Combina los hidratos para perder peso - Mejor con Salud

Combina los hidratos para perder peso

Si nuestro objetivo es perder peso la clave no está en eliminar completamente los hidratos de carbono, sino en combinarlos de forma adecuada para que nos ayuden
combina los hidratos para perder peso

Pueden ser muchas las razones por las cuales no puedes bajar de peso. Consumir alimentos “no compatibles” es una de ellas.

En este artículo te contaremos de qué manera combinar los hidratos sirve para perder peso y qué otras asociaciones son beneficiosas o perjudiciales en tu objetivo.

Combinaciones con hidratos: cuáles sí y cuáles no

¿Quieres conocer más? Lee: 7 fuentes de grasas saludables que deberías incorporar en tu dieta

Combinaciones con hidratos los si y los no

La digestión de cada tipo de alimento necesita más o menos secreción de jugos gástricos.

  • Por ejemplo, si comemos carne con arroz, deben digerirse los aminoácidos de la primera. No obstante, en el mismo proceso se degradan los hidratos del segundo.

Así, el torrente sanguíneo los recibe como glucosa (como si hubiésemos ingerido varias cucharadas de azúcar).

En las dietas disociadas una de las premisas es no combinar los hidratos con las proteínas en una misma comida.

  • La enzima pepsina, que se encarga de degradar y metabolizar los alimentos proteicos, necesita un medio alcalino.
  • Si le añadimos carbohidratos al estómago, los jugos gástricos se neutralizan y trastornan el proceso de digestión. Estos ácidos inactivan a la enzima encargada de degradar los hidratos.

Por lo tanto, en este ejemplo sería conveniente cambiar el arroz por un plato de verduras cocidas.

Las carnes blancas (pollo y pescado) sí se pueden mezclar con hidratos de carbono como patatas, pastas o arroces.

Otra de las asociaciones que no es buena para tu organismo es la que incluye carbohidratos y cítricos.

  • No es conveniente combinar los almidones con los ácidos, ya que la enzima ptialina (está en la saliva) digiere mejor los hidratos en un ambiente alcalino.
  • Si le añadimos cítricos, tomates o vinagre se inhibe la primera etapa de la digestión (al masticar) y esto se transforma en sensación de pesadez o estómago hinchado.

Combinar alimentos para perder peso

Llevar una dieta balanceada es fundamental para bajar de peso y estar más saludables. Aprender cómo combinar los alimentos puede ayudarnos en nuestro objetivo.

  • Las verduras están consideradas como “neutras” (salvo excepciones como el tomate) y se pueden combinar con hidratos de carbono y proteínas.

Existen ciertas asociaciones que permiten bajar de peso y son buenas para tu salud como, por ejemplo:

  • Los frutos secos, los lácteos y los huevos con los cereales y las legumbres.
  • En las ensaladas podemos combinar las verduras con el aceite, el pan de trigo y la yema de huevo.
  • El queso fresco y el pan integral trabajan de maravillas juntos.

Las mejores asociaciones de alimentos para bajar de peso

Más allá de poder perder peso, es fundamental elegir aquellas combinaciones que no ralenticen o compliquen el proceso digestivo.

Para poder gozar de una sobremesa agradable y no sentirnos pesados, con gases o de mal humor te recomendamos estas “mezclas”:

Huevo duro y lechuga

Huevo duro y lechuga

Aunque muchos creen que es un enemigo de las dietas por su contenido de grasas y colesterol, lo cierto es que consumir hasta 2 a la semana (siempre cocidos) te sirve para saciar el apetito e incorporar muchos nutrientes.

Los huevos permiten absorber los carotenoides de los vegetales (los que le aportan su color), sobre todo en los de hoja. Junto a la lechuga serán unos grandes aliados para perder peso.

Jengibre y atún

El sabor cítrico y fuerte de la raíz de jengibre tiene sus efectos en el estómago, ya que acelera el vaciado gástrico a la vez que disminuye la sensación de pesadez.

También sus componentes bloquean el desarrollo de ciertas enzimas causantes de la hinchazón.

Por su parte el atún es uno de los pescados azules más saludables y nos protege del almacenamiento de grasas en el abdomen.

Aguacate y espinacas

Comer las espinacas crudas en ensalada nos sacia el apetito y no nos aporta demasiadas calorías.

Por otro lado, el aguacate es rico en ácidos grasos monoinsaturados los cuales mejoran los niveles de colesterol, evitan el hambre y alivian la inflamación abdominal.

Pollo con pimienta de Cayena

Pollo con pimienta de Cayena

La próxima vez que cocines pollo en casa no dudes en condimentarlo con pimienta de Cayena.

  • La carne blanca nos permite estar saciados por más tiempo y no nos aporta tantas calorías como la roja.
  • Si le ponemos pimienta aceleramos el proceso de quemar grasas debido a uno de sus principales compuestos, la capsaicina, que, además, suprime el apetito.

Patatas con pimienta

Otra excelente combinación de alimentos que merece la pena destacar. Aunque creamos que las patatas no son buenas en las dietas, la clave está en las cantidades y en la cocción.

  • No es lo mismo consumir una patata hervida o al horno a la semana que 10 raciones de patatas fritas al mes.
  • Al ser muy saciantes pueden ser perfectas para un almuerzo y siempre condimentadas con pimienta que evita la acumulación de grasa abdominal.

Lee: Pimienta negra, fantástica para tu salud

Malas combinaciones de alimentos

Si quieres bajar de peso o sueles tener problemas de digestión, te aconsejamos que no mezcles estos alimentos:

Proteínas y cítricos

Como ya hemos indicado, las frutas ácidas inhiben la producción de la enzima ptialina y, además, detienen el flujo de jugos gástricos.

Cuando comemos proteínas necesitamos que todo el sistema digestivo esté funcionando por completo.

Proteínas y grasas

La grasa reduce la producción de pepsina y de ácido clorhídrico (encargados de digerir las proteínas).

Almidón y azúcar

Las frutas, la miel o el jarabe no deben ser consumidos en conjunto con el almidón.

Si bien esta regla descarta la mayoría de los productos horneados, es fundamental reducirlos o eliminarlos de la dieta si queremos bajar de peso.

Los azúcares se digieren más rápido y los almidones quedan “solos” fermentando en el estómago. El resultado es hinchazón y gases.