Combate eficazmente la flacidez con esta crema casera

Carolina Betancourth 3 diciembre, 2016
Si queremos conseguir los efectos deseados y eliminar la flacidez debemos ser constantes con la aplicación de esta crema, ya que puede tardar unos meses en mostrar resultados

La mayoría de las mujeres se preocupan por esos signos de la edad que aparecen cuando la piel empieza a perder su firmeza y elasticidad.

La continua exposición a los radicales libres, la disminución en la producción de colágeno y elastina y la mala alimentación pueden afectar de forma directa la imagen al ocasionar arrugas, manchas y otras marcas antiestéticas.

Si bien existen muchos métodos para prevenirlo y tratarlo, muchas tienen dificultades para incorporarlos dentro de su rutina de belleza.

Además, los productos cosméticos del mercado tienden a ser demasiado costosos y no todas cuentan con los recursos suficientes para adquirirlos.

Por fortuna, existen alternativas económicas y naturales que, preparadas en casa, contribuyen a mejorar el estado de la piel sin causarle agresiones.

En esta ocasión vamos a enseñar a preparar una sencilla crema antiflacidez, cuya composición ayuda a conseguir cambios visibles en poco tiempo.

Crema casera para combatir la flacidez

Arcilla y yogur

La aplicación continua de una crema reafirmante puede ayudar a reducir la flacidez cuando esta se presenta a nivel dérmico.

Sus compuestos promueven la elasticidad natural y disminuyen la pérdida de las sustancias que la mantienen firme y joven.

Estos productos contienen nutrientes esenciales para la piel y, por lo tanto, son útiles para conservarla en perfectas condiciones.

En este caso proponemos preparar una a base de ingredientes 100% naturales que, por sus propiedades, controlan la flacidez así como la formación de arrugas, estrías, celulitis y otras alteraciones.

Se trata de una combinación de arcilla con té negro, aceite de oliva, restos de café y extracto de avellana.

Estos ingredientes penetran con facilidad a través de los poros y, a su vez, sirven para promover la circulación sanguínea y la oxigenación cutánea.

Es un producto apto para todas y lo mejor de todo es que sus ingredientes son muy fáciles de adquirir en el mercado.

Ver también: El consumo de té verde y té negro reduce el riesgo de accidente cerebrovascular

Ingredientes

  • 1 taza de arcilla (150 g)
  • 1 bolsa de té negro
  • 4 cucharadas de aceite de oliva (64 g)
  • 4 cucharadas de restos de café (40 g)
  • 10 gotas de extracto de avellana

Utensilios

  • 1 recipiente de vidrio

Instrucciones de preparación

  • Pon a calentar un poco de agua y, cuando llegue a ebullición, agrégale la bolsa de té negro.
  • Déjalo reposar unos instantes y viértelo en un frasco de vidrio.
  • A continuación, agrega poco a poco la arcilla y remueve con un utensilio de madera para que se disuelva bien.
  • Incorpora los restos de café y, sin dejar de remover, agrega el aceite de oliva y las gotas de extracto de avellana.
  • Asegúrate de que todo quede bien integrado y de que la textura sea cremosa.
  • Si consideras que la pasta está demasiado dura, agrega un poco más de té o de aceite de oliva.
  • Déjala reposar en un lugar fresco, alejada de toda fuente de calor.

Nota: Ten en cuenta que, para que no pierda sus propiedades, la arcilla no se debe manipular con utensilios de metal.

Modo de aplicación

Arcilla en el vientre

  • Dado que su textura es suave y de fácil aplicación, puedes emplear este producto en cualquier zona del cuerpo que presente flacidez.
  • Limpia bien el área que desees tratar y, preferiblemente, hazle una exfoliación previa para que los nutrientes se absorban con más facilidad.
  • Toma la cantidad necesaria de crema y frótala con suaves masajes ascendentes y circulares.
  • Usa la yema de los dedos para presionar con suavidad, ya sea en la zona abdominal, las piernas o cualquier parte flácida.
  • De hecho, puedes aplicarte un poco en el cuello y el escote, dos zonas susceptibles a las arrugas prematuras.
  • Deja una capa delgada del producto, 20 o 30 minutos, hasta que se seque bien.
  • Pasado el tiempo aconsejado, enjuaga con agua tibia y una esponja suave que facilite la eliminación total de los ingredientes.
  • De inmediato tendrás una sensación de firmeza y, sobre todo, una piel suave y libre de células muertas.

Te recomendamos leer: Truco para eliminar en un mes todos los gérmenes y células muertas de los pies

¡Para tener en cuenta!

Cómo preparar una crema natural con ácido hialurónico para combatir la flacidez

Aunque esta crema natural es una gran ayuda para combatir la flacidez, sus principales efectos no se consiguen desde la primera aplicación.

Es necesario usarla, como mínimo, tres veces a la semana, durante varios meses, para sentir una piel más firme y rejuvenecida.

Como complemento es primordial incrementar el consumo de agua y bebidas naturales, ya que la hidratación es fundamental para conservar la firmeza de la piel.

Asimismo, se debe considerar que la flacidez no siempre es cutánea y puede tener su origen en el debilitamiento muscular.

En este último caso es necesario multiplicar los esfuerzos, y adoptar una rutina de entrenamiento y una dieta que beneficie la salud de los músculos.

 

 

Te puede gustar