Chicha de arroz venezolana: Receta, origen y datos de interés

Indira Ramírez Terán · 23 agosto, 2015
Si bien el sabor de la chicha es similar al del arroz con leche, a diferencia de este, en este caso el arroz se procesa y queda incorporado con el resto de ingredientes

La chicha de arroz venezolana es una bebida típica a base de leche de vaca y arroz, espesa. Además, es dulce, bastante nutritiva y refrescante.

En este artículo compartimos la receta y los secretos de esta bebida que se sirve, por lo general, con hielo picado, canela y leche condensada. ¡Descúbrela!

Receta de la chicha de arroz venezolana

Ingredientes

  • 1 taza de arroz (185 g)
  • 7 tazas de agua (1,75 l)
  • 2 tazas de leche de vaca líquida (500 ml)
  • 1 lata de leche condensada (370 g)
  • ½ cucharadita de esencia de vainilla (3 g)
  • 2 cucharadas de azúcar (15 g)
  • Hielo picado
  • Canela en polvo

Utensilios

  • Una olla amplia
  • Licuadora

Preparación

Chicha de arroz venezolana

  • Para empezar, unas horas o un día antes, lavar el arroz y ponerlo junto con dos tazas de agua en remojo hasta el día siguiente.
  • Después, escurrir el arroz.
  • A continuación en la olla amplia, poner el arroz junto con las 5 tazas de agua restantes. Llevarlo a ebullición, bajo fuego moderado, hasta que el arroz esté muy blando. Este proceso tarda unos 40 minutos.
  • Llevar el contenido de la olla a la licuadora y batirlo muy bien.
  • Después, añadir el líquido a una jarra o recipiente grande. Ahí incorporar las tazas de leche, la leche condensada y mezclarlo todo.
  • No olvides colocar los cubitos de hielo y la esencia de vainilla. Dejar enfriar.
  • Por último, servir con más hielo.
  • La leche condensada puedes hacerla en casa: Poner a calentar una taza de agua con una taza de azúcar, hasta que el azúcar se disuelva. Después añadir una cucharada de mantequilla sin sal (opcional), llevar a la licuadora a alta velocidad, junto con una taza de leche en polvo o líquida.

Datos de interés:

  • Esta es una receta con poca dificultad.
  • Tiene un tiempo de preparación de una hora.
  • Con los ingredientes utilizados te saldrán 12 vasos.
  • La chicha de arroz venezolana es una bebida casera, dulce y cremosa con un sabor similar al arroz con leche.
  • Muy energética y con un alto contenido de azúcar, la chicha debe ser consumida de forma moderada.
  • En los últimos años la chicha andina se popularizó y comercializó en franquicias de chicha. Se adquiría aderezada con lluvia de chocolate, frutos secos (pasa, maní, nueces) y cereal.
  • Existen otras variedades de chicha. La chicha de pasta, hecha a base de este producto.
  • En la región andina de Venezuela, también es tradicional la chicha andina. Allí se acompaña de especias (pimienta guayabita, clavos de olor) y guarapo de piña. La peculiaridad de esta bebida es que cuanto más pasen los días, mejora en sabor. No obstante, la piña se fermenta y obtiene grados alcohólicos. No es recomendable dar de beber a los niños.
  • En Semana Santa, en Venezuela, se prepara una bebida similar a la chicha, pero hecha a base de harina de maíz y papelón.
  • Este complemento alimenticio es popular entre los niños. En muchos casos no gustan consumir leche de vaca y optan por esta bebida más gustosa.
  • La receta también puede realizarse solo con agua.

Origen de la chicha

Chicha de arroz venezolana

  • La chicha no tiene un origen preciso, pero se conoce desde el siglo XVI.
  • En sus inicios la chicha se realizaba con una pasta de maíz. Esta la procesaban los indígenas con los dientes, es decir, se masticaba. Después se colocaba a hervir para, a continuación, dejar fermentar y así lograr que la bebida embriagara.
  • Fue para los colonizadores todo un descubrimiento y su preparación, ya modernizada, tiene un papel protagonista entre las bebidas caseras.
  • Quienes la venden son conocidos como “chicheros”. Además, estas personas promocionan la chicha de arroz en puestos ambulantes en las calles de los pueblos y ciudades. A los niños en particular les encanta esta receta, que puedes preparar para acompañar un trozo de bizcocho en la merienda.
  • Para acabar, la chicha ha penetrado hasta el idioma con refranes populares como “ni es chicha ni es limonada”. Esta frase se usa cuando se quiere señalar la ambigüedad de algo o alguien.