Col frita

Ya que la sal absorbe el sabor amargo de las hojas de col, es muy importante eliminar todo resto de sal y el agua que pueda quedarle

La col frita resulta ser un delicioso aperitivo, podrás añadirla en diferentes preparaciones y además sorprenderte con los resultados.

La col o repollo es una de las verduras que menos gracia hacen de todas las verduras comestibles (junto con las acelgas y las espinacas).

  • Sin embargo, como todas las verduras, tiene muchas propiedades y vitaminas necesarias para el ser humano.
  • Además, es una verdura diferente de las que se comen habitualmente ( lechuga, judías verdes o incluso menestra).

Concretamente la col tiene proteínas, aminoácidos, ácidos grasos esenciales, vitamina C, ácido fólico, niacina, nitratos y; minerales como el bromo, aluminio, bario, calcio, flúor, magnesio, fósforo y azufre.

Por eso aquí os enseñamos una receta sencilla y riquísima, la col frita.

Opción 1: col frita

Ingredientes

  • Media col.
  • 5 ó 6 dientes de ajo.
  • 5 ó 6 lonchas de jamón York.
  • Aceite de oliva.
  • Sal.
  • Aceite de sésamo (opcional).

Procedimiento

  • Pela y cortar los ajos en láminas y fríe en una sartén amplia con un poco de aceite.
  • Mientras se fríen los ajos, corta la col en juliana (cortada en tiras).
  • Cuando los ajos estén dorados, añade la col, remueve bien y deja friendo unos 20 minutos removiendo de vez en cuando.
  • Aparte, corta las lonchas de jamón también en tiras.
  • Cuando la col esté blandita, añade el jamón y además da un par de vueltas antes de servir.
  • Si se quiere, se puede añadir también un poco de aceite de sésamo.
col frita

Opción 2: col frita con pimentón

El pimentón también es un ingrediente delicioso que le dará un toque único a esta preparación.

Ingredientes

  • 1 col pequeña (entre 750 g y un 1 kg).
  • 2 dientes de ajo.
  • 1 ó 2 cucharaditas de pimentón.
  • Aceite.
  • Sal.

Procedimiento

  • Trocear la col en cuadraditos de 2 ó 3 cm de ancho.
  • Lavar y cocer la col en abundante agua con sal durante unos 40-50 minutos hasta que esté tierna.
  • Escurrir bien la col.
  • Mientras hierve, picar bien los ajos y además rehogarlos en una sartén con aceite hasta que estén ligeramente dorados.
  • Retirar la sartén del fuego y añadir el pimentón. Mezclar bien.
  • Volver a poner la sartén en el fuego y añadir la col bien escurrida. Salar al gusto.
  • Después, rehogar durante 30 ó 40 minutos y servir.

Opción 3: col refrita

Remedios caseros que te ayudan a limpiar el colon

Ingredientes

  • Media col.
  • 1 cebolla grande.
  • Un pimiento rojo.
  • 1 tomate.
  • 2 chorizos medianos.
  • Pimienta.
  • Eneldo.
  • Sal.
  • 4 cucharadas soperas de agua.
  • 6 dientes de ajo.
  • Tomate frito.
  • El zumo de un limón.

Procedimiento

  • Cortar la col en tiras finas. Picar la cebolla y el pimiento rojo y además cortar el tomate pelado en tacos.
  • Poner la col en un recipiente y mezclarla con sal. Hay que estrujarla bien y dejarla reposar durante media hora.
  • Escurrir muy bien la col para quitarle toda el agua que pueda tener. De esta forma, se le elimina el sabor amargo.
  • Freír en una olla a fuego lento, la cebolla, el pimiento y el tomate.
  • Cuando esté blando, añadir la col, pimienta al gusto y también cuatro o cinco cucharadas soperas de agua.
  • Dejar hervir media hora a fuego muy lento, removiendo de vez en cuando para que no se pegue.
  • Hacia el final, añadir el eneldo, el zumo de limón, un poco de tomate frito y también los dientes de ajo cortados en láminas.
  • Para enriquecerlo, echar los chorizos enteros o a trozos.
  • Después, servir caliente.

Opción 4: col frita con ajos

Comer-ajo

El ajo también es un ingrediente con íncreibles propiedades, además de ser un excelente sazonador de alimentos.

Ingredientes:

  • 1 col mediana.
  • 1 litro y medio de agua.
  • (12,5 ml) de aceite de oliva.
  • 10 dientes de ajo.
  • Sal.

Preparación

  • Corta la col en trozos pequeños y además limpiala bien.
  • Pon el agua en una cacerola y cuando hierva, introduce la col.
  • Una vez hervida, escurre bien con las manos hasta que no quede nada de agua.
  • Pela los dientes de ajo y además córtalos en rodajas pequeñas.
  • Dora los ajos en una sartén con aceite de oliva.
  • Cuando estén dorados, añade también la col escurrida con un poco de sal.
  • Remueve constantemente hasta que esté bien dorada.
  • Saca del fuego y deja enfriar un poco. Sirve.

Además de obtener un delicioso resultado, aportarás elementos nutricionales esenciales para el organismo. Después de conocer estas resetas sencillas no te quedes sin prepararlas.

  • Álvarez, J. L., Núñez Sosa, D. B., & Liriano Gonzálezy, R. (2012). Evaluación de la aplicación de microorganismos eficientes en col de repollo (Brassica oleracea L.) en condiciones de organopónico semiprotegido. (Spanish). Assessment to the Application of Efficient Microorganism to the Cabbage (Brassica Oleraceae L.) Crop in Semi-Greenhouse Conditions. (English).
  • Jaramillo, J., & Díaz, C. a. (2006). El cultivo de las crucíferas. Brócoli, coliflor, repollo y col china. Corpoica.
  • Namesny, A. (1993). Guia técnica del manejo poscosecha de apio y lechuga para el mercado fresco. Post-Recolección De Hortalizas. Volumen I. Hortalizas De Hoja, Tallo Y Flor.