Cebolla negra: bondades nutricionales y beneficios para la salud

17 diciembre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el nutricionista Saúl Sánchez Arias
La cebolla negra es un producto con multitud de propiedades beneficiosas para el organismo. Te contamos cuáles son.

La cebolla negra se obtiene mediante la transformación de la cebolla común en un producto marrón con un sabor parecido al toffee. Este proceso se realiza en cámaras de desecación bajo unas condiciones de temperatura y humedad concretas.

Durante este procesado, se elimina el picor de la cebolla original y el olor fuerte. Por contra, el producto gana un olor a caramelo que lo hace mucho más atractivo para el consumidor. Los compuestos de la cebolla común también se ven modificados gracias a estos procesos.

Sus componentes se transforman en más biodisponibles, con una absorción mejorada y un incremento de su efecto positivo sobre la salud humana. La cebolla negra contiene 21 aminoácidos, algunos de ellos con propiedades analgésicas. Por otra parte, presenta una gran cantidad de antioxidantes como los flavonoides, que mejoran la función cardiovascular.

Cebolla negra: un producto innovador

Se trata de un alimento que se ha obtenido por primera vez en el año 2016 y que no se puede conseguir en la naturaleza. Está catalogado como producto gourmet y se deben escoger las variedades ecológicas que aseguran evitar aditivos artificiales.

Puede utilizarse en el ámbito culinario como ingrediente, aportando dulzor, color y aroma. Pero también es un producto apto para consumir solo, debido a que su sabor nada tiene que ver con el de la cebolla blanca.

cebolla negra

Cebolla negra: rica en minerales y vitaminas

Se trata de un producto que contiene minerales como el calcio, el magnesio, el cobre, el hierro, el fósforo y el potasio. Por otra parte, presenta vitaminas del grupo A, B, C y E.

Por tanto, se trata de un producto con características similares al ajo negro en cuanto a micronutrientes. Sin embargo, este presenta la salvedad de que su utilización es bastante más versátil, lo cual mejora su consumo.

Importancia del consumo de antioxidantes

Los antioxidantes son las sustancias encargadas de prevenir la degradación del ADN y de luchar contra la creación de radicales libres. Es importante asegurar la ingesta diaria de ellos para combatir el envejecimiento y garantizar el correcto funcionamiento del organismo.

La cebolla negra supone una gran fuente de antioxidantes, mayor que la de muchas frutas y verduras de manera individual. Por lo tanto, el incluir en la dieta habitual este producto, junto con otros ricos en este tipo de compuestos como los arándanos, mejoran notablemente la calidad de la alimentación.

las frutas más antioxidantes

Alimento interesante para combinar con especias

A nivel gastronómico, puede suponer un acierto combinar la cebolla negra con diferentes tipos de especias para mejorar los aromas, sabores y calidad de los platos. Además, las especias suelen ser ricas en compuestos de carácter antioxidante, lo que potencia los efectos beneficiosos de la cebolla.

Las posibilidades combinativas de este producto todavía no están excesivamente explotadas al tratarse de un alimento de reciente creación. Sin embargo, no tardarán en encontrarse combinaciones de ingredientes que permitan enriquecer los platos desde el punto de vista organoléptico y nutricional.

No es oro todo lo que reluce

A pesar de las características tan esperanzadoras de este producto, lo cierto es que todavía se encuentra disponible en pocos supermercados. Además, tiene un valor elevado con respecto al producto tradicional y las variedades que se ofrecen no son siempre ecológicas.

Normalmente, se puede encontrar la cebolla negra en tiendas tipo gourmet o en grandes superficies especializadas. A partir de aquí, se pueden elaborar muchas recetas con este ingrediente, por ejemplo masas de pizza.

Conclusión

La cebolla negra es un producto de reciente creación que se está haciendo un hueco en la cultura gastronómica gracias a sus interesantes propiedades organolépticas. Por otra parte, se trata de un alimento más interesante que el original si tenemos en cuenta su calidad nutricional.

Aporta una gran cantidad de vitaminas, minerales y antioxidantes necesarios para el correcto funcionamiento del cuerpo humano. Presenta la ventaja de poder consumirse cocinado o crudo mejorando de este modo la versatilidad del producto.

De momento, es un producto que no ha llegado a todos los hogares debido a su baja disponibilidad. Sin embargo, se espera que en los próximos años llegue con fuerza a la gastronomía de nuestro país, convirtiéndose en uno de los imprescindibles de nuestra cocina, como lo es actualmente el ajo.

  • Srinivasan K., Antioxidant potential of spices and their active constituents. Crit Rev Food Sci Nutr, 2014. 54 (3): 352-72.
  • Ahmad KA., Yuan Yuan D., Nawaz W., Ze H., Zhuo CX., Tala B., Taleb A., Mais E., Qilong D., Antioxidant therapy for management of oxidative stress induced hypertension. Free Radic Res, 2017. 51 (4): 428-438.