes del árbol de forma cruda, ya que son altamente venenosas, lo indicado es consumirlo en su forma comercial, es decir pastillas, cremas o pomadas, ya que de esa manera obtendremos todos los beneficios que nos ofrece esta planta sin temor alguno.

Este árbol de origen asiático encierra en la savia de sus cortezas, hojas y semillas, un beneficioso aliado para nuestra circulación, un tesoro natural que puede ayudar a muchas personas.

  • Suter, A., Bommer, S., & Rechner, J. (2006). Treatment of patients with venous insufficiency with fresh plant horse chestnut seed extract: A review of 5 clinical studies. Advances in Therapy. https://doi.org/10.1007/BF02850359
  • Sirtori, C. R. (2001). Aescin: Pharmacology, pharmacokinetics and therapeutic profile. Pharmacological Research. https://doi.org/10.1006/phrs.2001.0847
  • Asgari Rad, H., Azadbakht, M., Sharifpour, A., & Mazloom, F. (2007). Preparation and evaluation of horse chestnut seed extract gel and its effect on varicose disease symptoms. Journal of Medicinal Plants.
  • Pittler Max, H., & Ernst, E. (2006). Horse chestnut seed extract for chronic venous insufficiency. Cochrane Database of Systematic Reviews. https://doi.org/10.1002/14651858.CD003230.pub3