Cheesecake de banana split

Belén Gisbert 29 mayo, 2015
Si no te gusta encontrarte trozos de fruta en la tarta de queso también puedes licuarlas y añadirlas a la masa antes de hornearla

La conocida tarta americana de queso o cheesecake, se puede hacer con múltiples sabores. Quizás solo conozcas la tarta de queso horneada o las cheesecakes de arándanos o fresa con queso, normalmente elaborada con queso tipo Philadelphia.

Pero debes sabes que hay incluso cientos de sabores diferentes de cheesecakes, dependiendo de su ingrediente principal. Todas, absolutamente todas, quedan deliciosas, con una textura fresca y cremosa en el interior, con su base de galletas y, si lo deseas, con su mermelada en la parte superior acorde con el sabor escogido.

En esta ocasión, vamos a presentarte una exquisita cheesecake de banana split. Esta receta puede hacerse de dos formas: con el plátano, la piña y la fresa, todo licuado o con las frutas a trozos en la parte del cheesecake, a modo de gelatina con tropezones, esto lo haces como prefieras.

¡Este pastel de queso lo tiene todo! Plátano, chocolate, piña y fresa son solo algunos de los sabores que se destacan en este postre que recuerda a tu helado favorito, la súper bandeja de banana split.

Esta receta de cheesecake de banana split rinde para 16 porciones (tamaño de la porción: 1 cuña con coberturas). 

Información nutricional

  • Calorías: 317
  • Calorías: 30%
  • Grasas: 10,6 g
  • Saturadas: 4,6 g
  • Mono insaturadas: 3,7 g
  • Poliinsaturadas: 1,5 g
  • Proteína: 10,7 g
  • Carbohidratos: 45 g
  • Fibra: 1 g
  • Colesterol: 81 mg
  • Hierro: 1,2 mg
  • Sodio: 393 mg
  • Calcio: 158 mg

Ingredientes

banoffee

Para la base:

  • 1 taza de chocolate de migas de galleta (como Oreo) o galletas trituradas
  • 2 cucharadas de azúcar
  • 1 cucharada de mantequilla o margarina derretida
  • Aceite en spray

Para el relleno:

  • 1 tarrina de queso crema bajo en grasa tipo Philadelphia
  • 1 1/2 tazas de azúcar
  • 1 1/2 tazas de puré de plátano maduro
  • 3 cucharadas de harina para todo uso
  • 2 cucharaditas de extracto de vainilla
  • 4 huevos grandes

Para decorar en la parte superior:

  • 1/3 taza de piña en conserva en jugo aplastado, drenado
  • 1/3 taza de jarabe de helado de fresa
  • 1/3 taza de jarabe de chocolate
  • 1/4 taza de nueces tostadas
  • 16 cerezas al marrasquino, escurridas

Preparación

Precalienta el horno a 180º C

Para preparar la base

Combina los 3 primeros ingredientes en un recipiente; mezcla con un tenedor hasta que esté húmedo. Coloca y aprieta la mezcla en el fondo de un molde desmontable cubierto el aceite en spray.

Para preparar relleno

Porqué-consumir-plátano

Batir los quesos en una batidora hasta que quede suave. Añadir 1 1/2 tazas de azúcar, el plátano, la harina y la vainilla; batir bien. Agregar los huevos, de uno en uno cada vez; y batir bien. (Si deseas el plátano en trozos, puedes añadirlos después).

Horneado

Vierte la mezcla de queso en el molde preparado con la base; hornear a 180º C durante 1 hora y 10 minutos o hasta que esté casi firme. La tarta de queso se hace cuando el centro apenas se mueve cuando se toca con un palillo.

Enfriar

Retira el pastel de queso del horno; pasa un cuchillo alrededor del borde exterior.

Enfriar el pastel de queso a temperatura ambiente. Cubre y enfría en la nevera por lo menos 8 horas.

Decorar

Cubre la cheesecake de banana split con los ingredientes para decorar.

En cada ración debería haber: 1 cucharadita de piña, 1 cucharadita de jarabe de fresa, 1 cucharadita de jarabe de chocolate, 3/4 cucharadita de nuez y 1 cereza.

Deja enfriar como mínimo una hora más en la nevera antes de servir.

Puede servirse perfectamente como fresco ligero de frutas, después de una comida copiosa, o como merienda a acompañada de un buen café.

Para los niños, la cheesecake de banana split es un postre ideal, ya que la variedad de fruta permite que disfruten como golosos ante un postre sano y saludable.

¡Buen provecho!

Te puede gustar