Causas y remedios naturales para tratar el vitiligo

Aydee Castaño 15 diciembre, 2013
Si bien en la actualidad no existe una cura definitiva para el vitíligo sí se pueden tratar sus síntomas para mejorar su apariencia, así como la calidad de vida de los afectados

El vitiligo es una alteración en la pigmentación de la piel que afecta a una gran parte de la población mundial. Las manchas blancas que aparecen en la piel son causadas por la destrucción de las células que controlan la producción de la melanina. Estas manchas pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo, inclusive en las retinas.

¿Cuáles pueden ser las causas del vitiligo?

Hasta el momento se desconocen las causas del vitiligo, pero hay ciertas teorías que afirman que se puede tratar de un problema en el sistema inmunológico, el cual provoca que algunos anticuerpos ataquen las células pigmentarias.

Sin embargo, la gran mayoría de los expertos coinciden en afirmar que esta enfermedad tiene un origen hereditario, ya que pueden existir ciertos genes que hacen que algunas personas sean susceptibles a esta condición. Esta enfermedad no tiene cura, pero sí se pueden tratar los síntomas para tratar de mejorar la calidad de vida de los pacientes.

Remedios para tratar el vitiligo

  • Algunos estudios confirman que un tratamiento a base de ácido fólico, vitamina B12 y vitamina C, puede resultar muy eficaz en la repigmentación cutánea.
  • Los médicos homeópatas recomiendan aplicar sobre las partes afectadas productos como carbono sódico, fósforo, sepia, sílice, azufre y alumbre.
  • Se pueden utilizar algunos cosméticos opacos que pueden cubrir las zonas decoloradas, este procedimiento se debe hacer todos los días.
  • Aplicar todos los días un buen protector solar sobre las partes afectadas, de esta manera se previenen quemaduras en estas áreas, ya que la piel es muy sensible.
  • Se puede preparar una mezcla de cinco cucharadas de cúrcuma en polvo y docientos cincuenta miligramos de aceite de mostaza. Se debe aplicar en las partes manchadas de la piel.
  • Las hojas de albahaca pueden estimular la producción de melanina en la piel y se pueden combinar con jugo de limón para tratar el vitiligo. Se mezclan unas cuantas gotas de extracto de hojas de albahaca y unas de limón, luego se aplica en las lesiones; puede dar resultado a los tres o cuatro meses de estar aplicándolo durante todos los días.
  • Las semillas de rábano pueden ser muy efectivas para regenerar la melanina. La forma de aplicarlo es combinar dos cucharadas de vinagre con dos cucharadas de semillas de rábano molidas, se mezclan hasta formar una pasta que se aplica sobre las manchas una vez al día y por cinco o seis meses.

Asimismo hay que recordar que las personas que tienen vitiligo deben seguir una dieta balanceada y saludable para ayudar a combatir las deficiencias que padecen.

Te puede gustar