El chocolate y sus beneficios para el corazón

Okairy Zuñiga·
03 Septiembre, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Nelton Abdon Ramos Rojas al
29 Agosto, 2020
Se ha comprobado que el chocolate es uno de los alimentos más beneficiosos para la salud. Ahora bien, es importante aprovechar la presentación que contenga la mayor cantidad de cacao posible.
 

Es cierto que el chocolate tiene ciertos beneficios para el corazón. No obstante, hay muchos cardiólogos que han revisado los estudios realizados con un cierto grado de escepticismo. A continuación, te proponemos repasar lo que dice la ciencia sobre este alimento tan popular y delicioso.

En vista de la importancia que tiene la alimentación en la salud cardíaca, es necesario prestarle la atención que merece. No se trata de comer por comer, sino conocer bien qué, cómo y cuándo comer cada cosa. Al contrario de lo que se suele pensar, comer sano no implica dejar de lado los gustos. 

Si eres de los que esperan con ansias el momento para darse un gusto, debes saber que el chocolate puede ser una de las mejores opciones por las que puedes optar. A continuación, te contamos más al respecto.

¿Qué dicen los estudios?

Según varios estudios de observación, el consumo de chocolate trae beneficios para el corazón. De hecho, ayuda a mejorar la salud cardíaca en general y a reducir la presión arterial, como explica una investigación publicada por el British Medical Journal.

En ese trabajo, realizado en el Reino Unido durante el año 2015, se demostró que, en un período de 12 años, las personas que consumieron más chocolate presentaron menos de probabilidades de padecer enfermedades coronarias.

La intención de este tipo de estudios es encontrar la relación entre la causa —consumo de chocolate— y el efecto —mejora de la salud cardíaca—. Sin embargo, aún no existen conclusiones definitivas y los investigadores continúan realizando más análisis.

 

chocolate

El chocolate y sus beneficios para el corazón

Los investigadores teorizan que los flavonoides que contiene el cacao pueden ser una fuente de salud para el organismo. Estos componentes hacen que el sistema circulatorio mejore sus funciones de manera general, según un estudio publicado por Nutrition Reviews.

De este modo, el buen estado de los vasos sanguíneos permite que la sangre fluya con mayor facilidad y la presión arterial mejore. Además, de acuerdo con una investigación que publicó el British Journal of Nutrition, también actúa de manera positiva sobre los niveles de insulina.

Ahora bien, hay que saber que no todos los chocolates contienen la cantidad de flavonoides necesaria para disfrutar de tales beneficios. Para que el chocolate tenga más flavonoides, debe ser lo más oscuro posible; es decir, debe tener un alto contenido de cacao. Por ello, no cualquier presentación es válida para el consumo.

Por otro lado, es importante destacar que, si bien es cierto que las bebidas achocolatadas son deliciosas, no aportan lo mismo que un trozo de chocolate con más de un 70 % de cacao. De hecho, estas bebidas suelen contener azúcares añadidos, por lo que no resultan beneficiosas para la salud.

 

Presentaciones comunes

Existen varios tipos de chocolate. Como verás, no todos contienen la cantidad recomendada de flavonoides. Aunque algunas variantes pueden resultar más apetecibles y dulces, es mejor elegir las opciones más amargas.

1. Cacao en polvo

El cacao en polvo contiene más de 30 sustancias antioxidantes, entre las cuales se encuentran los flavonoides, según destaca un estudio publicado por el Journal of the Academy of Nutrition and Dietetics. Esta variación se compone de las semillas del cacao tostadas y molidas para reducir la amargura del cacao y, en su lugar, añadir dulzor.

Se trata de una de las mejores formas de consumir chocolate. A partir de este polvo, puedes preparar una gran variedad de postres o bebidas. Eso sí, asegúrate de revisar el empaque al momento de comprarlo para elegir los cacaos en polvo más puros y sin azúcar, para obtener beneficios para el corazón.

El cacao

2. Chocolate negro

Este tipo de chocolate es de los menos procesados y contiene un nivel de cacao superior a los demás. Aunque tiende a ser más amargo al gusto, no por eso es menos delicioso.

Al igual que con el cacao en polvo, es importante procurar elegir aquellos que tienen poco o ningún contenido de azúcar añadido para poder obtener los beneficios para el corazón.

 

3. Chocolate con leche

Por el contrario, el chocolate con leche es una de las presentaciones menos recomendables para el consumo puesto que, para su obtención, el chocolate pasa por un proceso en el que se modifican en gran medida los compuestos del cacao.

En la fase de alcalinización, se eliminan los flavonoides que tanto interesan, puesto que lo que se pretende es conseguir una variedad de chocolate suave y dulce. Por ende, como detalla un estudio del Journal of the Science of Food and Agriculture, el resultado final es un chocolate con un alto contenido de azúcar y muy pocos beneficios para la salud cardíaca.

4. Chocolate blanco

El chocolate blanco viene a ser, básicamente, la manteca que ha sido extraída de las semillas del cacao. No contiene sólidos de chocolate en absoluto. Por ende, no contiene flavonoides y no aporta ningún beneficio para la salud.

Asimismo, una investigación publicada en Journal of Food Engineering destaca su alto contenido de grasas.

¿Cuál es la cantidad ideal que se debe tomar?

El hecho de que el chocolate pueda aportar beneficios para la salud no quiere decir que deba comerse en exceso. De hecho, aún no se ha determinado cuál es la «dosis» que se debe consumir para obtener beneficios para el corazón.

No obstante, un estudio publicado por The Journal of Nutrition que experimentó con el consumo de chocolate en barra equivalente a 100 calorías diarias confirmó buenos resultados en las mediciones realizadas a los participantes. Concretamente, se analizó el nivel de colesterol en sangre y la presión sanguínea.

 

Por el contrario, si se llegase a consumir unos 100 gramos de chocolate con leche diariamente, se estarían ingiriendo unas 500 calorías. Esto se traduce en un aumento de peso que no sería nada beneficioso para el corazón.

Lee también: Los 10 mejores alimentos para proteger el corazón

Los beneficios para el corazón del chocolate aparecen si hay moderación

Ten en cuenta que muchos de los chocolates comerciales han sido procesados de manera que suelen eliminar la mayor parte de los flavonoides, incluso si se clasifican como chocolate oscuro.

Esto quiere decir que, aunque un chocolate sea oscuro, si pasa por un proceso en el que se modifica su materia prima y se le añaden otras sustancias, puede que no sea tan saludable. Este proceso de transformación del chocolate en su elaboración ha sido examinado en estudios como uno publicado por Nutrition Reviews.

Por esto, no existe una manera de saber a ciencia cierta si lo que estamos consumiendo va a tener los beneficios que se quiere obtener. La gran mayoría de los chocolates que vemos en las tiendas son simplemente golosinas, y no un alimento que pueda considerarse para llevar una dieta sana.

Es importante aprender a distinguir entre chocolate y cacao. El que nos proporciona los flavonoides y, por tanto, los beneficios, es el cacao, por lo que deberemos optar por chocolates con alto porcentaje de este.

Lo ideal es fijarse bien en los ingredientes indicados en los empaques y procurar elegir los chocolates que tengan a partir de un 60 % de pureza; es decir, de contenido de cacao.

 
  • Franco, R., Oñatibia-Astibia, A., & Martínez-Pinilla, E. (2013). Health benefits of methylxanthines in cacao and chocolate. Nutrients5(10), 4159–73. https://doi.org/10.3390/nu5104159
  • Kerimi, A., & Williamson, G. (2015, August 1). The cardiovascular benefits of dark chocolate. Vascular Pharmacology. Elsevier Inc. https://doi.org/10.1016/j.vph.2015.05.011
  • McShea, A., Ramiro-Puig, E., Munro, S. B., Casadesus, G., Castell, M., & Smith, M. A. (2008, November). Clinical benefit and preservation of flavonols in dark chocolate manufacturing. Nutrition Reviews. https://doi.org/10.1111/j.1753-4887.2008.00114.x
  • Steinberg, F. M., Bearden, M. M., & Keen, C. L. (2003). Cocoa and chocolate flavonoids: Implications for cardiovascular health. Journal of the American Dietetic Association103(2), 215–223. https://doi.org/10.1053/jada.2003.50028
  • Latif, R. (2013). Chocolate/cocoa and human health: A review. Netherlands Journal of Medicine. Van Zuiden Communications BV.
  • Katz, D. L., Doughty, K., & Ali, A. (2011). Cocoa and Chocolate in Human Health and Disease. Antioxidants & Redox Signaling15(10), 2779–2811. https://doi.org/10.1089/ars.2010.3697
  • Fernández-Murga, L., Tarín, J. J., García-Perez, M. A., & Cano, A. (2011, August). The impact of chocolate on cardiovascular health. Maturitas. https://doi.org/10.1016/j.maturitas.2011.05.011
  • Robin R. Allen, LeaAnn Carson, Catherine Kwik-Uribe, Ellen M. Evans, John W. Erdman, Jr, Daily Consumption of a Dark Chocolate Containing Flavanols and Added Sterol Esters Affects Cardiovascular Risk Factors in a Normotensive Population with Elevated Cholesterol, The Journal of Nutrition, Volume 138, Issue 4, April 2008, Pages 725–731, https://doi.org/10.1093/jn/138.4.725
  • Virginia Glicerina, Federica Balestra, Marco Dalla Rosa, Santina Romani. 2016. Microstructural and rheological characteristics of dark, milk and white chocolate: A comparative study. Journal of Food Engineering. https://doi.org/10.1016/j.jfoodeng.2015.08.011. (http://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S0260877415003647)
  • Guinard, J.‐X. and Mazzucchelli, R. (1999), Effects of sugar and fat on the sensory properties of milk chocolate: descriptive analysis and instrumental measurements†. J. Sci. Food Agric., 79: 1331-1339. doi:10.1002/(SICI)1097-0010(199908)79:11<1331::AID-JSFA365>3.0.CO;2-4
  • Robles, Beatriz. 2019. Los azúcares añadidos. Salud Sin Bulos. https://saludsinbulos.com/nutricion/azucares-anadidos/
  • Alkerwi, A., Sauvageot, N., Crichton, G., Elias, M., & Stranges, S. (2016). Daily chocolate consumption is inversely associated with insulin resistance and liver enzymes in the Observation of Cardiovascular Risk Factors in Luxembourg study. British Journal of Nutrition, 115(9), 1661-1668. doi:10.1017/S0007114516000702