Endometriosis, tratamiento médico y terapias naturales

Conoce qué es la endometriosis, sus causas, síntomas y tratamientos. Te sugerimos terapias naturales que pueden ayudar a tratar esta afección del sistema reproductivo femenino.

Para entender qué es la endometriosis, hay que saber que el endometrio es el tejido que cubre interiormente al útero, uno de los órganos del sistema reproductor femenino.

En la endometriosis, ese tejido que normalmente recubre el útero crece fuera del mismo, en otros órganos.

Esta enfermedad es más común en mujeres de entre 30 y 40 años, pero puede afectar a cualquier mujer que menstrúe.

Lee también 6 irregularidades del periodo menstrual que no debes ignorar

¿Qué es la endometriosis?

Desde el punto de vista médico, la endometriosis se define como un conjunto de síntomas producido cuando las células de revestimiento del útero, crecen fuera de ese órgano.

Estas células responden a las hormonas sexuales femeninas, estrógenos y progesterona. Por lo tanto, se verán afectadas las funciones controladas por esas hormonas.

Concretamente, se pueden alterar las relaciones sexuales, aparecer dolores pélvicos, menstruaciones irregulares y afectar la fertilidad.

dolor menstrual

Causas de la endometriosis

Una de las causas de esta enfermedad es precisamente el ciclo menstrual femenino.

Durante el mes, el endometrio se va engrosando y así se prepara para alojar al embrión en caso de fertilización.

Si no ocurre la fertilización, el cuerpo elimina el endometrio mediante el sangrado menstrual.

No se conoce la causa exacta de la endometriosis, pero una de las hipótesis es el “flujo menstrual retrógrado“.

Esto significa que parte del endometrio que se desprende en la menstruación, en lugar de expulsarse, vuelve y se localiza en otros lugares. Por ejemplo, en la pelvis, los ovarios, las trompas de Falopio.

Estos tejidos crecen pero no pueden deprenderse en la menstruación. Eso provoca dolor en las zonas donde se aloja el tejido anormal.

Factores de riesgo para la endometriosis

Algunos de los factores que pueden aumentar los riesgos de endometriosis son:

  • Uno o más familiares con la misma enfermedad, es decir un factor genético
  • Inicio de la menstruación a edad muy temprana
  • Duración prolongada del sangrado menstrual, igual o superior a 7 días
  • Ciclos mensuales cortos, por ejemplo, de menos de 27 días
  • Alteración física que impide o dificulta la salida de la sangre menstrual
  • Niveles altos de estrógeno
  • Anormalidades en el útero

Síntomas y consecuencias de la endometriosis

Los síntomas más comunes de la endometriosis son:

  • Infertilidad
  • Dolores menstruales agudos que pueden empeorar con el tiempo
  • Dolor durante o después del sexo
  • Dolor en el intestino o parte baja del abdomen
  • Evacuaciones intestinales dolorosas o dolor al orinar durante la menstruación
  • Períodos menstruales prolongados y con sangrado abundante
  • Pequeñas pérdidas de sangre entre períodos menstruales

Otras complicaciones abarcan:

  • Dolor pélvico persistente que interfiere con las actividades diarias.
  • Quistes grandes en la pelvis que pueden romperse.

Lee también 7 claves para afrontar y superar la infertilidad

Diagnóstico de la endometriosis

Para saber si hay o no endometriosis y dónde se han “recolocado” las células endometriales el médico hará ciertos exámenes. 

Entre ellos, se suelen realizar exámenes pélvicos durante la revisión ginecológica periódica para evaluar la integridad y salud de los órganos genitales.

Esto puede incluir la extracción de muestras para citología y ecografías transvaginales. 

Sin embargo, solo es posible diagnosticar con seguridad la endometriosis mediante laparoscopia pélvica.

Esta es una técnica que examina los órganos pélvicos por medio de un instrumental llamado laparoscopio que se introduce por la piel, debajo del ombligo.

Tratamiento de la endometriosis

Actualmente no existe cura para la endometriosis, pero el médico podría indicar:

  • Tratamientos para el dolor
  • Tratamientos para la infertilidad relacionada con la endometriosis

El tratamiento va a depender de factores como:

  • Edad de la paciente
  • Intensidad y gravedad de los síntomas
  • Si hay deseo de tener hijos en un futuro
  • Si se ha alcanzado la menopausia.

Los tratamientos pueden incluir analgésicos, tratamientos hormonales y, finalmente, tratamientos quirúrgicos para extirpar las zonas donde hay endometriosis.

No todas las mujeres con endometriosis tendrán esterilidad. Pero, si ocurre, evalúa realizar tratamientos contra la esterilidad.

Terapias naturales para la endometriosis

Si el dolor persiste, hay opciones que puedes probar en tu casa para aliviar el malestar. Por ejemplo:

  • Un baño y una compresa con calor para relajar los músculos de la pelvis y reducir calambres y dolor.
  • Antiinflamatorios no esteroides para aliviar el dolor menstrual.
  • Ejercitar regularmente puede ayudar a mejorar los síntomas.
  • La acupresión aplicada por un especialista puede ayudar.

Productos naturales que ayudan con los síntomas

La Angélica china o “dong quai” se considera un vigorizante de los órganos reproductivos femeninos y masculinos.

Por su contenido de fitoestrógenos, el dong quai se utiliza para los calambres menstruales, para el síndrome premenstrual y para los síntomas de la menopausia.

El té de jengibre puede aplacar las náuseas asociados a la endometriosis.

Recuerda consultar con tu médico ante dolores fuertes o irregularidades en la menstruación. Y habla con tu especialista sobre las terapias alternativas.