Coiloniquia, una anomalía de las uñas muy común: síntomas y tratamiento

Valeria Sabater·
22 Julio, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Nelton Abdon Ramos Rojas al
10 Diciembre, 2018
Aunque la coiloniquia no va más allá de un problema estético debemos atender a la señal que nos mandan las uñas, puesto que son indicativo de una enfermedad o carencia nutricional
 

Cuando las uñas se vuelven muy delgadas y presentan características fuera de lo común, hasta el punto de perder por completo la clásica que las caracteriza, es posible que la persona tenga coiloniquia.

La coiloniquia es un trastorno bastante común en el que las uñas afectadas presentan anomalías como aplanamiento y cavidades. Por esto mismo, es común que este problema reciba el nombre de “uñas cuchara” en el ámbito popular.

Tenemos que tener en cuenta que las las uñas son un reflejo del estado de salud. Por ello, cualquier cambio su grosor, aspecto, textura, etc., puede dar pistas sobre alguna condición médica a la que deberíamos prestar una atención inmediata.

En este sentido, resulta interesante saber que la coiloniquia se suele manifestar en aquellas personas que tienen un déficit de hierro, por ejemplo. Sin embargo, también puede asociarse a otros procesos que debemos tener muy en cuenta. A continuación, te facilitamos más información al respecto.

Un ejemplo para entender qué es la coiloniquia

uñas con Coiloniquia

Gabriel tiene 22 años de edad y lleva una semana sufriendo diarrea y una sensación de debilidad general muy intensa. Cuando acude al médico, este examina sus manos y le pregunta que si hace tiempo que sus uñas presentan esa forma: muy delgadas, frágiles y en forma de cuchara.

 

Gabriel responde que hace 6 meses que empezaron a adquirir esa forma pero, puesto que no le duelen ni interfieren en su vida diaria, no le dio importancia alguna.

Sin embargo, tras realizar las pruebas pertinentes, el médico informa al joven de que padece una severa anemia ferropénica.

Le indica, además, que si hubiera acudido antes al ambulatorio y en cuanto sus uñas adquirieron esa forma, no hubiera llegado a ese punto de debilidad extrema.

Te puede interesar: ¿Cómo saber si tengo anemia?

La coiloniquia y la anemia por déficit de hierro

La causa más común de las uñas cuchara es la deficiencia de hierro. Por otro lado, es bastante común que aparezca en niños con desnutrición y en mujeres que sufren menstruaciones muy abundantes.

De acuerdo con los expertos de Mayo Clinic, la coiloniquia puede ser un signo de anemia ferropénica, pero también de “una afección del hígado conocida como ‘hemocromatosis’, en la que el cuerpo absorbe demasiado hierro de los alimentos que se consumen”.

Por otra parte, también comentan que este trastorno puede estar asociado con problemas cardiacos e hipotiroidismo. 

Tipos de anemia.
 

Otros factores que podrían incidir en la aparición de este problema:

  • Quimioterapia.
  • Consumo de corticoides.
  • Uso regular de productos que contienen petróleo.
  • Mantener una dieta muy baja en folatos (vitamina B9) y vitamina C.

¿Es un problema de salud grave?

La coiloniquia supone, en apariencia, poco más que un problema estético. Sin embargo, debemos verlo como lo que es: un síntoma asociado a una enfermedad o un déficit nutricional que debemos atender.

Por tanto, en cuanto percibamos que las uñas dejan de tener la forma y textura de siempre, es necesario acudir al médico para que nos hagan un análisis. Un diagnóstico a tiempo puede contribuir con el éxito del tratamiento.

Se dice que en los casos más extremos de coiloniquia, la uña puede llegar a contener incluso varias gotas de agua, simulando ser una auténtica cuchara. Además, puede aparecer en una sola mano y también en los pies.

¿Qué tratamiento hay para la coiloniquia?

El enfoque que seguirán los médicos para tratar la coiloniquia partirá siempre de la causa. No obstante, puesto que la causa más común es la anemia y los problemas nutricionales, nunca está de más mejorar la dieta, además de seguir las recomendaciones del médico.

Tips para la alimentación

anemia y déficit de hierro
 

  • Consumir con regularidad frutas, verduras y hortalizas en general.
  • Incrementar el consumo de legumbres, como las lentejas y los garbanzos.
  • Aprovechar la levadura de cerveza y el germen de trigo para complementar algunas comidas.
  • Combinar carnes y pescados con vegetales ricos en hierro como, por ejemplo, las espinacas, los guisantes, la remolacha, el brócoli, las alcachofas…
  • Los mariscos también son alimentos muy saludables en caso de tener déficit de hierro.

Si tienes dudas acerca de qué más puedes hacer para mejorar tu salud y el estado de tus uñas, consulta con tu médico. El profesional sabrá indicarte qué es lo más adecuado para ti. ¡No dejes pasar tus inquietudes por debajo de la mesa!

 
  • Mex, D. R. (2014). Coiloniquia hereditaria. Dermatol Rev Mex.

  • Pérez Suárez, B. (2011). El lenguaje de las uñas. Más Dermatología. https://doi.org/10.5538/1887-5181.2011.15.4.

  • Galarza, V., & Cabrera, G. (2008). Hábitos alimentarios saludables. Nutrición, Salud y Alimentos ….